Judicial | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
INGRESAR Explora tu perfil

Amigo lector,

Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

SUSCRÍBETE
A las afueras de los centros médicos en Barranquilla, familiares esperan noticias de las víctimas de la explosión.
Hansel Vásquez.
Judicial

La familia Franco perdió a 4 de sus miembros y 9 más están gravemente heridos

14 heridos de la explosión de Tasajera siguen en clínicas de Barranquilla.

La conmoción ha hecho que a Tania Franco se le olviden algunos nombres. En total, 13 miembros de su familia resultaron heridos por la explosión del camión cisterna de gasolina, que se registró este lunes en Tasajera, corregimiento de Puebloviejo (Magdalena). De ellos, dijo que cuatro han fallecido y otros nueve siguen luchando por su vida en clínicas de Barranquilla, Baranoa, Valledupar, Santa Marta y Bogotá.

De los Franco, los Maldonado y los Ariza “algunos están más estables que otros”, dijo Tania con voz apagada. “Ese es el único reporte que tenemos hasta el momento”, recalcó.

Aunque intenta estar al tanto de sus hermanos, tíos y sobrinos heridos, le ha costado trabajo saber dónde están todos, pues su atención está puesta, principalmente, en sus hijos Cristian Esnéider Maldonado Franco, de 24 años, y Joiner Maldonado Franco, de 20 años.

“A Cristian lo trasladaron junto con mi hermano Óscar a Bogotá. Él está más estable que mi otro hijo, Joiner, y no tiene tantas quemaduras”, explicó Tania desde las afueras de la Clínica General del Norte, en Barranquilla, desde donde espera noticias de su hijo menor. 

Contó que Joiner había resultado con el 75 % de la superficie corporal quemada, pero que este miércoles había recibido noticias alentadoras a las que se aferraba.

“Para la gloria de Dios, Joiner no ha tenido complicaciones en órganos, porque llegó con el ritmo cardiaco muy bajo, pero ya se le ha normalizado y está recibiendo satisfactoriamente”, aseguró.

Para ella, pese al desaliento que pueda causar el panorama que enfrenta su familia, la esperanza de volver a verla reunida se mantiene viva.

“Tengo mucha fe en que cada una de las personas que están en esta situación saldrán en victoria. Yo sé que van a salir de aquí”, afirmó la mujer. 

Con ella está de acuerdo Cecilia Fernández Mejía, quien desde la Clínica Reina Catalina, de Barranquilla, se ha convertido en una especie de vocera de su grupo de esperanza. No es que ellos se llamen así, pero ciertamente con ese sentir se mantienen unidas las personas que aguardan a las afueras del centro médico, bajo sol y lluvia, por noticias de los nueve heridos en el accidente que son atendidos allí. 

Cecilia espera por su hermano, Gilberto Fernández Mejía, de 42 años, el único habitante del corregimiento de Palmira que resultó herido en la explosión; pero ha aprendido también a esperar por los tasajerenses que también son atendidos allí.

“Nos han dado un parte médico más positivo, nos dicen que están evolucionando mejor y por un lado eso nos tiene más tranquilos. Están evolucionando bien a las medicinas”, contó en la lluviosa tarde de ayer, en nombre de las familias con las que, aseguró, aguanta los aguaceros que sean necesarios, con tal de saber que sus seres queridos estén bien. 

Pasaron las 48 horas

Al cierre de esta edición, 14 heridos durante la explosión del camión de gasolina permanecían en unidades de cuidados intensivos en Barranquilla.

Si bien su pronóstico seguía siendo reservado, estos guerreros de Tasajera lograron pasar las primeras 48 horas posteriores al accidente, que según el secretario de Salud de Barranquilla, Humberto Mendoza, son las más peligrosas y desafiantes para las víctimas.

Según informó el funcionario, de los primeros 15 hombres que llegaron a Barranquilla para ser atendidos por las heridas que sufrieron, tres fallecieron entre la noche del lunes y la mañana del martes. 

Posteriormente, arribaron a la capital del Atlántico cuatro pacientes más que se sumaron a los 12 heridos que permanecían con vida en cuatro centros de salud: Clínica Reina Catalina, Clínica General del Norte, Clínica Atenas y Adelita de Char. 

Sin embargo, al mediodía de este miércoles, el alcalde de Puebloviejo, Fabián Obispo, confirmó la muerte de otros dos heridos, por lo que el miércoles cerró con 14 pacientes en Barranquilla.

A estos se le suman cuatro víctimas que son atendidas en Baranoa, en una sede de una clínica barranquillera, también en UCI.

“Hay una atención multidisciplinaria, encabezada por médicos intensivistas. En este caso, por el tipo de heridas y la situación que se registró, también son atendidos por cirujanos plásticos en unidades de quemados especializadas”, aseguró Mendoza.

También recordó que Barranquilla es un centro de referencia para unidades de quemados y que las instituciones en las que se encuentran los heridos han sido destacadas por su atención a víctimas de este tipo, y que “hacen todos sus esfuerzos para brindar la mejor atención” a los pacientes.

En Valledupar

Por otro lado, hasta la Clínica de Alta Complejidad del Caribe en Valledupar han sido trasladadas en estado crítico 13 de las personas que resultaron con quemaduras al estallar el camión. 

“Hay pacientes comprometidos en más del 60% de superficie corporal, estamos con un equipo médico intensivista y un equipo de personal paramédico, que están haciendo todo lo posible. Nuestra cirujana plástica y la sala de cirugía están a disposición de los pacientes”, dijo Patricia Pérez, gerente del Grupo Clínica Médicos.

A los quemados que llegaron a Bogotá les harán pruebas de COVID-19

La Secretaría de Salud de Bogotá informó este miércoles que fueron trasladados otros dos pacientes quemados del accidente en Tasajera. Estos heridos se suman a los siete pacientes que fueron remitidos el pasado martes y que permanecerán en el Hospital Simón Bolívar, especializado en quemados y el centro médico público más grande de la capital.

En un comunicado de prensa, la Subred Integrada de Servicios de Salud del Norte de la ciudad informó que los pacientes llegaron con quemaduras extensas de segundo y tercer grado que van desde el 13% al 65% de su superficie corporal. “Su condición médica es crítica, con pronóstico reservado debido a las lesiones de vía aérea en algunos de los pacientes”, aseguró la Subred en el reporte.

También explicaron que de los siete quemados que llegaron inicialmente dos de ellos se encuentran con soporte ventilatorio en la unidad de cuidados intensivos, debido a la inhalación de humo. Los otros cinco reciben atención médica especializada en hospitalización.

Al respecto, Jaime García, gerente de la Subred Norte, dijo a periodistas este miércoles: “Ayer (martes) recibimos un vuelo con siete pacientes, de los cuales dos venían con soporte ventilatorio y los otros cinco sin él. Fueron recibidos en horas de la noche, evaluados y clasificados por nuestro equipo científico, en cabeza de la doctora Patricia Gutiérrez. Se decide dejarlos a todos en el Simón Bolívar, dos de ellos gran quemados con quemaduras superiores al 65% continúan con soporte ventilatorio y los otros cinco restantes vienen recibiendo atención médica”.

Por ser sospechosos de COVID-19, se le practicaron pruebas a los siete pacientes remitidos inicialmente. 

Explicó además Gutiérrez que “todas las quemaduras, por ser por llama, son de segundo y tercer grado. Lo más importante es la reanimación, que empieza tardía porque el traslado no fue inmediato y aumenta la mortalidad. Y es una combinación muy difícil, dada la situación tan grave que estamos viviendo, pero tenemos que hacer manejo químico y quirúrgico como cualquier paciente quemado”.

Sobre el Hospital Simón Bolívar, Gutiérrez aseguró que se trata de “un centro de referencia nacional y especializado, tenemos un equipo humano de más de 120 personas entre intensivistas, anestesiólogos, emergenciólogos, médicos generales, cirujanos plásticos, terapeutas, enfermeras especializadas, todos en manejo de quemados, que es un paciente difícil, que maneja una patología que desde todo punto de vista se considera catastrófica y de alto costo humano”. 
 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
Faltan:

días

Y
:

horas

Carrera 53 # 125-550 Rosales, Villa Campestre
Programa tu visita

Programa tu visita

Debido a la contingencia sanitaria y a las medidas de pico y cédula, te pedimos que ingreses tu número de documento para que puedas elegir una fecha con tu pico y cédula correspondiente.

Programa tu visita

Elige la fecha y la hora que mejor se acomode a tu agenda para acceder a todos los beneficios de nuestra tienda.

Completa tus datos personales.

¡Visita programada!

¡Listo!, has enviado correctamente tus datos para acceder a nuestra tienda.

Recuerda que debes presentarte solamente el día y hora que has escogido.

Más noticias de:

  • accidente camion
  • explosion
  • quemados
  • Tasajera
  • Tragedia
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web