El Heraldo
Economía

Estas son las causas del alza de la carne

El Dane informó que la inflación de la carne de res en junio fue del 23,5 %. Sube por los mayores precios internacionales y la alta demanda.

El aumento en el precio de la carne de res que se viene registrando en los últimos dos años fue agudizado por el impacto de los bloqueos en el marco del paro nacional. La inflación de este producto alimenticio en junio llegó a un 23,5% en el territorio nacional, según datos del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE).

El director del DANE, Juan David Oviedo, explica que los mayores incrementos se han presentado en la carne de res sin hueso, que tiene mayor peso en la inflación de alimentos.

“Hay efectos rezagados de las fallas de desabastecimiento especialmente en el suroccidente del país donde en supermercados y grandes superficies hay más aumentos”, agregó.

El presidente de Asoganorte, Julián Saade, explicó que una de las principales razones para el aumento de la carne de res es el incremento en los precios internacionales y el hecho de que en Colombia se manejaba un precio interno menor. “Al subir la demanda internacional por el ganado en pie de Colombia aumentaron las exportaciones”, dijo el dirigente gremial. Esto llevó a que haya una menor oferta disponible para el mercado interno, por ello aumenta el precio.

Aseguró que lo sucedido con el paro es algo coyuntural y que se espera que los precios se estabilicen y se ralenticen los incrementos.

“Colombia tiene un futuro promisorio para seguir creciendo en las exportaciones de carne y llegar a más mercados por la alta calidad y esto es una buena noticia”, señaló.

De acuerdo con la Federación Colombiana de Ganaderos (Fedegán) también se presenta el desajuste en la oferta de ganado porque se debe recuperar la producción de carne bovina que tuvo un freno con la pandemia y luego en mayo de este año por las afectaciones por el paro nacional. El precio de la carne de res había subido desde antes de la pandemia ya que en 2018 el país perdió su estatus sanitario como libre de aftosa por lo que el precio del novillo gordo bajó, pero esta caída no se reflejó en el precio al consumidor final. Una vez Colombia recuperó su estatus sanitario subió el precio del novillo gordo y también lo hicieron los precios al consumidor final.

Además, por la pandemia se redujeron las cifras de sacrificio de bovinos y la producción pasó de 912 mil toneladas en 2019 a 880 mil toneladas en 2020. Para este año, Fedegán proyecta llegar a las 905 mil toneladas.

El gremio reporta que hubo una contracción en el consumo de carne de res en Colombia ya que bajó de 18,6 kilos per cápita en 2019 a 17,1 kilos en 2020. En 2021 se prevé una recuperación moderada tomando en cuenta la afectación por el paro nacional y llegar a un consumo per cápita de 18 kilos.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Te puede interesar:

DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.