El Heraldo
El pasado 9 de octubre se disputó a puerta cerrada el partido por las eliminatorias en el estadio Metropolitano entre las selecciones de Colombia y de Venezuela.
Hansel Vásquez
Atlántico

La polémica por el ingreso de personas al Metropolitano

El HERALDO reconstruye lo sucedido y las versiones entregadas luego de la controversia desatada por el partido del 9 de octubre.

La polémica pica y se extiende. Desde el pasado viernes 9 de octubre se desató una controversia por el ingreso de personas al estadio Metropolitano para el encuentro entre las selecciones de fútbol de Colombia y la de Venezuela por las eliminatorias al próximo mundial.

En el marco de la emergencia sanitaria por la Covid-19, el Ministerio de Salud y Protección Social, como medida preventiva, prohibió el desarrollo de eventos de carácter públicos o privados que impliquen aglomeración de personas como en el caso de los partidos de fútbol. Por tal razón, para dicho encuentro del combinado seleccionado estaba prohibido el ingreso de personas ajenas a la Federación Colombiana de Fútbol y encargados de logística. Ni siquiera la prensa podía asistir al evento.

Sin embargo, cuando ya se acercaba la hora de inicio del partido, un reportero gráfico de EL HERALDO captó varias imágenes en las que se observaban a varias personas acomodando sillas en el palco construido para el uso de los periodistas en la tribuna de occidental alta del estadio.

Posterior a ello, un grupo de personas se acomodó en el lugar y el reportero captó con su lente lo que allí estaba sucediendo y la compartió en redes sociales, haciendo visible una supuesta violación e incumplimiento a las normas estipuladas por el Gobierno nacional.

Ante dicha publicación, los cibernautas criticaron y rechazaron la presencia del personal en el estadio y pidieron una respuesta sobre por qué ese grupo se encontraba dentro de las instalaciones para presenciar el encuentro futbolístico.

Solicitud de la Procuraduría

Dado el alcance de los hechos, la Procuraduría General de la Nación solicitó al alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo Heins, información relacionada con el protocolo de bioseguridad implementado para el ingreso y asistencia al partido de fútbol Colombia vs Venezuela del pasado 9 de octubre.

En carta enviada al mandatario distrital, el ente de control requirió información relacionada con el número de tribunas habilitadas para el público, número de personas que ingresaron a los palcos y número de personas diferentes a las delegaciones de cada uno de los equipos que ingresaron al evento deportivo.

Asimismo, pidió al ente territorial un informe sobre las medidas de vigilancia y control adoptadas para el ingreso y permanencia en el estadio que garantizaran el cumplimiento del protocolo establecido para la reactivación del fútbol en Colombia, y la Resolución 1507 del 2020, expedida por el Ministerio de Salud y Protección Social.

La alcaldía responde

En respuesta a la solicitud hecha por la Procuraduría, el secretario Distrital de Gobierno, Clemente Fajardo, aseguró que la Alcaldía ha adoptado cada una de las directrices relacionadas con los protocolos de bioseguridad para el manejo y control del riesgo de la Covid-19, incluyendo medidas para velar por el cumplimiento de las normas expedidas por el Gobierno nacional en medio de la pandemia.

En ese sentido, Fajardo aseguró que desde la Alcaldía Distrital se autorizó el ingreso de 23 personas vinculadas a la Secretaría de Deportes, que se encargaron de las labores operativas y/o de supervisión para el adecuado funcionamiento del escenario; es decir, plomeros, electricistas, aseadores, supervisores de cámaras de seguridad, técnicos y operadores de pantallas e internet.

En la carta dirigida al procurador delegado para la Salud y la Protección Social, Gelman Rodríguez, el secretario de Gobierno resaltó que no se habilitaron tribunas para el ingreso de público en general, salvo el personal que entró con acreditación de la Federación Colombiana de Futbol. Es por ello que pidió al ente de control preguntar sobre el particular a la Federación.

“Para ampliar la respuesta, enviamos como documento adjunto, el listado del personal administrativo ingresado, discriminado por identificación, cargo, correo electrónico, zona de trabajo en el estadio, entre otros”, explicó el funcionario en el documento.

Con relación a la pregunta de la Procuraduría sobre cuáles fueron las medidas de vigilancia y Control adoptadas por la Alcaldía para garantizar el cumplimiento del protocolo para la reactivación del futbol en Colombia, Fajardo indicó que el Puesto de Mando Unificado (PMU) fue ubicado en el exterior del escenario deportivo; razón la cual, la vigilancia y control en el interior del estadio correspondió al organizador del evento.

“Es preciso manifestar a su Despacho en este momento, que la Alcaldía Distrital de Barranquilla, es respetuosa y apegada a los lineamientos de Orden Nacional, dictados para el manejo y control del riesgo del virus Covid-19, por lo que en este evento no hubo excepción y cumplimos con todas las medidas exigidas en la Resolución 1507 del 2020 desde lo que nos corresponde”, respondió Fajardo en la carta.

Minjusticia pide perdón por su asistencia al estadio

El ministro de Justicia, Wilson Ruiz, pidió perdón por su asistencia al partido que jugó la Selección Colombia contra la de Venezuela –en la que ‘La Tricolor’ venció a ‘La Vinotinto’ 3 goles por 0– y anunció su renuncia a la Comisión Disciplinaria de esa entidad tras la polémica que se ha desatado por su presencia en el estadio Metropolitano Roberto Meléndez, luego de recorrer varios centros carcelarios en Barranquilla.

El ministro dio a conocer, a través de un comunicado de prensa, que asistió acompañado por sus dos hijos, quienes juegan en las categorías Sub-20 y Sub-17 de los equipos Unión Magdalena y La Equidad.

Indicó que al hacer parte de la Comisión Disciplinaria de la Federación Colombiana de Fútbol los directivos le asignaron tres acreditaciones para ingresar al estadio; sin embargo, Ruiz ofreció disculpas por asistir en compañía de sus dos hijos al partido.

Al funcionario se le preguntó la razón por la cual asistió cuando otros invitados, como el ministro de Deportes y el alcalde de Barranquilla –quienes también tenían acreditación– no asistieron al encuentro futbolístico. Señaló que actuó de una manera “muy tranquila” y que aceptó las entradas e invitó a sus dos hijos, quienes llegaron a la ciudad en avión comercial.

“Si algún colombiano se sintió ofendido por asistir al partido, ofrezco disculpas si lo interpretaron como un privilegio”, dijo el ministro.

Además, aseguró que durante el tiempo que estuvieron en el estadio cumplieron con todas las medidas y protocolos de bioseguridad exigidos para el control de la Covid-19.

Sobre la renuncia, el ministro Ruiz explicó que no hay ninguna inhabilidad ni incompatibilidad y que no tiene ningún inconveniente en apartarse de la Comisión Disciplinaria, un cargo ad honorem en el que fue elegido hace un mes como miembro, para evitar inconvenientes desde el punto de vista ético.

Recalcó que antes de ser ministro ya los habían postulado para ser integrante de la comisión disciplinaria, se sometió al proceso y salió elegido.

“Yo pertenezco a la comisión disciplinaria pero antes de ser Ministro”, aclaró.

Aseguró que se aparta del cargo porque considera que no es ético y recalcó que no hay “ninguna inhabilidad”.

Wilson Ruiz había sido elegido tras la renuncia de Margarita Cabello, procuradora general electa.

FCF dice que cumplió con lineamiento

Luego de la respuesta del Distrito de Barranquilla sobre la solicitus de información hecha por la Procuraduría, EL HERALDO se contactó con el presidente de la Federación Colombiana de Fútbol, Ramón Jesurún, para conocer su posición frente al particular.

En la comunicación telefónica el directivo indicó que la declaración sobre el tema ya la habían dado hace unos días.

En su momento la FCF dijo que el protocolo establecido para partidos internacionales y la normativa del Gobierno nacional para este tipo de eventos se cumplió a cabalidad.

Además, aseguró que la Federación utilizó menos de la mitad de los cupos fijados en el protocolo para partidos internacionales.

En el comunicado explicó que cada asistente que ingresó al Estadio Metropolitano Roberto Meléndez fue previamente registrado, según los lineamientos establecidos.

La FCF explicó que cada uno de los 10 patrocinadores de la Selección Colombia tuvo un solo cupo como derecho mínimo a su auspicio.

Señalaron que en un caso “muy puntual”, uno de los patrocinadores optó por entregarle el cupo asignado para su directivo a un reconocido influenciador digital, quien al igual que los otros asistentes, cumplió con los parámetros de bioseguridad en cuanto a registro previo y lineamientos sanitarios.

Reiteraron que al partido solo ingresaron personas autorizadas por el protocolo que son: un asistente por patrocinador, el personal de la federación, delegaciones afines, equipo de transmisión de Caracol Televisión y demás funcionarios técnicos.

Explicaron que la asistencia de los representantes únicos por cada patrocinador también tuvo como objetivo la presentación de la nueva sede deportiva de la Federación Colombiana de Fútbol en la cuidad.

Recordaron que siempre se han acogido a todos los lineamientos establecidos por las autoridades, instituciones y Gobierno Nacional y continuarán actuando acorde a estos para garantizar el crecimiento del fútbol colombiano.

Juan Raúl Mejía, jefe de prensa de la FCF, recalcó a EL HERALDO que la federación nunca excedió el número de personas autorizadas por protocolo para este primer encuentro del clasificatorio.

“Está saliendo en redes y en algunos medios de comunicación artículos que dicen que la Federación Colombiana de Fútbol había incumplido los protocolos y había llevado hinchas e invitados al estadio, lo cual no es cierto. Nosotros nos regimos por un protocolo, donde nos autorizaban un máximo de 360 personas. Eso es un protocolo para partidos internacionales y la Federación nunca excedió ese número, siempre estuvimos dentro del número que establecía Conmebol”, manifestó Mejía en diálogo con EL HERALDO.

Paso a paso
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Te puede interesar:

DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.