Sociedad | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
SUSCRÍBETE
Orlando Amador
Sociedad

‘El santo cachón’, la canción que Romualdo Brito se arrepintió de crear

El recién fallecido compositor guajiro la escribió al ver las infidelidades que se cometían en el parque Sagrado Corazón en Barranquilla.

¿Quién no ha cantado a todo pulmón y en tono de burla el pegajoso coro: “Que te perdone yo, que te perdone, como si yo fuera el santo cachón”?

La exitosa canción El santo cachón es una creación del recién fallecido compositor guajiro Romualdo Brito. Sin embargo, esta figura del folclor vallenato confesó que fue su gran error.

El tema lo grabaron Los Embajadores Vallenatos en 1994, en el álbum Borrachera donde quiera (Discos Fuentes).

EL HERALDO dialogó con Ismael Fernández, biógrafo del artista, quien recreó el origen de este clásico.

Lo primero que indica es que está ligado a las infidelidades que se cometían en el parque Sagrado Corazón, ubicado en el barrio Ciudad Jardín de Barranquilla. Brito vivía en un edificio ubicado frente al parque que hace 26 años lucía oscuro y enmontado. Allí varias parejas llegaban y se perdían entre los matorrales para darse muestras de cariño durante las noches, pero el músico que salía a caminar cuando caía la noche, se percató de que algo raro ocurría. “Con el pasar de los días cayó en cuenta de que se trataba de casi siempre las mismas mujeres, pero con otros hombres y miró hacia la imagen del Sagrado Corazón de Jesús que está ubicada en lo más alto del parque y exclamó ‘hombe, si este es el Santo Cachón’”, explicó Fernández.

Tras esta anécdota, Brito fue contactado por Robinson Damián, vocalista de Los Embajadores Vallenatos, quien le pidió que le hiciera un tema que hablara de ‘cacho’, pero que no llevara al llanto, algo que representó todo un reto, porque para entonces imperaba el romanticismo en el vallenato. “Él, con esa picardía que lo caracterizaba, rompió el molde. Su salida al mercado fue exitosa, pero también le trajo problemas. En esa época le habían dado vía libre a la acción de tutela, y las primeras fueron interpuestas en Bucaramanga y Bogotá por un grupo de hombres que se sintieron aludidos con la letra y alegaron que la canción atentaba contra la moral y las buenas costumbres. Le pidieron a un juez que prohibiera que sonara en emisoras y discotecas, pero eso jamás fue concedido”, rememoró Fernández.

“Me dijo que fue su peor canción”

 El villanuevero Robinson Damián, de 59 años, dijo que la popularidad que les dio El santo cachón los llevó a pasearse por Europa, especialmente por España, donde realizaron largas giras, y también por Estados Unidos. También explicó que la interpretación del tema en vivo se tornó complicada debido a las bromas que hacen. “Hay alcaldes que organizan fiestas y dicen que le dediquen el tema a tal persona, eso es pesado, pero igual es un clásico que sigue haciendo historia”.

“Romualdo Britto me dijo que El santo cachón ha sido la peor canción que ha hecho, pero la verdad no entiendo por qué, ya que en muchos países la gente la reconoce y goza con ella”, agregó Damián, quien hace tres años se separó del acordeonero bumangués Ramiro Colmenares y hoy tiene su propia agrupación.

Un aspecto que resultó muy llamativo fue el videoclip del tema que dura 5:51 minutos y que fue grabado en una hacienda de Sopetrán (Antioquia). “Teníamos pocos recursos, pero nos las ingeniamos con un juego de espejos que le dieron unos efectos visuales muy chéveres. Era tanto el bajo presupuesto que la monja que aparece en una escena, era una de las maquilladoras”, reveló Damián quien en 2018 hizo una nueva versión junto a Silvestre Dangond.

Romualdo también manifestó que no todo fue aplausos y éxitos. El hecho de referirse a la infidelidad de manera jocosa, lo mantuvo intranquilo. Incluso supo de una tragedia a raíz del “himno de los cachones”. “No pensé que alguien se iba a sentir tan tocado por esa obra, en un diario leí que hubo hasta muerto porque a un señor empezaron a dedicarle la canción. También me enteré de otros dos casos similares, por eso me arrepiento de haberla escrito”.

Existe una versión que indica que el tema originalmente se llamaba Ajuíciate mama, y fue presentado por Romualdo a Jorge Oñate, pero este lo despreció. “Si yo hubiese escuchado semejante propuesta de seguro la grabo, porque en ese mismo estilo le hice Llegó tu marido y Maluquito, pero sabroso. Si Romualdo me la muestra le arranco la libreta del brazo. También dicen que desprecié Volver a la ternura de Iván Ovalle y Cariñito de mi vida, que Diomedes le entregó al Binomio, pero esos son mitos”.

En 2018 Silvestre Dangond y Robinson Damián grabaron una nueva versión.

Llegó hasta hollywood

La canción salió en una de las escenas de la película Nebraska, protagonizada por Bruce Dern y Will Forte en 2013. Los actores entran a un taller y los mecánicos que los atienden escuchan la arrebatada canción.

Nebraska, dirigida por el estadounidense Alexander Payne, ganó cinco de las seis categorías a las que estuvo nominada en los Premios Óscar del 2014: Mejor Película, Mejor Director, Mejor Actor Protagonista (Bruce Dern), Mejor Actriz Secundaria (June Squibb) y Mejor Guion Original (Bob Nelson).

En el 2.000 también hizo parte de la banda sonora de la película La virgen de los sicarios. Hace dos años el director cartagenero Felipe Orjuela hizo una cinta inspirada en esta temática y se valió de la canción para titular el filme y además la usó para amenizar sus escenas.

Por lo anterior, El santo cachón es una de esas canciones surgidas desde territorio costeño que traspasó fronteras y que se mantendrá vigente hasta el día que desaparezcan las infidelidades.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
Ver el especial

Más noticias de:

  • artista
  • Canción
  • compositor
  • Romualdo Brito
  • Silvestre Dangond
  • Vallenato
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web