El Heraldo
El Distrito realizará mil visitas a los establecimientos para confirmar que estén cumpliendo con todas las medidas de bioseguridad. Hansel Vásquez
Barranquilla

Comercio al por menor se prepara para una reapertura gradual

La Secretaría de Desarrollo Económico indicó que se encuentran en proceso de realizar una prueba piloto en restaurantes y transporte aéreo.

El comercio no esencial comienza a ver una luz luego de ser una de las actividades que suspendió la atención presencial hace algunas semanas para evitar la propagación del nuevo coronavirus en Barranquilla.

Este anuncio ha despertado “sensaciones contradictorias” en Andrés Urrea, propietario de un local en centro comercial del centro. Aunque la posibilidad de volver a ejercer su oficio en  el mediano plazo lo llena de esperanza, en su cabeza se incrementan las preocupaciones debido a los compromisos económicos que no ha podido cumplir.

El hombre, quien gran parte de su vida se ha dedicado al comercio en la zona céntrica de la ciudad, sostuvo que desde hace varias semanas han establecido los respectivos protocolos de bioseguridad (ver recuadro) para poder trabajar.

“Hemos cumplido con los protocolos, lo que nos han pedido lo hemos hecho y lo único que queremos en este momento es igualdad de condiciones. Queremos que la reactivación sea en el menor tiempo posible porque las deudas no aguardan”, expuso Urrea.

Como este comerciante, los propietarios y trabajadores de los locales dedicados al comercio minoritario solo esperan que corran los días y que se cumpla el compromiso de poder volver a abrir las puertas al público.

Comercio del centro tiene listos los protocolos para reabrir

En el centro de Barranquilla, el comercio se encuentra listo con todos los protocolos de bioseguridad para volver a subir las esteras desde el próximo 27 de julio, reactivando así las ventas presenciales.

Durante los últimos cuatro meses, este sector se ha visto afectado por las restricciones sanitarias que han diezmado sus ingresos. Incluso, el cierre indefinido no lo resistieron varios comerciantes, quienes tuvieron que cerrar sus establecimientos.

A más de 200 locales la crisis les afectó tanto que  tuvieron que entregar y cerrar definitivamente, según el reporte de la directora de la  Asociación de Comerciantes del Centro de Barranquilla (Asocentro), Dina Luz Pardo.

Por eso, los comerciantes se encuentran ansiosos por la reapertura, ya que –manifestaron– han sido momentos difíciles tanto para ellos como para sus empleados y las familias.

“Tenemos deudas, dependen muchas personas de nosotros, los trabajadores tienen familia y por eso estamos ansiosos de poder volver a abrir y generar ingresos para estabilizarnos”, dijo un comerciante.

Para la reapertura,  Asocentro hizo una inversión de más de $15 mil millones en implementos para la correcta implementación de los protocolos establecidos por el Ministerio de Salud para evitar la propagación y contagio de la COVID-19.

En cuanto a los centros comerciales ubicados en la zona céntrica, como Colombia o El Shopping, solo tendrán habilitadas dos de sus puertas: una para el ingreso y otra para la salida de los compradores, con el objetivo de tener el control del aforo. 

Sin embargo, todas las entradas de estos lugares estarán abiertas y las que no estén habilitadas tendrán una malla que impide el ingreso de las personas, debido a las recomendaciones de evitar tener los lugares cerrados para la circulación del aire.

Cabe resaltar que para el ingreso o atención de los compradores se hará respetando la medida de ‘pico y cédula’ establecida por la Alcaldía. En la entrada habilitada de cada centro comercial habrá una persona encargada de verificar que se cumpla con todas las medidas. Posterior a eso se realiza la toma de la temperatura y se registran sus datos como nombre, cédula y número de teléfono en un listado.

Luego deben pasar al proceso de desinfección que, en algunos casos, se hace a través de un lavamanos multifuncional que desinfecta la suela y las manos al tiempo, o en otros casos con alcohol y gel antibacterial. 

Después de todo este proceso, finalmente el comprador puede ingresar al establecimiento. “Los centros comerciales del centro te desinfectan al entrar y en cada almacén vuelven a hacer todo el proceso de bioseguridad para la tranquilidad de los compradores”, explicó la directora de Asocentro.

 

Beneficios de la reactivación gradual del comercio en Barranquilla

Para el economista Florentino Rico, el proceso gradual de reactivación del comercio le apunta a evitar la contracción de la economía nacional y generación de ingresos públicos y privados en sus diferentes dimensiones, tales como impuestos, ventas y movimiento del circuito económico para aumentar el PIB.

El experto sostuvo que a través de la reapertura económica también se plantea disminuir las pérdidas y el reintegro de la fuerza laboral al mercado del trabajo, teniendo en cuenta que las afectaciones en el comercio pueden estar  entre el 0,1 % y el 3,0% del PIB mensual del Distrito de Barranquilla.

Rico, quien es docente e investigador senior de la Universidad Simón Bolívar, también indicó que con la puesta en marcha de esta estrategia se busca disminuir las pérdidas vinculadas al aislamiento de las personas mayores de los 70 años, que se han valorado en $196 mil millones, debido a que se ha imposibilitado el desarrollo de actividades a cerca de 23.586 personas.

“Estimar la recuperación económica depende del nivel de las restricciones que se apliquen en cada una de las regiones y del grado de vulnerabilidad del sector, se deben plantear diferentes escenarios desde lo optimista, pesimista y las más probables”, especificó.

Asimismo, el economista destacó que la mayoría de los sectores económicos cuentan con un grado bajo o medio-bajo de vulnerabilidad: “La reactivación permite mitigar las pérdidas económicas que se distribuyen de manera diferencial entre los sectores, los escenarios analizados muestran que ningún sector supera su participación en la pérdida total por encima del 11%, en el caso del comercio al por mayor y al por menor se presenta una recuperación del 8,2% del sector”. Indicó, además, que la reactivación económica implica el incremento en el consumo de los hogares por más de 3 billones de pesos mensuales, debido a que el poder adquisitivo de los trabajadores crece y dinamizan la demanda de bienes y servicios. 

También resaltó que este proceso de reapertura le permite al Gobierno canalizar más recursos que puede destinar para la atención de las poblaciones más vulnerables a través de nuevos subsidios y programas de ayudas.

Por último, el economista destacó que el comercio al por mayor y al por menor se constituyen en los sectores que más sectores generan en la ciudad, sin contar que cuentan con estabilidad en sus precios. 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.