El pasado domingo terminaron las sesiones del 41º Foro Económico Mundial, con una nota de progreso y optimismo, a la par que las conmociones políticas y sociales sacuden a los países árabes, donde millares de jóvenes educados se lanzan a las calles, reclamando democracia y oportunidades.

A pesar de los discursos de hace veinte años, se sienten excluidos de la globalización y sus beneficios. Al foro asistieron 1,400 líderes empresariales, 35 jefes de estado y participantes que sumaron unas 2,500 personas. El Foro lanzó su Red de Respuestas a los Riesgos Globales, estableciendo una estructura práctica y analítica para mejorar la capacidad global de manejo de las crisis.

El tema de la agricultura sostenible y exitosa a través de mecanismos de mercado fue subrayado, dada el alza que se está observando en los mercados mundiales de ‘commodities’ tanto de energía como de alimentos.

El Foro reconoció el impacto que las nuevas tecnologías están ejerciendo no sólo en la economía sino en la sociedad, generando el empoderamiento de nuevos movimientos sociales. Así mismo, el poder se hace más difuso y se aumentan los riesgos.

La gente desconfía de los gobiernos y de los llamados “expertos” y empieza a construir comunidades basadas en el conocimiento, las cuales sobrepasan los límites nacionales. Esta fragmentación social sin embargo está interconectada, generando nuevas fuerzas. El Internet ha replanteado totalmente el tema de la información.

El Foro hizo un llamado a ser ‘prácticos’ en el diseño de una gobernanza global, dejando atrás el excesivo debate inútil. Enfatizó en buscar políticas que apunten a resolver el problema del desempleo, asunto que afecta gravemente a la sociedad colombiana con sus 2,5 millones de desempleados, y decenas de millones en el trabajo informal.

El crecimiento económico debe ser incluyente y el reto para los países del G-20 es sin duda profundo, dentro de los cambios tecnológicos y los riesgos globales. El desarrollo sostenible esta puesto a prueba, pues todo el mundo quiere disfrutar los beneficios del mundo moderno, en un planeta con recursos limitados. El tema demográfico reaparece con fuerza. Desafíos y oportunidades por todas partes. Esperemos ahora que dirá el Foro Social Mundial, la otra cara de Davos.

Por Jairo Parada

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.