El Heraldo
Cortesía
La Guajira

Se acerca el fin de la bonanza minera de La Guajira

En el año 2034 se iniciará el cierre de las operaciones de Cerrejón en el departamento y adicionalmente las reservas de gas se han ido acabando.

En el año 2034 será el inicio de la etapa del cierre final de las operaciones de Cerrejón en La Guajira, ya que para esa fecha  terminarán formalmente los contratos de explotación que tiene la empresa  con la nación.

Según la multinacional este cierre se hace de manera progresiva a través de   medidas de estabilización y de cierre de impactos ambientales y sociales que se llevan a cabo a través de dos ciclos, el de planeación y ejecución, que se realizan simultáneamente con el desarrollo de la operación minera.

“Con referencia al ciclo de planeación, nos encontramos en una etapa denominada preliminar. A medida que nos acerquemos a la fecha fin de los contratos mineros, nuestro plan de cierre de mina se irá actualizando, detallando y adaptando a las condiciones del momento”, asegura la carbonífera.

Este plan de cierre de mina incluye numerosas medidas y actividades que están siendo ejecutadas en diferentes temáticas que se agrupan en tres dimensiones. Esta son física que corresponde a la infraestructura y las instalaciones, la social donde están incluidas las partes interesadas y la biológica relacionada con la fauna, flora, suelo y el agua, según explica la multinacional en un documento enviado a EL HERALDO.

Agrega que  tal como se ha venido reportando a las autoridades, las medidas y actividades que hacen parte del cierre progresivo se vienen ejecutando desde hace más de 20 años.

“Por ejemplo, hemos venido ejecutando la Rehabilitación de Tierras (cierre de áreas intervenidas) conforme se han alcanzado los límites finales de minería. A corte de 2017 se han rehabilitado 3,787 hectáreas de tierras que hoy son bosque seco tropical, típico de la zona”, indica la compañía.

 Asimismo, han venido desmantelando infraestructura que ha cumplido su vida útil, han construido los canales para manejo de aguas de escorrentía en zonas donde la minería se ha realizado, entre otras muchas más actividades. El cierre progresivo continuará siendo ejecutado hasta el fin de los contratos mineros.

Según lo exigido por estos contratos, Cerrejón explica que las zonas donde hubiese reservas explotables deberán ser dejadas en condiciones operativas y revertidas al Estado.

“De otro lado y cumpliendo nuestro plan de manejo ambiental y de cierre de mina, las zonas donde la minería haya alcanzado sus límites finales, serán susceptibles de la aplicación de las medidas de rehabilitación previstas”, afirma.  

Después de finalizadas todas las medidas y actividades de cierre final, el plan de cierre de mina contempla una fase de post cierre para realizar actividades de monitoreo que ratificarán la efectividades de las acciones que se implementaron.

Adicionalmente y de acuerdo al  balance de oferta y demanda de gas natural 2017, en una evaluación realizada por la  Unidad de Planeación Minero Energética de MinMinas – UPME, las reservas de gas pertenecientes a  la cuenca de este departamento que se encuentran  declinando desde el 2014,   fueron  el 22% de las reservas  nacionales probadas en el 2016, el  20% en el 2017 y serán el 9% en el 2025.

Según un análisis que hace el Centro de Pensamiento Guajira 360, durante 35 años Cerrejón exportó al menos 650 millones de toneladas  de carbón y  se produjeron   un promedio de 405 millones de pies cúbicos diarios – Mpcd de gas,  en la que participaron  directa e indirectamente  no menos  de 13.104  personas.   

De ellas, un poco  más  del 65%  son de La Guajira, recibiendo   salarios y beneficios  por un  monto  anual de $705.3 miles  millones a precios de 2015. Por el lado de los gobiernos territoriales,  para el desarrollo regional  fueron transferidos  $ 8.1  billones  en  regalías entre 1990-2016.

Su director Cesar Arismendi, afirma que tal y como ocurrió con otras bonanzas en el departamento, esta minero energética caerá sin transformaciones productivas alternativas que generen oportunidades económicas y sociales a sus habitantes.

“Mientras llega ese momento e inauguramos  el advenimiento de la posminería,  desde la sociedad  civil es un imperativo ético pensar  y  construir los diferentes  escenarios que se desprenden de la implementación de  los planes de cierre de las operaciones minero energéticas”, manifiesta Arismendi.

 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.