El Heraldo
Cortesía
Economía

Un perro, inspiración emprendedora de dos barranquilleras en EE. UU.

Bocce es el cachorro que tiene a dos hermanas curramberas generando más de 700 empleos EE. UU. y revolucionando la comida saludable de los caninos.

“Cuando empecé a reparar la cantidad de ingredientes, representados en químicos, polvo artificial parecido a la carne, caldo sintético y demás rellenos que traían las marcas de alimentos que yo le compraba a mi cachorro Bocce me impresionó, entonces yo misma me propuse cocinarle la comida a mi mascota con productos 100 % naturales. Yo dije, puedo hacer algo mejor para él, para su salud. Aquí nace la inspiración de mi emprendimiento”.

Así inició la conversación con EL HERALDO Andrea Tovar, una joven barranquillera, economista, graduada en el colegio Nueva Granada de Bogotá, hija de un connotado artista barranquillero que ha llevado sus pinturas a las galerías más importantes del mundo.

Sus papás se la llevaron a los Estados Unidos desde los seis años de edad, inicialmente vivió en Boston y  luego en Nueva York.

Hoy, junto a su hermana Natalia y su mamá Jacqueline de Tovar Manotas, es una de las emprendedoras latinas más exitosa de alimentos para perros que tiene ese país.

Cortesía

Génesis del éxito.

Andrea comenzó su emprendimiento en 2010, sin ninguna experiencia en fabricación de comida para canes, con muy poco dinero (USD 1.000), en un apartamento pequeño de West Village, en Nueva York.

Con una batidora y un horno casero, empezó a prepararle a su mascota  su propia comida con ingredientes naturales (carnes reales, verduras, frutas, entre otros) que hasta las mismas personas podían ingerir.

“El proceso fue simple, iniciamos con una receta sencilla. Asé las carnes y piqué las verduras,  mezclamos todo y horneamos con amor.

En los ingredientes usamos comida natural y saludable de verdad”, enfatizó Andrea.

Arrancó con unas galletas que se convirtieron en “la delicia” de su mascota, un french poodle enrazado con Shih Tzu.

Ella compartió estos alimentos con sus vecinos que también tenían perros, y la respuesta fue genial: los caninos de los otros apartamentos quedaron “fascinados” con el sabor natural de las golosinas de Andrea.

“Iniciamos con casi nada, al principio cocinábamos dos bandejas de galletas en mi horno, luego las personas en el vecindario se enteraron y los pedidos fueron aumentando”, manifestó.

En vista del éxito con su perrito y vecinos, empezó a fabricar inicialmente una bolsa de galletas que se incrementó luego a 24 bolsas que empacaba en cajas de 12 unidades.

Prontamente emprendieron la tarea de llevar muestras a diferentes almacenes de la ‘Gran Manzana’, hasta que uno de estos ‘le cogió la caña’: “Okey, listo, le compraremos una caja de doce unidades para iniciar”, le dijo el dueño de uno de las tiendas visitadas.

Este fue el punto de partida de lo que sería una de las industrias de comidas para perros más importantes que existe en la actualidad en los Estados Unidos. “De allí fuimos creciendo, yo trabajaba para una empresa de modas y los fines de semana hacia las galletas yo sola”, expresó.

Bocce’s Bakery, inspirado en el nombre de su cachorro, que tiene 14 años de edad, es la marca de las fábricas de Andrea y Natalia.

Como los pedidos se aumentaron, vio la necesidad de llamar a su hermana Natalia que vivía en Boston y le dijo que viniera a ayudarle. Ella la acompañaba solo los fines de semana hasta que decidió quedarse del todo en la ciudad de los ‘rascacielos’.

Andrea comentó que en los primeros años de inicio ella misma organizó su página web y un local le imprimía las bolsas, adhesivos y calcomanías para los empaques. “Nosotras íbamos comprando de a poquito en poquito y mandábamos a hacer los empaques, luego fuimos creciendo poco a poco”.

Algo importante para resaltar es que todas las recetas y sus combinaciones nacen de la creatividad de estas hermanas, como la de mantequilla de maní con tocineta, que es una de las más solicitadas.

Ellas tienen en sus archivos más de 100 recetas aplicables para todos los gustos y temporadas. “A medida que han pasado los años hemos agregado más recetas, la idea que queríamos era que la gente entendiera que los ingredientes y la calidad de las galletas eran los mismos que uno como humano podía consumir sin ningún problema. El éxito es que esas recetas también la pueden comer las personas”, explicó Andrea.

Andrea y Natalia Tovar, empresarias de comidas para caninos que triunfan en EE. UU. Cortesía

¿Cuándo se creció el enano?

Andrea contó que el ‘enano’ se le creció cuando vio la necesidad de salir del apartamento pequeño donde todo empezó y tener que alquilar una cocina industrial porque los pedidos ameritaban un espacio más amplio. “Fue un momento grande, allí sentí que en verdad el ‘enano’ se me creció. Ese fue un gran cambio para nosotras”, refirió.

La revolución

Al  segundo año de actividades (2012) tal era el impacto generado por los alimentos que los medios de comunicación en los Estados Unidos empezaron a hablar de su empresa. “Nos hicieron una entrevista en ‘Today Show’, un programa matutino de noticias y entrevistas emitido todas las mañanas en la cadena NBC en la televisión de los Estados Unidos, allí fue como ‘Troya’, porque antes solo le vendíamos a 50 almacenes, después de esa entrevista ha sido una locura hasta la fecha. Ese día que salió ese reportaje en televisión fueron miles de pedidos, no hemos parado”.

Ante la demanda de encargos, Andrea, Natalia y su mamá se vieron obligadas a contratar un distribuidor nacional que abrió más el mercado en EE. UU. y se expandieron a otras ciudades y otros clientes.

“El distribuidor empezó a mover la marca y ese es el cambio más sustancial que nos ha pasado durante estos 11 años desde que iniciamos las actividades”, reiteró la joven emprendedora.

En la actualidad las hermanas Tovar y su madre tienen cinco fábricas de alimentos para caninos en EE. UU., donde hornean más de siete millones de galletas a la semana; su expansión llega a ciudades como Vermont, Nueva Jersey, California, Illinois y Nueva York y generan más de 700 empleos.

Los clientes. Sus productos para perros los compran más de cinco mil almacenes en toda la unión americana. Andrea mencionó las más importantes tiendas que al día de hoy son sus clientes; Target, PetSmart, Costco, entre muchas otras compañías.

Andrea Tovar con su mascota Bocce, motivo de inspiración empresarial. Cortesía

Recuerda a Barranquilla

Andrea, pese a que se la llevaron muy pequeña para Nueva York, guarda gratos recuerdos de Barranquilla, sobre todo algunos alimentos.

Relató que su infancia fue bonita y lo poco que recuerda son las brisas decembrinas y el calor, dejando entrever su nostalgia por la ciudad. “Lo que más  me acuerdo es la comida de Barranquilla: las arepas de huevo, el bollo de mazorca, las rosquitas de la calle, las ciruelas”, entre otras delicias, dice Andrea.

Ella trajo a la memoria  las visitas cada año a su abuela, evocó que vivió en el sector de Villa Country, aunque desde hace tres años no viene a la ciudad, pero mantiene la esperanza de que algún día regresará. “Después que pase todo esto de la pandemia creo que volveré a mi tierra”, dijo.

Esta mujer, que le ‘sonó la flauta’ en el país del norte con la comida del toque especial y natural  para perros, agregó que aspira algún día a que sus productos estén exhibidos y se vendan en las tiendas y veterinarias de la capital del Atlántico, aunque expresó que por ahora se encuentra enfocada en seguir conquistando los Estados Unidos.

Abriendo otros horizontes se lanzaron a conquistar Canadá, como una nueva apuesta de emprendimiento y la aceptación ha sido extraordinaria, según comenta.

Andrea concluyó la entrevista con EL HERALDO entregando un consejo a aquellas personas que tienen una idea y quieren emprender cualquier negocio.

“El mayor consejo que puedo dar es que empiecen, que no dejen que la cabeza les dé muchas vueltas. Hay que arrancar, uno no necesita mucho dinero. El primer año hay que empezar con poquito y ahí uno va creciendo”, concluyó esta joven mujer emprendedora, a la que su cachorro la inspiró dándole la gran idea de la cual hoy es una próspera empresaria en EE. UU.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.