¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
INGRESAR Explora tu perfil

Amigo lector,

Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

SUSCRÍBETE
Opinión

Las embarazadas del Carnaval

Un estudio de Fundesarrollo confirma con datos lo que ya sabíamos por simple olfato callejero: que en Barranquilla y en el resto del Atlántico las mayores cantidades de nacimientos se producen en septiembre, octubre y noviembre. Lo que quiere decir que estas criaturas fueron engendradas alborozadamente en los periodos festivos de Navidad y Carnaval.

Fundesarrollo, con base  en la estadística del Dane, según la cual entre 2008 y 2018 se dieron en el Atlántico 455.875 nacimientos, establece que en septiembre hubo 42.522 partos, en octubre 44.268 y en noviembre 43.276. Sumando estos dos últimos meses, 87.544 alumbramientos equivalen al 19,2% del total en los 10 años evaluados.

Por rangos de edades, atrae la atención que, en un extremo, las mujeres entre 10 y 14 años significaron el 23% de las embarazadas, y, en el otro, qué sorpresa, las mujeres entre 45 y 49 representaron el 29%. En este segmento deben figurar tanto las repitentes como las que va dejando el tren, al decir de las abuelas, y en la última Navidad o en el último Carnaval de fertilidad alcanzan su anhelada y postergada maternidad. 

Hay otros dos datos que son contundentes: el 60% de las madres que se embarazaron en Navidad o Carnaval son de bajo nivel educativo y un 20% no estaban aseguradas en el sistema de salud y el 23% pertenecían al régimen subsidiado. O sea, que estas alzas de los nacimientos de septiembre, octubre y noviembre están focalizadas en los núcleos femeninos atrapados en la pobreza y el atraso educativo. Estas mujeres, bajo el estímulo de las fiestas y la embriaguez, caen en relaciones sexuales sin ninguna protección anticonceptiva, con la preñada implicación de que la barriga que llevarán por nueve meses no será de trapo como la que hizo famosa a Liliana Cáceres. Y obvio: en la franja de mujeres educadas (que fueron a la universidad y tienen información) un embarazo navideño o carnavalero es menos frecuente.

Mujeres y hombres se cuidan más cuando tienen formación y disponen de un estatus económico óptimo o aceptable. El problema, por tanto, no es la Navidad ni el Carnaval. El asunto es tener una sociedad culturalmente preparada para administrar con racionalidad su vida reproductiva. Existen distintos métodos para evitar un embarazo, pero aún no se han universalizado.

En Asia y América Latina, a medida que sus sociedades han evolucionado, el uso de anticonceptivos ha crecido, pero sigue siendo bajo, por ejemplo, en la pobrísima África subsahariana.  

Los barranquilleros, como buenos bromistas, han inventado este meme: “¿Quién dijo que ya se acabaron las fiestas? Ahora lo que viene es matrimonio a la fuerza y baby shower a la lata”.  Pero, se viene también lo riesgoso: los abortos clandestinos en un país polarizado que continuará sin despenalizar plenamente la interrupción voluntaria del embarazo, tras la medrosa decisión de la Corte Constitucional. 

@HoracioBrieva

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

Néstor Rosanía

La estrategia uribista

Primero, el uribismo históricamente ha querido romper el principio de los pesos y contra pesos de las ramas del poder público, y controlar cada una de las ramas, quiere decir tener en el Congreso mayorías parlamentarias que les permitan tener e

Leer
Álvaro Villanueva

Contra el pesimismo de la OMS

Organizaciones no gubernamentales como Human Rights Watch (HRW) han acusado a Tedros de provocar centenares de muertos en su país de origen, Etiopía, por no haber informado de las tres epidemias de cólera cuando fue Ministro de Sanidad, en 2006

Leer
Francisco Cuello Duarte

Denunciar, denuncia, denunciar!

Hace más de quince años tuve el atrevimiento de denunciar a un alcalde de mi pueblo, Macondo, porque se estaba robando los dineros del municipio. Fui entonces a hablar con el Contralor quien me atendió muy bien, pues estos funcionarios manejan

Leer
Emilio Sardi

¡Reforma Tributaria!

Para mal de Colombia, la camarilla que ha manejado su economía durante las últimas décadas tiene una recomendación estándar para cualquier situación que el país enfrente. Haya lluvias o sequía, crisis o bonanza internacional, precios de ma

Leer
Ver más Columnas de Opinión
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web