Muerte del profesor Gustavo De Silvestri, una verdad que quedó a medias

En 2002, un sicario acabó con la vida del entonces presidente del Consejo Directivo de Coolechera. Después de 17 años, su esposa y sus hijos aún buscan respuestas de por qué las AUC ordenaron asesinarlo.

Archivo EL HERALDO.
Un oficial de la Policía del Atlántico reporta desde la escena del crimen. Archivo EL HERALDO.
Por: Kenji Doku @kenjidoku
Judicial

En 2002, un sicario acabó con la vida del entonces presidente del Consejo Directivo de Coolechera. Después de 17 años, su esposa y sus hijos aún buscan respuestas de por qué las AUC ordenaron asesinarlo.

Recortes de periódicos y revistas, audiencias copiadas en discos compactos y uno que otro folio con fallos y sentencias, guarda celosamente en su casa la exmagistrada  Lilian Pájaro de De Silvestri como en una especie de banco bibliográfico para cada momento en que se requiera saber sobre el asesinato de su esposo el abogado, docente y ganadero Gustavo Alexis De Silvestri Saade.

El jueves 10 de octubre de 2002 un sicario acabó con la vida del entonces presidente del Consejo Directivo de Coolechera, mientras este revisaba su camioneta en la entrada del edificio donde residía en el barrio Altos de Riomar. Después de 17 años, su esposa y sus hijos Jorge Mario, José Gustavo y Gustavo Andrés, aún buscan respuestas sobre el por qué las Autodefensas tomaron la fatal determinación.

En la reciente macro-sentencia condenatoria de la Sala de Justicia y Paz del Tribunal Superior de Barranquilla, en la que declararon responsabilidad en 2.589 homicidios a 25 ex paramilitares del Bloque Norte de las AUC, específicamente de los bloques José Pablo Díaz, en Atlántico, y William Rivas, en el Magdalena, volvió a despertar el interés de Lilian y los hijos del difunto.

Eso en razón de que además, el magistrado ponente Gustavo Aurelio Rojas dejó por sentado en el documento la compulsa de copias contra nueve presuntos “auspiciadores de las causas delincuenciales” de las AUC, todos estos hoy poderosos comerciantes y ganaderos del Magdalena y Cesar.

En esa misma sentencia, el togado advierte igualmente que en la época en que más dominio tenían en el departamento del Atlántico las Autodefensas “alcanzaron a penetrar a empresas reconocidas como Coolechera…”.

El Bloque Norte, al mando de Rodrigo Tovar Pupo, se desmovilizó en dos fases: la primera, el 8 de marzo de 2006 en el corregimiento Chimila, municipio de El Copey (Cesar); la segunda, el 10 de marzo de 2006 en el caserío El Mamón, vereda La Mesa, municipio de Valledupar (Cesar). Se desmovilizaron 2.215 hombres, acto en el que entregaron 625 armas, 378 granadas, 99 radios portátiles, entre otros elementos de uso privativo de las fuerzas militares.

 

Gustavo Alexis De Silvestri Saade, asesinado.
Gustavo Alexis De Silvestri Saade, asesinado.

Vallenato y estudio

Jorge De Silvestri, hijo mayor del profesor Gustavo y quien hoy reside en el exterior, recuerda a su padre como “un hombre bondadoso, alegre, buen padre, buen hijo, estudioso, amigo de sus amigos, desprendido y servicial”.

A todos estos calificativos, Jorge menciona que a don Gustavo “le gustaba enseñar” y, de inmediato, añade que este dictó cátedras en la Universidad del Atlántico, Libre y en la CUC.

El jefe de los De Silvestri era oriundo de la tierra de Gabo, por eso combinaba la academia con el campo. Soñaba con la cría de animales, con montar a caballo, dormir en hamaca y ayudar a quien lo solicitara. Esto lo complementaba escuchando tonadas de la música vallenata, su preferida, al igual que la música de banda.

Desde muy joven se fue a estudiar a la capital del país y el frío no fue impedimento para que obtuviera el título de Economista en la Universidad Nacional de Colombia. Luego aterrizó en Barranquilla, en donde estudió y se graduó de abogado en la Universidad Libre. En esta última fue decano de Derecho a mediados de los 90.

Tuvo la responsabilidad de ser secretario de planeación Departamento del Magdalena en los años 82-83, así como gobernador encargado del mismo departamento durante esos años en varias oportunidades.

Perteneció a Cámara  de Comercio Barranquilla como árbitro y su última tarea fue pertenecer a la junta directiva de Coolechera hasta el día de su muerte.

“Su familia era primordial, sus hijos, sus papás, tíos y sus hermanos era su soporte vital que cuidaba celosamente. La única vez que lo vi llorar fue con la muerte súbita de su padre y cuando yo salí del país”, recordó Jorge.

El ataque

Gustavo De Silvestri, con 57 años hasta el momento de su muerte, regresó ese jueves 10 de octubre a las 7:55 de la mañana a su apartamento del edificio Ivonne, situado en la carrera 59 con calle 94, en el barrio Altos de Riomar, en el norte de Barranquilla. Horas antes había cumplido con su cátedra en la sede norte de la Universidad Libre.

Estacionó su inmensa Ford 150 de color blanco, placa QGK 469, y pidió al vigilante del edificio un poco de agua para echársela al radiador.

El sicario se acercó al abogado cuando este había terminado de vaciar en el carro un recipiente con el líquido. De Silvestri recibió 6 impactos de bala: 3 hicieron blanco en la cabeza, 2 en un hombro y el otro en el abdomen.

La Policía estableció que el sicario utilizó un revólver y contó con la ayuda de un cómplice que lo esperó a una cuadra, al mando de una motocicleta de color azul.

Testigos dijeron en aquel momento que el hombre que disparó lucía una camiseta blanca y era de estatura baja, piel trigueña, tenía bigote y su corte de cabello era rapado. Pocas calles después de la escena del crimen, el sicario hizo transbordo a un automóvil Mazda 323 de color azul.

El abogado fue auxiliado por uno de sus hijos, quien tomó las llaves de la camioneta y lo condujo hasta la Clínica del Caribe, donde poco pudieron hacer los médicos debido a la crítica condición de la víctima.

Las voces de rechazo por el hecho no se hicieron esperar. El gobernador de la época, Ventura Díaz Mejía, calificó a De Silvestri Saade como un “hombre de conducta intachable, dedicado a la academia”.

El entonces magistrado del Tribunal Superior de Barranquilla, Moisés Lozano, señaló que “Era una persona conciliadora, que no generaba amenazas, sino que servía a la sociedad desde las aulas”.

Investigadores que atendieron el caso informaron extraoficialmente sobre la posibilidad de amenazas de la guerrilla y los paramilitares contra De Silvestri Saade a razón de su actividad como ganadero y de su reciente elección en la junta de Coolechera.

Mucho tiempo después, luego de que el Gobierno nacional postulara a los exparamilitares al “proceso de justicia y paz” ese informe extraoficial sobre la posible vinculación de paras que surgió posterior a la muerte de De Silvestri terminó siendo verdad.

En este contexto, se supo que la muerte fue ordenada por las AUC, según lo confesó Yonis Acosta Garizabalo, alias 28, y por línea de mando lo aceptó Salvatore Mancuso Gómez.

Una verdad a medias

El abogado Emerson Rocha, quien representó los intereses de la familia De Silvestri Pájaro ante el proceso de Justicia y Paz de los paramilitares, comentó que asumió el caso de homicidio del “doctor Gustavo”, inicialmente, porque fue su profesor en la Universidad Libre y segundo porque eran paisanos  y compartían los mismos gustos por el campo.

Este sostuvo que en audiencias escuchó al postulado de Justicia y Paz confesar el asesinato, incluso recordó que este dijo que un día antes “Gustavo los había visto y no se pudo hacer el trabajo. El segundo día sí ejecutaron la muerte”.

Sin embargo, este abogado que hoy cambió hacia la corriente “civil y administrativa” explicó que “la verdad sobre ese hecho no salió a relucir como debió ser porque fue aceptado por línea de mando por Salvatore Mancuso y por quien lo ejecutó, en este caso alias 28”.

“Cuando ellos aceptaban por línea de mando era una verdad que quedaba a medias. Incluso a veces no sabían qué fue lo que pasó o cuáles fueron los móviles del  por qué ejecutaron un homicidio. Simplemente él (postulado) dice que por línea de mando lo acepta porque fue su zona y el hecho ocurrió en el momento en que el frente ordenaba en esa zona, pero no determinan por qué”, expresó Rocha.

Édgar Ignacio Fierro Flórez, alias Don Antonio, también aceptó el asesinato de De Silvestri por “línea de mando”, pero, según el abogado, tampoco dijo cuáles fueron los motivos. Su argumento fue que ingresó en 2003 como comandante del frente José Pablo Díaz del bloque Norte de las Autodefensas Unidas de Colombia, cuando fue destituido del Ejército, y la muerte del ganadero ocurrió en 2002.

Entonces, la tesis es que quien debió ordenar la muerte Gustavo De Silvestri Saade y saber el motivo fue José Pablo Díaz Zuluaga, el primer comandante del frente paramilitar en Atlántico, quien llegó en 2000 por orden de Jorge 40. Este estuvo al mando del frente ‘para’ hasta 2003, cuando fue acribillado en la troncal del Caribe, en el trayecto entre Ciénaga y Fundación.

“Como él ya no existe (Díaz Zuluaga) y fue reemplazado, don Antonio Antonio acepta el hecho por línea de mando, pero no tiene idea de qué fue lo que pasó”, expuso el abogado Rocha.

Aunque este consideró que la muerte de Gustavo De Silvestri sí pudo estar ligada con su vinculación a la cooperativa lechera, pues para esa época había un afán de las Autodefensas en meterse de ‘cabeza’ a dominar las empresas locales, concluyó que la justicia nunca ha aclarado el hecho ni se ha demostrado nada.

Este luego se remite a la reciente sentencia de la Sala de Justicia y Paz del Tribunal Superior de Barranquilla, en la que el magistrado ordenó a un fiscal de Ley 600  la apertura de una nueva investigación al respecto.

Hoy paradójicamente José Gustavo, el segundo hijo del abogado asesinado, hace parte de la tradicional cooperativa lechera de la Costa como miembro de su junta directiva. Esa es una forma de honrar la memoria de su padre.

Primera página de EL HERALDO, el viernes 11 de octubre de 2002, con la noticia del crimen.
Primera página de EL HERALDO, el viernes 11 de octubre de 2002, con la noticia del crimen.

Has llegado al límite de acceso a noticias para usuarios no registrados.

Registrate con tu correo y disfruta gratis las noticias.

¿Ya tienes una cuenta?

Disfruta de los siguientes beneficios:

Acceso ilimitado

Noticias más populares

  • EN EL HERALDO
  • EN Judicial
  • EN VÍDEOS
  • EN FOTOS
ALERTA 🔴 Los casos confirmados de coronavirus en el mundo ascienden a 823.626 y 40.598 personas han muerto 🔴 El mundo se acerca al millón de infectados por coronavirus 🔴 Muertes por coronavirus en EE.UU. marcan un nuevo récord diario con 884 víctimas 🔴 México confirma un total de 1.378 casos de coronavirus y 37 fallecidos Se elevan a 144 los casos de coronavirus en Venezuela 🔴 Ascienden a 2758 infectados y 98 muertos en Ecuador 🔴 Se eleva a 240 el número de fallecidos por coronavirus en Brasil y los contagios afectan a 6.836 personas 🔴 Muere en Estados Unidos un bebé de seis semanas por coronavirus X
X

Hola,

Bienvenido a tu cuenta de EL HERALDO.

Con tu cuenta de EL HERALDO vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

Bienvenido a EL HERALDO

Bienvenido, puedes ingresar con tu correo electrónico y contraseña registrada.

Si todavía no tienes una cuenta, puedes registrarte aquí, es gratis.

Conéctate con tu cuenta de Facebook ó Google

Registrate en EL HERALDO

Crea tu cuenta en EL HERALDO y vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

* La contraseña debe ser mayor de 5 caracteres, contener una mayuscula y un numero

x

Reestablecer tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el cual te registraste, te enviaremos un enlace para que puedas restablecer tu contraseña y acceder de nuevo.

La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web