Atlántico | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
SUSCRÍBETE
Si ya eres suscriptor, actívate sin costo
Atlántico

Autocuidado y bajas ventas, así es el ambiente futbolero en Barranquilla

Autoridades hacen un llamado a disfrutar con prudencia la jornada futbolera y  reforzarán los dispositivos de seguridad para evitar aglomeraciones.

Barranquilla alista los toques finales para recibir, una vez más, a su más elegante visitante, la Selección Colombia. Aunque en las calles de la ciudad no se vive el ambiente previo al encuentro como en otras oportunidades, entre tanto, por efectos de la pandemia, a medida que avanzan las manecillas del reloj, se prevé que la ciudadanía sintonice el ritmo de la ‘fiebre amarilla’.

El ambiente general para el evento deportivo desde la óptica de la administración pública es de disfrutar al combinado nacional con prudencia y responsabilidad.

En ese sentido, el secretario de Salud Distrital, Humberto Mendoza, realizó un llamado a la colectividad barranquillera para disfrutar responsablemente de la justa deportiva y no tirar por la borda el buen comportamiento de los índices del virus en la ciudad de los pasados meses de agosto, septiembre, octubre y lo que cursa del décimoprimer mes.

Mendoza resaltó que para casos como partidos del combinado tricolor, “cuando se celebra un gol y se grita sin tapabocas, se genera una exposición o una aspersión de una persona que puede sin saberlo ser asintomática y ser un paciente contagiado con la Covid-19, generando, más aún si es un espacio cerrado, riesgos para la enfermedad en los demás que están ahí”.

Ante esto, recalca la máxima autoridad distrital de salud, “el mensaje es a celebrar el partido de la selección Colombia en un ambiente sano, sin alcohol, con uso del tapabocas permanente para que al momento de cantar un gol o una jugada en particular, no haya riesgos de aerosoles o partículas que puedan facilitar la infección”.

Mantener las distancias correspondientes en las reuniones y no compartir los utensilios, son también parte de las recomendaciones de Humberto Mendoza.

Por otro lado, si la ciudadanía se desplaza a un restaurante o a un local nocturno habilitado en el piloto distrital, las medidas de bioseguridad anteriormente señaladas deben intensificarse.

“Lo mejor que pueden hacer las personas es quedarse en casa. Sin embargo, están permitidas las reuniones en establecimientos nocturnos. Allá lo ideal sería ventilar los espacios, además, si por fuerza mayor toca estar en sitios cerrados, también se debe mantener el tapabocas de manera permanente y no compartir ni utensilios ni vasos”, precisó Mendoza.

Dinámica de ventas agridulce
La dinámica en ventas ha caído un 60%, en el mejor cálculo. Mery Granados Herrera

Los vendedores de camisetas y banderas tricolores extrañan los flujos de ventas que los encuentros de la selección colombiana representaba para ellos, ya que solían ser “de las mejores fechas”. El efecto económico de la pandemia y la restricción de aforo en el recinto deportivo, argumentan, son los fantasmas que los persiguen en la actualidad.

Roberto Landero, comerciante de la plaza Galería 72, mira cabizbajo buscando encontrar una explicación a las expectativas de las ventas. Tras unos segundos, su respuesta es contundente: “Realmente uno cuenta con optimismo, pero en realidad por esta pandemia, las ventas han bajado casi un 60%”, dijo.

Landero rememora cuando en otros encuentros de eliminatorias, que llegaban ciudadanos del interior del país y del exterior, las ventas eran “excelentes”.

Aún con la cabeza gacha, Landero explica que en esta semana de víspera de partido solo ha podido vender “tres o cuatro camisetas”.

Por un momento, mira al cielo, lanzando un mensaje a Dios y confiando en él para que con su favor “la gente salga en lo que resta de hora para que compren al menos unas dos docenas”.

A pocos metros de Roberto, Alexis Herrera, otro comerciante del recinto, conversa por llamada telefónica con un amigo al que le describe “lo dura que han estado las ventas”.

Para Herrera en la habilitación de público barranquillero en el estadio está la clave para revertir la tendencia a la baja de las ventas.

Operativos de control

El secretario de Gobierno, Clemente Fajardo Chams, manifestó que desde ayer se intensificaron los operativos de control de seguridad con las Caravanas de la Legalidad para los restaurantes, bares, centros comerciales y establecimientos de comercio en los alrededores del estadio, como medida para evitar posibles aglomeraciones antes y después del partido.

“Por ningún motivo se permitirá aglomeración de público ni en las afueras del estadio Metropolitano ni en los establecimientos de comercio. Negocio que incumpla será sancionado”, advirtió Fajardo.

En esta oportunidad, según anuncio del Comando de la Policía Metropolitana, se contará con 1.100 policías para las afueras y dentro del estadio y otros 3.000 de todas las especialidades dispuestos y desplegados por toda la ciudad en operativos y como apoyo antes, durante y después del partido.

Ambiente futbolero
Pocos clientes se acercan hasta los locales comerciales. Mery Granados.

“Las ventas han estado muy regulares, muy lentas, porque hay que decir la verdad, Barranquilla es la casa de la selección pero Barranquilla sin aforo es una ciudad normal. Necesitamos que se permita el aforo en el estadio para que la gente viva el sentir de la selección Colombia”, exclamó Herrera, quien además lanzó un mensaje a las autoridades para que tomaran una decisión al respecto.

“No es igual un estadio con un aforo moderado a un estadio muerto y solo. Necesitamos que la Federación Colombiana de Fútbol y el presidente analicen bien el tema para que se den cuenta que el barranquillero apoya a la selección es ahí, al pie del estadio”, agregó.

En el local de Herrera, ubicado en una de las entradas a la plaza comercial, las ventas de las camisetas comparadas frente al año pasado han caído en un 80%.

“La gente está fría porque si no hay aforo, no hay movimiento y sin este no hay entusiasmo. Barranquilla está fría. Necesitamos que permitan meter aforo para el próximo partido para que esto cambie”, complementó el comerciante.

Aunque no está en el recinto comercial, Fernando Cifuentes vive el mismo panorama agridulce que sus pares. Mientras ordena la mercancía de la selección colombia para un “mejor ángulo de los carros”, confiesa que “han estado lejos de ser lo que solían”.

“Las ventas han estado muy lentas, no era lo que se esperaba”, señala Cifuentes, aunque no cierra del todo la puerta a que la situación cambie.

“Esperamos que mejoren con el paso de las horas, que la gente se motive un poco más para que las ventas suban un poquito más”, agregó el comerciante.

Al igual que sus compañeros de oficio, la razón principal por la que las ventas de las camisetas hayan caído se debe al poco movimiento de gente alrededor de la dinámica deportiva.

“Me imagino que es por el control de la afición. No hay movimiento. Los estaderos pueden jalar un poquito la gente pero en general, el ambiente está muy quieto. Esperemos, de verdad, que mejoren”, dijo Cifuentes.

El comerciante explicó que ayer es cuando “más se movieron las ventas, alrededor de un 30%”, pero que en el resto de la semana “no se había producido nada”.

La incertidumbre, mismo panorama de los establecimientos nocturnos
Aspecto de las medidas de bioseguridad en La Troja. Mery Granados.

Aunque un número reducido de establecimientos nocturnos está trabajando bajo la figura de piloto gastronómico, las expectativas de los mismos en torno al partido de la selección colombia no son las mismas que en otrora, en gran parte, por el cumplimiento de las normas de bioseguridad y por la hora del partido, 3:30 p.m.

Nelson Fontalvo, propietario del estadero La Estación de la 8, señaló que aunque las personas “puedan salir a ver partido”, el cumplimiento de ellos como establecimientos autorizados “debe ser muy riguroso”para “no descuidar la salud por la alegría de un partido”.

César Ahumada, dueño del bar la Verbenera, destaca que en otras oportunidades “el partido de la selección Colombia es un detonante de consumo para cualquier establecimiento“, pero que en esta ocasión por lo particular de la pandemia, “es un evento más”.

Ahumada, agregó que la hora del partido no contribuye a una “mejor dinámica” ya que a esa hora, muchos ciudadanos se encuentran trabajando o realizando otro tipo de actividades.

Por su parte, Edwin Madera, propietario de La Troja, le pidió al Distrito ampliar la capacidad del aforo permitido en las pruebas piloto para ellos a un 50%, comprometiéndose a cumplir todos los requerimientos de bioseguridad.

“Como comerciantes también tenemos un anhelo de ir buscándole un equilibrio a nuestra economía. Por medio de la policía podríamos ampliar este aforo”, planteó Madera.

En la actualidad, La Troja, que forma parte del plan piloto solo cuenta con capacidad para 50 personas al momento de su funcionamiento.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Más noticias de:

  • Catar 2022
  • comerciantes
  • Economía
  • Estadio Metropolitano Roberto Meléndez
  • Medidas de Seguridad
  • Pandemia
  • Policía Metropolitana
  • Selección Colombia
  • Selección Uruguay
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web