“El dolor de las quemaduras no se compara con nada”: Mar ...

    ¿Quieres recibir notificaciones?
    Si
    No
    5/10 INGRESAR Explora tu perfil

    Amigo lector,

    Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

    Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

  • SUSCRÍBETE

Últimas noticias

Luis Zúñiga (izq.)  y David Santacruz sueñan con llegar a la NBA.
03:00

Los chicos de 14 años se destacan en el torneo de...

Gabriela Bolle ganó el oro en los Juegos Centroamericano y del Caribe Barranquilla 2018.
00:48

La bicicrosista del registro del Atlántico ...

Acción de uno de los partidos del torneo de rugby.
00:45

Zorros A lidera el torneo en la rama masculina con 14...

Real Betulia, actual campeón.
00:40

 Jhon Flórez lideró la victoria 2-1 de los actuales...

Jair Rojas, Gabriel ‘Tanaka’ Quintero, el brasilero Alex Leme y Roy Mathews, presidente de la Liga de Jiu-jitsu.
00:33

Desde las 8 p.m.,los asistentes podrán ver cinco combates....

Vista de uno de los espacios de la cancha de arena de los alrededores del Jardín Botánico.
00:13

Director de la Agencia señaló que el uso de estos espacios...

19:38

La Superintendencia de Servicios no ha podido girar los...

19:30

El fusarium raza 4 tropical (Foct R4T) marchita las plantas...

19:09

A los deportisats se les concedió la Condecoraci...

19:05

La justicia de Estados Unidos ha presentado 18 cargos...

María Ossa es madre de cinco hijos, tres de los cuales los tuvo con su agresor.
María Ossa es madre de cinco hijos, tres de los cuales los tuvo con su agresor.
María Ossa es madre de cinco hijos, tres de los cuales los tuvo con su agresor. Foto: Luis Rodríguez Lezama

“El dolor de las quemaduras no se compara con nada”: María Ossa Posada

María Ossa Posada relata el drama que vive desde hace dos años, después de que su exesposo la rociara con gasolina y le prendiera fuego, en hechos ocurridos en Riohacha.

María Ossa Posada relata el drama que vive desde hace dos años, después de que su exesposo la rociara con gasolina y le prendiera fuego, en hechos ocurridos en Riohacha.

Hace 2 años, María Elizabeth Ossa Posada resultó con quemaduras luego de que su exesposo, Jorge Luis Díaz Pimienta, le rociara gasolina y le prendiera fuego.

Transcurrido este tiempo, con las marcas de aquella brutal agresión en su cuerpo, la mujer asegura que su drama está lejos de terminar.

María Elizabeth actualmente mantiene dos batallas. La primera es con la EPS Salud Total, pues las heridas por quemaduras de tercer grado aún no terminan de cicatrizar totalmente. La mujer, que es madre de 5 hijos –de los cuales 3 fueron con su agresor– explica que en un principio su EPS la asistió, luego de salir de la clínica Reina Catalina donde duró 7 meses hospitalizada, pero dice que ahora no está recibiendo los ciudados y visitas de médicos y fisioterapeutas que necesita.

“A mí un médico tiene que verme todos los meses pero ha durado hasta cuatro meses sin visitarme. Las cremas que necesita mi piel no duran lo que necesito, pues yo me gasto 6 tubos de crema en todo mi cuerpo en un día, pero la EPS solo me manda 5 y son para un mes”, dice.

La segunda lucha es a nivel judicial. Ella asegura que las autoridades le han dicho que para que su agresor sea capturado tiene que desplazarse hasta Riohacha, lugar del intento de feminicidio. “Me dicen que como el caso pasó en La Guajira tengo que estar allá pendiente, pero yo tengo mucho miedo de irme para allá porque me puede matar”, sostiene la mujer que fue remitida a Barranquilla por la gravedad de sus heridas.

La noche del infierno. “La agresión ocurrió el 6 de octubre de 2017 en Riohacha, donde yo me dedicaba a mis hijos y a mis quehaceres del hogar. Esa noche, alrededor de las 8, él llegó con una botella litro de gaseosa que en su interior tenía gasolina”, contó a EL HERALDO la mujer nacida hace 29 años en el municipio de Apartadó, Antioquia.

“Esa noche iba a llover, él me dijo que le diera de comer a los niños para acostarlos y que recogiera la ropa de la cuerda porque iba a llover. Yo le dije que luego lo hacía, porque sentía la necesidad de leer la Biblia”.

Entre lágrimas sigue su relato, mientras permanece sentaba en una mecedora en la terraza de un refugio donde lleva casi un año de hospedaje por gestión de la Oficina de la Mujer, pues a pesar de que su caso no ocurrió en Atlántico ha sido asistida oficial y extraoficialmente por los funcionarios de esta dependencia.

“Luego de que me leí unos capítulos de la Biblia recogí la ropa y empecé a doblarla. Los niños, a pesar de que les di la orden de dormir, no tenían sueño”, recuerda.

“Él me miraba muy extraño y a mi hijo de 6 años le dijo que saliera de la casa, enseguida se me acercó, me abrazó, me dio un beso en la frente y me dijo perdóname. Yo me voltee a seguir doblando la ropa, él se fue para la cocina, cogió la botella y ahí sentí que echó la gasolina en mi espalda y con un fósforo me prendió fuego”, dijo.

“Yo hubiera preferido que me hubiera dado una paliza o me hubiera violado en vez de quemarme. El dolor de las quemaduras no se compara con nada; no fue solamente ese día, es todos los días que me duele. Eso me quitó toda la tranquilidad y me dañó la vida”, puntualiza la mujer, que no puede contener el llanto.

El Viacrucis. Luego de estar prendida en llamas, María Elizabeth salió, se tiró al suelo y fue apagada por vecinos. Su agresor, que sufrió quemaduras en su mano derecha, dijo que ella se había prendido en fuego porque quiso.

“Nunca llegó la Policía, y me llevaron a un hospital donde no hay recursos para atender a un paciente con quemaduras. Duré cuatro días y mis heridas estaban infectadas, de allí en una ambulancia con precarias condiciones me trajeron a la Reina Catalina, donde estuve siete meses internada y más de un mes en coma”.

La mujer dice que los familiares de Díaz Pimienta no han hecho sino esconderlo y entorpecer el proceso judicial. “Ellos llamaban a amenazarme”, asegura María.

Dijo que su expareja permanece entre Bogotá, Barranquilla y Riohacha, y que aunque tiene una orden de captura pero “no hay un policía o investigador que esté detrás de el para capturarlo”.

“Actualmente quien me ayuda es gente que me ha conocido, funcionarios de oficinas del Estado que de manera extraoficial me atienden porque me ven sola. Yo quiero irme a Apartadó con mis hijos pero si me voy pierdo cualquier ayuda, por mínima que sea, de la EPS”, explicó.

Su angustia ahora es que a partir de este lunes se queda sin refugio y no sabe a dónde irá, porque aún la entidad no ha logrado renovarle por un año más su estancia en el lugar.

María y su mamá relatando a EL HERALDO el drama que viven día a día.
María y su mamá relatando a EL HERALDO el drama que viven día a día.
“Solo puedo hacer artesanías porque el sol me afecta mucho”

Debido a la gravedad de sus heridas, María Elizabeth Ossa Posada ha perdido gran parte de su capacidad para moverse y debido a la sensibilidad y fragilidad con la que se encuentra su piel no puede dedicarse a quehaceres diarios ni trabajar para mantenerse. “No puedo exponerme al sol ni al calor porque mi piel empieza a rascarme y si me rasco se me empieza a caer por pedacitos. Tampoco puedo lavar ropa, porque los químicos de jabones y detergentes me queman; ni siquiera puedo alzar los brazos, porque cuando me realizaron los injertos de piel, estos cicatrizaron y me quitaron movilidad”, explica la mujer que agregó que hasta contrajo una bacteria en su piel.  “Los médicos me dijeron que esta bacteria nunca se iria, que tendría que aprender a convivir con ella. Yo solo me dedico a hacer artesanías en fomi para cumpleaños y detalles; gente de aquí cerca me busca y me pide que les venda lo que yo hago. También vendo manillas y con eso tengo un poco de dinero para asisitir a una que otra cita”, puntualizó la mujer.

Jorge Luis Díaz Pimienta, agresor.
Jorge Luis Díaz Pimienta, agresor.
Ultimo caso de feminicidio registrado en el Atlántico

El pasado 30 de mayo fue llevado a audiencias preliminares en el Palacio de Justicia de Soledad, Carlos Alberto Barrios Padilla, capturado por asesinar a su pareja Neis Janeth Carrillo Romo. En la diligencia el hombre aceptó el cargo de feminicidio agravado cometido sobre la.mujer de 37 años en hechos ocurridos el pasado miercoles en una vivienda de la calle 77 No 5F-15 del barrio soledeño de Villa Santos, en el municipio de Soledad. Según el fiscal del caso, la pareja se trenzó en una discusión antes de la medianoche y después de gritos e insultos, Barrios Padilla tomó un cuchillo de cocina y le dio un cuchillazo en la zona abdominal a la mujer. El incidente ocurrió a eso de las 12:10 de la madrugada del pasado miercoles. Posterior a eso, continuó el investigador, la mujer salió hasta la terraza de la casa y con la ayuda de vecinos fue llevada inicialmente al Hospital Materno Infantil de Soledad. Luego de eso, debido a la gravedad de las heridas, Neis Janeth fue trasladada hasta el Hospital Universidad del Norte, en donde falleció cuando era atendida. Su deceso se produjo a las 7:15 de la mañana del dia suguiente.

Hasta la fecha van 22 mujeres asesinadas en Barranquilla y el Atlántico en lo que va corrido de este 2019. Sin embargo, cabe aclarar que la mayoría han muerto por razones ajenas a su condición de mujer, por lo que se descarta que haya sido feminicidio.

Noticias más populares

  • EN EL HERALDO
  • EN Judicial
  • EN VÍDEOS
  • EN FOTOS
¡Hola!
X

Hola,

Bienvenido a tu cuenta de EL HERALDO.

Con tu cuenta de EL HERALDO vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

Bienvenido a EL HERALDO

Bienvenido, puedes ingresar con tu correo electrónico y contraseña registrada.

Si todavía no tienes una cuenta, puedes registrarte aquí, es gratis.

Conéctate con tu cuenta de Facebook ó Google

Registrate en EL HERALDO

Crea tu cuenta en EL HERALDO y vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

* La contraseña debe ser mayor de 5 caracteres, contener una mayuscula y un dígito

x

Reestablecer tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el cual te registraste, te enviaremos un enlace para que puedas restablecer tu contraseña y acceder de nuevo.

Estimado lector,

Lector de noticias
Acceso ilimitado
Rincón Juniorista
¿Ya tienes una cuenta?
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web
Copa america Brasil 2019 ¿Cúal es tu marcador? Juega aquí