El Heraldo
Un hombre pasa frente a un grafiti que simula distintos libros apilados en la ciudad de Madrid, España.
EFE
Cultura

Siete obras literarias para leer en el Día del Libro (y en cuarentena)

La lista incluye cuento, memoria, crónica y novela.

En el Día Internacional del Libro y del Derecho de Autor, varios lectores, escritores e investigadores recomiendan a EL HERALDO un libro para leer en esta fecha conmemorativa, que este año coincide con la cuarentena en distintos lugares del mundo por coronavirus. La mayoría de los títulos que siguen pueden conseguirse mediante el sistema de ventas en línea disponible en librerías, editoriales y distribuidoras de Colombia. 

La pagoda  (Lasirén Editores, 2019), Patricia Powell

Lowe, un tendero chino radicado en Jamaica a finales del siglo XIX, intenta escribir una carta a su hija. Después de 20 de años de distancia ¿cómo explicarle a ella, y a sí mismo, que él es una invención sobre el cuerpo biológico de una fugitiva que zarpó de China? La pagoda, de la jamaiquina Patricia Powell, traducido por primera vez al español por la editorial colombiana, es una novela imperdible para quienes devanean con la literatura queer y la historia de las migraciones en el gran Caribe.

A. Juliana Enciso

Bienvenido mal, si vienes solo (Planeta, 2019) Jacqueline Urzola

Una bien armada rememoración de una infancia que se mueve entre el esplendor económico y social y la amenaza de la ruina, en Sincelejo. Reconstruida básicamente a partir de un contrapunto de voces entre la madre y la hija, este libro valiente de alguien que se atreve a mirarse en el espejo y a contar sin eufemismos, pero de manera amena y crítica, lo que ve, está escrito en un lenguaje coloquial cuidadosamente trabajado que alcanza con frecuencia notables alturas líricas y constituye un valioso aporte a la escasa tradición de memorialistas caribeños: García Márquez, Germán Espinosa, Roberto Burgos, Jaime Manrique y Silvana Paternostro, entre otros.

Ariel Castillo Mier

El árbol del ahorcado y otros relatos de la Frontera (Valdemar, 2013), Dorothy M. Johnson

La escritora norteamericana Dorothy M. Johnson ha sido para mí uno de los grandes descubrimientos literarios que he experimentado como lector de cuentos en los últimos años, y es extraño que apenas ahora la descubra y que no tenga la visibilidad de otras autoras y autores. Más allá del género del western donde suele inscribirse y de las películas clásicas que inspiró –como la famosa El hombre que mató a Liberty Valance–, sus relatos son profundamente conmovedores, humanos, realistas y al mismo tiempo románticos, en especial los contenidos en El árbol del ahorcado y otros relatos de la Frontera. Pocas veces he leído unos cuentos con el corazón en la mano.

Paul Brito

Memoria por correspondencia (Laguna Libros), Emma Reyes

Emma Reyes fue una artista plástica colombiana que desarrolló su carrera en Paris. En Memoria por correspondencia cuenta la historia de su vida a través de una serie de cartas que le envía a su amigo Germán Arciniegas. Es un libro conmovedor, que abre una ventana a la intimidad de su infancia en un ambiente muy pobre en la Colombia de la primera mitad del siglo XX. Reyes no fue escritora, fue pintora, pero es extraordinaria la sensibilidad de su lenguaje y la espontaneidad de su narración. Son cartas que emocionan y configuran un relato honesto de quien mira su propia historia, al parecer, sin remordimientos. El relato en sí mismo produce goce y curiosidad, pero además, allí se iluminan muchas dimensiones de la Colombia de la época, del universo de la infancia y de lo femenino.

Isabel Cristina Ramírez

Plano americano (Anagrama, 2018), Leila Guerriero

Creo que se trata de un libro indispensable para quien adore los perfiles y retratos. La voz de Leila es única, logra construir las múltiples dimensiones de las personalidades que retrata y además despliega todo su universo. Cada perfil es un acercamiento íntimo y honesto, cargado de imágenes tan logradas y majestuosas como las personas que capta. Este libro desdibuja toda posible frontera entre la literatura y el periodismo, entre la ficción y la no ficción.

Lucia Vargas

Historias para animales escondidos (Lugar común, 2020), varios autores

Es una antología de cuentos de autores colombianos y mexicanos, 6 narradoras y 6 narradores. Todos son cuentistas muy interesantes, con estilos diversos y temáticas muy curiosas. El libro es editado por Lugar Común, editorial creada por el escritor barranquillero Luis Molina Lora, quien desde hace muchos años reside en Montreal. Si están aburridos de las películas y series en TV, estas maravillosas historias los llevarán a donde los pies no pueden. Los que quieran leer la antología pueden descargarla, gratuitamente, en la web de la editorial. Que la disfruten. 

John J. Junieles

Esther Forero, la caminadora (Artimaña Editorial, 2019), Daniella Cura

Es una locura cómo este libro hace un recorrido por la vida del tremendo personaje que es Esthercita, una cosa apasionada que cruza por el feminismo sin ser un panfleto, una cosa intimista y una investigación hecha con astucia y gracia. Está anclada en el corazón del Caribe y en especial en la vida de las mujeres que hacen posible la música. La documentación gráfica es preciosa, la portada de un gusto exquisito y se trata también de una historia de resistencia y sonoridad. Nada mejor para salvarnos en estos días. De postre, es de Artimaña, editorial independiente con una factura estupenda. 

Claudia Ayola

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.