El Heraldo
Orlando Amador
Entretenimiento

Los proyectos que dejó inconclusos Jorge Oñate

Grabar un álbum cristiano, adecuar su casa museo y su gira de despedida, fueron algunas de las tareas que no pudo ejecutar esta leyenda musical.

Los 71 años que vivió Jorge Oñate no le alcanzaron para seguir cristalizando sus sueños. Pese a que por sus ventas millonarias conquistó 25 Discos de Oro, 7 Discos de Platino, 6 de Doble Platino, 9 Congos de Oro, un Súper Congo y un Grammy Latino a la Excelencia Musical, su muerte dejó inconclusos nuevos proyectos que el denominado ‘Jilguero de América’ venía desarrollando con el respaldo de sus familiares y equipo de trabajo.

Uno de ellos y el que confesó a EL HERALDO era su máximo sueño en esta etapa de su vida era grabar un álbum de música cristiana.

En agosto de 2018 tras salir de la Clínica Iberoamericana de Barranquilla, donde fue operado de cálculos en la vesícula, atendió a este medio en su residencia ubicada en el norte de la capital atlanticense y reveló detalles de esta producción musical y de su conversión al cristianismo.

“Mi próximo trabajo estará dedicado en su totalidad a mi gran sanador, serán 10 canciones de las cuales ya hemos trabajado en 6 de estas. Estaré acompañado de acordeoneros que también están dedicando su vida a Dios como Chiche Maestre, Jesualdo Bolañito, Carlos José ‘Kalata’ Mendoza y Wilber Mendoza”, detalló.

Desde 2015 había iniciado su proceso de conversión al cristianismo, se bautizó y asistía a la iglesia del pastor Francisco Mindiola en Valledupar. “Quiero hacer algo grande porque Dios me está llamando hace rato, quiere que yo le canté y debo obedecerlo, así lo he interpretado y por eso ahora más que nunca dedicaré mis días a cantarle a él”, prometió este pilar del folclor vallenato quien durante la entrevista cantó y bailó con sus nietas, las mellizas Nancy y Rosa.

Tener una Casa Museo en su tierra, también era otro de los proyectos en los que venía trabajando del consagrado cantante. Según manifestó Juan Rincón Vanegas, jefe de prensa de la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata y cronista de este folclor, con miras a lo que sería su homenaje, lo invitó a la casa de su madre Delfina Oñate, donde hizo algunas adecuaciones para tener allí sus premios, álbumes más icónicos y algunos objetos personales.

Su esposa Nancy Zuleta, se puso al frente de esta labor y recopiló los elementos que serán exhibidos, tales como trofeos, Discos de Oro, videos, prendas de vestir, una galería fotográfica y artículos publicitarios para la venta al público. “El hombre estaba muy emocionado, era algo con lo que había soñado y que junto a su señora estaba tomando gran forma. Me dijo que durante su año de homenaje quería que mucha gente además de disfrutar en Valledupar visitara La Paz, para conocer a fondo su carrera artística”, explicó Rincón Vanegas.

Cristian Rodríguez ‘Papelito’, quien manejó a Oñate reveló que junto al artista se habían reunido a inicio de años para planear una gira nacional denominada ‘La Despedida’, la cual causó gran emoción en el vocalista, toda vez que tenían diseñada una estrategia ambiciosa para impactar. “Yo le iba a manejar ese tour, fue algo que surgió de repente, no sé si presentía algo en su corazón, pero comenzamos a trabajar en ello. Yo realmente le puse mucho interés porque el maestro fue el primero que me dio la oportunidad de ser su representante, lo estimaba mucho porque siempre fue muy noble”.

Ser homenajeado en el festival, un sueño frustrado

El año pasado tras desatarse la pandemia del coronavirus, el Festival de la Leyenda Vallenata que ya tenía todo listo para homenajear a este artista en su edición 53, debió aplazar los honores. Esto había despertado en el vocalista las mejores sensaciones, ya que este según manifestó era el tributo más grande que le habían ofrecido y se sentía agradecido porque podía disfrutarlo, no como a otros artistas que después que fallecen es que exaltan su trayectoria y aportes musicales.

“Eso lo mantenía muy emocionado, al igual que la idea de una estatua que le harían en el barrio Don Alberto en Valledupar. Finalmente no hubo homenaje en el Festival Vallenato por esto del coronavirus y la estatua terminó convertida en un busto que fue instalado en el barrio que mencioné. Me decía que esos días festivaleros iban a ser los más felices, se pintaba asistiendo a conversatorios, compartiendo con la gente y viendo los diferentes concursos”, recordó Andrés ‘el Moña’ Rangel, quien fungía como su promotor en Barranquilla. 

Oñate junto al compositor Rosendo Romero, el poeta de Villanueva serían los artistas escogidos por la Fundación Festival del Vallenato para ser tributados este año. Si las condiciones lo permitían en abril de este año se llevaría a cabo el festival ‘oñatista’, pero al cantante el tiempo no le alcanzó para vivir esos días especiales que tanto anheló.

“El tiempo de Dios es perfecto y todo tiene que estar en sus manos. La espera será para recibir la bendición más grande. Esto se lo hago saber a los directivos y miembros de la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata, a mis familiares, seguidores y amantes del querido folclor vallenato”, declaró tras enterarse de la postergación de su homenaje.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Más noticias de:

  • jorge oñate
  • festival vallenato
  • homenaje
  • proyectos
  • música cristiana
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web