El Heraldo
Archivo
Colombia

Disidencias de las Farc: el actor determinante de las disputas territoriales

Los recientes desplazamientos forzados denunciados en el país tienen un factor en común: presencia de frentes disidentes en la zona. 

“Hemos decidido no desmovilizarnos, continuaremos la lucha por la toma del poder por el pueblo y para el pueblo; independientemente de la decisión que tomen el resto de integrantes de la organización guerrillera”, reza en un comunicado emitido el 10 de junio de 2016 por el Frente Primero Armando Ríos de las Farc-Ep y que fue el punto de quiebre que dio inicio a uno de los mayores retos de un proceso de paz: el nacimiento de las disidencias y las disputas territoriales por la ausencia del poder.

Posterior al proceso de desarme, se vio una disminución de los escenarios de violencia en el país, que poco a poco se han ido agudizando por cuenta de las reconfiguraciones armadas, especialmente en zonas dominadas anteriormente por las Farc y que hoy son escenarios de disputa para su control.

Desplazamientos, masacres, aumento de cultivos ilícitos, asesinato a líderes, confinamiento de poblaciones, son algunos de los crímenes que se han convertido en noticia del día a día para los colombianos y en los que, de manera directa o indirecta, siempre hay un grupo de las disidencias de las Farc involucrado.

Las cifras hablan por sí solas, en materia de desplazamiento a mediados de julio del año en curso la Defensoría del Pueblo informó que “el desplazamiento masivo y forzado en Colombia se duplicó en el primer semestre de 2021, respecto al año anterior, y se produjeron 102 eventos que afectaron a 44.290 personas de 15.340 familias”.

Asimismo, en lo que respecta a cultivos ilícitos la  Oficina de Política Nacional de Control de Drogas de la Casa Blanca emitió en su informe anual, en junio de este año, sobre el cultivo de coca el registro de un aumento récord en Colombia, cercano al 15% en el último año en este tipo de cultivos.

En las últimas semanas, Colombia ha demostrado que la guerra no funciona como metáfora, que es una realidad demasiado cruel e injusta para utilizarse como una figura retórica y que el creciente número de desplazamientos registrados en el país ha encendido las alarmas y en su mayoría, las autoridades responsabilizan a los grupos disidentes, del abandono de los territorios por parte de las comunidades.

Casualmente, las zonas en las que se agudiza la violencia si bien cuentan con la presencia de otros grupos armados como el Clan del Golfo, el Eln o Los Caparros tienen un factor en común: disidencias tratando de incursionar y expandirse en el territorio.

O por lo menos, así lo demuestran los últimos desplazamientos de los que se tiene registro en el país. En Ituango, las autoridades aseguraron que las poblaciones se desplazan por amenazas del Frente 18 de las Farc, disidencias al mando de la Segunda Marquetalía y en Bolívar, los responsables serían el Frente 37 de las Farc, al mando de ‘Gentil Duarte’.

Para Andrés Cajiao, investigador de la Fundación Ideas para la Paz (FIP), hay que entender en primera medida “que no se puede hablar de disidencias como un grupo homogéneo. Son estructuras con capacidades distintas, características diferentes, y enfoques territoriales distintos con consolidación e incidencia diferentes, hay unas estructuras más grandes y consolidadas y otras más pequeñas y menos arraigadas”.

Agrega el investigador que “si uno mira la zonas donde hay mayor incidencia de algunas estructuras disidentes es el centro, sur y occidente del país donde tienen mayor capacidad armada, mayor ingreso ilícito y mayor dominio territorial”.

“Las economías ilegales son un entramado a lo largo de la cadena de producción y distribución. La influencia de las disidencias en este tema varía mucho de su ubicación, por ejemplo: el séptimo frente controla el cultivo hacia la zona del sur del Meta. El Frente primero tiene incidencia en las rutas hacia Venezuela y Brasil. Las finanzas de estas se han ido diversificando y han incursionado, por ejemplo,  el Frente Acacio Medina se maneja con el tema de la minería, si bien tienen un papel en la distribución de la coca, su principal economía es minera. Las estructuras disidentes sí han tomado un papel importante en las economías ilegales del país”, explica Cajiao.

Concluye el investigador que “es difícil hablar de una dinámica homogénea en el país, es un tema más asociado a disputas territoriales de distintos grupos armados que buscan tener el control de un vacío que dejó las Farc y que ahora quieren recuperar las disidencias de esta”.

Por su parte, Néstor Rosanía, especialista en temas de paz y conflicto y director del Centro de Estudios en Seguridad y Paz, explicó que “se creó un imaginario colectivo que disidencias es un término que es equivalente a Farc, pero el Clan del Golfo son disidencias de  los paramilitares, Los Caparros son disidencias del Clan del Golfo, todos serian disidencias de algo, pero siguiendo el imaginario colectivo y dándole el equivalente de disidencias a Farc, no son las únicas que están en disputas de los territorios, pero si tienen un expansión considerable”.

Asegura Rosanía que “creo que el gran tema de fondo es una descentralización muy alta de grupos armados. Entonces, hay pequeñas organizaciones, todos andan armados, de civil y nadie sabe realmente quiénes son. Anteriormente, llegaban los grupos armados y se presentaban y hablaban con la comunidad, pero ahora no se sabe quién está al frente, no hay identificación y eso es un agravante del desplazamiento forzado”.

Al menos tres focos de desplazamiento en el país en la última semana

Bolívar

Cerca de 1.000 personas correspondientes a por lo menos 250 familias  de los municipios de Santa Rosa del Sur, Montecristo, Arenal del Sur, y Morales, ubicados al sur del departamento de Bolívar, tuvieron que desplazarse de sus viviendas y buscar refugio en municipios cercanos por cuenta de los enfrentamientos armados que se presentan en la zona.

Según informó la Federación Agrominera del Sur de Bolívar, a comienzos del año en curso otro grupo armado anunció su presencia en el sector y ellos mismos se identificaron como el Frente 37 de las Farc que estaría bajo el mando de ‘Gentil Duarte’.

Asimismo, denunció la Federación en las últimas tres semanas los enfrentamientos armados entre estos grupos ilegales han dejado 11 civiles muertos. Sumado al asesinado, el pasado 26 de julio, del líder Oswaldo Pérez, quien a manos de miembros del Frente 37 perdió la vida.

Antioquia

Al menos 4.000 campesinos de alrededor de 30 veredas se encuentran en situación de desplazamiento en Ituango por amenazas de Grupos Armados Organizados (GAO).

El alcalde del municipio, Edwin Mira, aseguró a mediados de la semana pasada que “al momento tenemos 4.041 personas desplazadas de las cuales el 50% son mujeres. Detrás de esto creemos que están los disidentes de las Farc, son aproximadamente 30 disidentes que están amedrantando a la comunidad. Estamos en una disputa total del territorio”.

Asimismo, Mira señaló a alias “Camilo”, comandante de la disidencia de las Farc en esa zona como responsable del abandono de las tierras del campesinado. Según el alcalde “llaman a los campesinos y les dicen que se tienen que ir del lugar y que cuando ya estén afuera le explican por qué los están desplazando”.

Cabe resaltar que, a corte de esta edición, los campesinos desplazados en esa zona iniciaban el plan retorno hacia sus poblaciones.

Nariño

Habitantes de más de 26 veredas y caseríos de las riberas del río Patía, en la parte alta del municipio de Magüi Payan en la región del Telembí, en Nariño, denunciaron que se encuentran confinados y otros más han salido desplazados a la fuerza por culpa de los constantes enfrentamientos armados en la zona.

La región conocida como Bajo Patía, denuncia que se encuentran en medio de la disputa territorial entre disidencias de las Farc y otros grupos armados ilegales.

Cabe destacar que en esa zona del país, hacen presencia los Frentes Carlos Patiño y Franco Benavides, disidencias al mando de ‘Gentil Duarte’.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.