Región Caribe | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
INGRESAR Explora tu perfil

Amigo lector,

Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

SUSCRÍBETE
Cortesía
Región Caribe

Reapertura de playas, con app y cita previa

Ciudades costeras avanzan en protocolos de bioseguridad  para reabrir playas. Cartagena estudia si habilita área de vendedores informales.

Lo que más anhelan las 4.135 personas que económicamente dependen del turismo en el puerto de San Antero, uno de los más visitados de Córdoba, es que reabran las playas, trabajo que coordinan el Ministerio Turismo, la Dirección General Marítima y la Alcaldía. 

El secretario de Turismo municipal, Carlos Castillo, dijo que en reciente visita se determinó que el sector ‘La Viuda’ será la playa piloto con puntos de acceso, desinfección, lavado de manos y sitio de salida. También ubicación de prestadores de servicios turísticos y marítimos, entre otros, como propuso la Alcaldía de San Antero.

En este proceso tienen apoyo del Servicio Nacional de Aprendizaje, Sena, que se encargará de formalizar y capacitar en temas de bioseguridad a las asociaciones y comunidades que viven de la atención de turistas. Hasta ahora no hay claridad sobre el número de personas que trabajarían, ni los hoteles que tendrán el aval para reabrir.

En Cartagena el piloto no contempla vendedores informales

Con base en el protocolo de reapertura de playas entregado por la Dimar al Ministerio de Salud, Cartagena se prepara para ello, declaró Guillermo Ávila secretario de Planeación. Dijo que en ese borrador se han venido trabajando los planos, ubicación, organización y sectores que se abrirían una vez el Gobierno nacional expida el decreto respectivo. “Después de esa fecha serían unas dos semanas de preparación para la reactivación”, precisó el funcionario.

“Más que reapertura en Cartagena estamos hablando de adaptación a esta nueva etapa, porque el virus va estar entre nosotros por largo tiempo”, sostuvo también el funcionario. Explicó que se tienen que definir detalles como el espacio mínimo por metro cuadrado, capacidad de carga y todo el contexto integral de actores, necesidades y normas que se deben tener en cuenta a partir de la propuesta piloto.

 Sin embargo, advirtió que en esta primera fase no se aceptarán vendedores informales, pero estudian la posibilidad de habilitar una área especial para ellos. El ingreso a las playas, que sería entre El Laguito y La Boquilla, será con cita previa o reserva. Y el uso de tapabocas será obligatorio. La presidenta de Cotelco, Marta Lucía Noguera, calificó la reapertura de las playas como importante y positivo para la ciudad.

“Estamos trabajando con la Alcaldía para establecer los protocolos que aún no han sido del todo construidos, para aportar nuestro granito de arena para establecer las condiciones más favorables de la reapertura”, expresó. “Esta nueva fase nos invita a que seamos responsables en el autocuidado y más consciente de la responsabilidad que tenemos colectivamente”, subrayó la dirigente.

Conceptuó, además, que el turismo se va a reactivar una vez se tengan los itinerarios de las aerolíneas, debidamente confirmados, así como el transporte interdepartamental por vía terrestre. “Creo que lo más importante es que podamos arrancar, que nos preparemos los hoteles, operadores turísticos, restaurantes, guías, para que una vez estemos todos debidamente alineados en torno a los protocolos, estar listos para el retorno de nuestros turistas”, concluyó.

Aún no hay fecha para abrir Playa Blanca y Rodadero

En medio de reclamos de los trabajadores del turismo por el prolongado confinamiento y cierre de playas, la Alcaldía de Santa Marta está trabajando en un plan piloto que contempla la apertura de estos escenarios. Iniciarían por los balnearios de El Rodadero y Playa Blanca, y en una segunda fase con otros de ese mismo entorno.

El Gobierno plantea que para la implementación de pilotos en las playas se creará una aplicación mediante la cual se realizará el registro y control de aforo del ingreso a las mismas. Es precisamente este sistema una de las objeciones del sector.

La secretaria de Desarrollo Económico y Sostenibilidad, Isis Navarro, explicó que “quien desee disfrutar de un baño en el mar, obligatoriamente tendrá que hacer una cita para su visita en una aplicación, detallando nombre, número de personas, día y hora en la que tiene pensado realizar el paseo”.

De la misma manera se le exigirá que cumpla con unas normas de prevención, para que en el tiempo que permanezca en la playa no incurra en imprudencias o actividades en las que exponga su salud y la de los demás.

La Alcaldía, a través del Instituto Distrital de Turismo, Indetur, trabaja en la consolidación del plan de reactivación turística con los agentes del sector, y posteriormente continuará con la socialización de este, con el fin de realizar los ajustes y la validación con ese grupo económico y la comunidad en general.

Esto quiere decir que la apertura de playas es una decisión que aún no tiene  una fecha determinada.

Los trabajadores de la playa en Santa Marta (trenceras, lancheros, carperos, silleros y otros) son unos 3.500, aproximadamente, pero sumando a los que no están formalizados puede llegar a los 10.000 mal contados.

Con el piloto, en La Guajira cada bañista tendrá 16 m2 de playa

En Riohacha comenzó a trabajarse un modelo de reapertura de playas con todos los protocolos de bioseguridad y medidas sanitarias para evitar el contagio de la temida Covid-19.

Así lo explicó el teniente de fragata Andrés Murillo, de la Capitanía de Puerto de esta capital, que junto a la administración distrital, departamental, Policía, Dimar y otras autoridades, están enfocados en un proyecto que se está terminando de diseñar con el fin de permitir a los ciudadanos que disfruten del mar sin poner en riesgo su salud y bienestar.

Afirma que los protocolos ya se han revisado tanto en Riohacha, Palomino, Dibulla y Manaure, y que solo resta la fase de aprobación.

“En estos momentos se está trabajando en la infraestructura que se necesita para implementar los protocolos porque tienen que haber unas barricadas para delimitar las áreas, una pasarela para discapacitados, los baños, zonas de desinfección y otra para vendedores”, explicó el oficial.

Sostuvo también que inicialmente será un área de 25 mil metros cuadrados para 224 personas, que podrían ingresar en un horario que estaría entre las 7 y 10 de la mañana.

Cada usuario estaría usando 16 metros cuadrados, más de los propuesto por la Dimar, que es de 10 metros cuadrados, reveló también.

Iván Alvear Velaidez, de la Alianza de Empresarios del Turismo de La Guajira, calificó por su parte como positivo el hecho de abrir las playas, aunque dijo que la reapertura de las empresas del sector dependía también de la conectividad; es decir, la apertura de aeropuertos y terminales de transportes a cargo del Gobierno.

Informó que por la pandemia en La Guajira se han afectado 1.400 empresas dedicadas a la actividad turística debidamente registradas en Cámara de Comercio. Solo en Riohacha son 450.

Estos dos sectores generan unos 7.500 empleos de manera directa, sin incluir la informalidad que es del 50% aproximadamente.

En Sucre solo se habla de reabrir La Coquerita

Aunque en Sucre el sector turístico de playas se concentra en Tolú, San Onofre y Coveñas, solo en este último municipio se habla de la reapertura de un kilómetro que se sitúa en el sector de La Coquerita.

La Alcaldía de Coveñas ya realizó la inspección de la zona con el personal de la Dirección Marítima, Capitanía de Puertos y la Policía de Turismo, para verificar en terreno las acciones a emprender y presentar la solicitud al Gobierno nacional.

Tienen previsto que en ese kilómetro de playa existan puntos de lavado y desinfección, señalización de espacios, punto de acceso y salida de la playa.

El alcalde, Rafael Ospina Toscano, confirmó que se trata de un proyecto piloto y trabajan con las autoridades departamentales y nacionales para que el regreso sea seguro y responsable. Héctor Conde Rangel, directivo de la Asociación de Empresarios Turísticos (Asetur) del Golfo de Morrosquillo, celebra que ya se hable de la reapertura de la “industria sin chimenea”, pero deja en claro que este debe ser un proceso paulatino y muy responsable en aras de que no se registre un rebrote que ocasione el cierre definitivo de playas.

Considera, en su caso particular, que el hotel que él tiene a su cargo y que se sitúa en las islas, podría abrir sus puertas de nuevo a partir de octubre, y con un aforo mínimo.

Aseguró que en medio de la pandemia muchas personas han realizado reservas, y él las ha aceptado, pero para los meses de octubre y noviembre. En septiembre seguirá en aislamiento y con la preparación de todos los protocolos.

Conde Rangel precisó el monto de las pérdidas económicas que deja la pandemia en este sector, pero sí habla de que unas 5 mil personas han estado sin empleo formal e informal desde el 25 de marzo.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Más noticias de:

  • Pandemia
  • playas
  • Playas de Cartagena
  • Playas de Santa Marta
  • restricciones en playas
  • Turismo
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web