El Heraldo
Noticias

Infraestructura educativa en la isla con nueva cara

Se han destinado en un principio $1.400 millones para rehacer dos instituciones educativas.

En Providencia y Santa Catalina islas el regreso a la presencialidad quedó condicionado no solo por la existencia de la Pandemia, sino por los estragos que dejó el huracán Iota en noviembre de 2020, porque las instituciones educativas de esas dos islas también resultaron totalmente destruidas.  Es decir que esta es otra agenda social gubernamental que fue definida por los fenómenos climáticos y sus consecuencias en la región.

Por ello, la inversión que el Gobierno Nacional hará en materia de infraestructura educativa no será para el mejoramiento de la misma, sino para su reconstrucción.

Para ello se han destinado en un principio recursos del orden de los $1.400 millones, para la reconstrucción de las instituciones educativas Bomboná y María Inmaculada, en cuyas sedes construirá 13 aulas de clase, 13 baterías sanitarias y dos zonas administrativas, que, en su conjunto, comprenden espacios de aprendizaje que beneficiarán a los niños y jóvenes de esta región del país, especialmente para las escuelas Bomboná y Junín, que albergan la mayor cantidad de estudiantes escolares y bachilleres del pequeño municipio.

En el entre tanto la ministra de Educación, María Victoria Angulo, entregó en junio pasado varias aulas temporales donde fueron reubicados los estudiantes de educación preescolar, básica y media, mientras se avanza en la construcción de 10 salones de clase.

Providencia por haber sido el primer municipio de Colombia cien por ciento vacunado contra el Covid19 , podía avanzar al retorno a la presencialidad al gozar de la inmunidad de rebaño y manteniendo los protocolos, dada la poca circulación de migrantes por el cierre de la actividad turística de esa isla por la destrucción de toda su hotelería por cuenta del huracán Iota, pero justamente la devastación total de la infraestructura educativa, demoró que se avanzara en ese sentido como corresponde.

En principio se entregaron tres aulas provisionales construidas a un costo de $375 millones, con oficina administrativa provisional y baterías sanitarias provisionales en un área de 229 metros cuadrados de la Escuela  Bomboná. El cronograma definitivo fijo para el fin de la temporada vacacional de medio año  la entrega de aulas del total de colegios, dejando así listas 37 aulas, zonas administrativas y baterías sanitarias, para las cuatro sedes educativas. Dicho proyecto tuvo una inversión de $4.000 millones de pesos, según el Gobierno Nacional.

El balance, según el informe oficial de la Secretaría de Educación Departamental, señala que “el Colegio Junín sede concentración Simón Bolívar contará con 10 aulas, un área administrativa y dos baterías sanitarias; el Colegio Junin sede Principal con 21 aulas, área administrativa doble y dos baterías sanitarias. Para el Colegio Bomboná principal, estarán dispuestas tres aulas, un área administrativa y una batería sanitaria.

 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.