Últimas noticias

Levantarse y poder ver la inmensidad del mar es una de las razones que llevó a Sasha Ferrer a comprar su vivienda en esta zona.
00:00

La Influencer Sasha Ferrer narra los beneficios que tiene...

Los cuerpos de las víctimas quedaron en el bicitaxi.
17:20

Las víctimas se desplazaban en un bicitaxi con sus...

Render de la ‘Casa de dulces’ en la Plaza de la Paz.
17:04

Inauguración del atractivo navideño será a partir de las 6:...

Wilmer González Brito, gobernador de La Guajira.
16:32

El gobernador encargado Wilson Rojas Vanegas explicó que,...

16:04

Así lo reportó el defensor del pueblo, Carlos Negret, quien...

Estados en el que quedaron los vehículos involucrados en el accidente.
16:02

Al parecer, un microsueño de uno de los conductores...

El cronista Alberto Salcedo Ramos, autor de ‹El oro y la oscuridad›.
15:46

Molerse el hocico a golpes resulta menos interesante para...

15:42

Julio Avelino Comesaña paró en el...

15:22

La organización sindical critica uno de los proyectos que...

14:53

El porteño marcó el primer tanto de penal en el empate 2-2...

El escritor y periodista Sergio Ocampo Madrid.
El escritor y periodista Sergio Ocampo Madrid.

Entrevista Sergio Ocampo Madrid

“La existencia es cada vez más virtual y menos real”

El titulo es:“La existencia es cada vez más virtual y menos real”
Por: Ivonne Arroyo @ivonnearroyom

Temas tratados

En ‘Es mejor no preguntar’, Sergio Ocampo retrata el mundo tirano e indolente de las generaciones actuales- ¿Cómo es el amor en la época de las pantallas?

Jacobo Lersundi y Nicoleta Dalmar son dos jóvenes como los que usted quizás podría encontrarse en algún centro comercial o fiesta en el norte de Bogotá. De aquellos que no sufrieron una raspadura de codo o un moretón hasta los cinco años, jóvenes tan únicos, de una generación tan curiosa y compleja, que el psicólogo, profesor y escritor antioqueño Sergio Ocampo Madrid califica de “ególatra, frágil y muy dependiente del reconocimiento”. Es mejor no preguntar (Planeta), su más reciente novela, es un retrato de aquello. De cómo son las relaciones y los amores en las épocas de las pantallas. 

P. ¿Es mejor no preguntar?, ¿por qué?

R.

Se trata de una novela sobre gente joven, pero también acerca de la perplejidad de los adultos sobre cómo ser guías, arquetipos, maestros, padres, y, todavía más allá, sobre la decadencia de un mundo al que la tecnología lo está reinventando de un modo tan vertiginoso que no permite unas reflexiones mínimas ni juicios confiables sobre cómo reacomodarse, tomar posición y cómo encontrarle sentido a una existencia que es cada vez más virtual y colectiva y menos real y genuinamente personal. En medio de esa confusión de las relaciones, la solución frecuente para no ahondar en el riesgo de los sentimientos, de los compromisos, en la ruleta rusa de los dilemas y los costos de restringir y poner límites, sea no asumirlos. Entonces, quizá sea mejor no preguntar.

P. ¿Cuál fue el punto cero de esta novela que aborda el amor en la época de Tinder y Whatsapp?

R.

Esta generación que nació del 90 hacia acá me parece fascinante por universal, por vital, por libertaria. Sin embargo, al mismo tiempo es ególatra, frágil y muy dependiente de la motivación y el reconocimiento. Muy cercana a los animales y la naturaleza, pero al mismo tiempo un poco claudicante ante la propia especie e incluso misantrópica. Con millones de bytes de información a la mano, pero escaso interés por el conocimiento que no se pueda hacer cuantificable; que no se pueda monetizar. Ante ese panorama, vengo reflexionando hace ya más de una década y juntando las piezas para hacer de esta novela un bosquejo sobre una generación, pero también sobre la decadencia del mundo adulto en unos tiempos de transformaciones brutales y aceleradas.

 

P. ¿Cuál es el costo de ese amor líquido?

R.

Yo veo el Tinder y las otras aplicaciones similares como un ejercicio de honestidad; un reconocimiento de que si lo que se quiere es tener sexo no hay que apelar a mentiras ni arandelas ni artimañas; ni perder tiempo. Pero veo algo que me resiente y es el fin de la seducción, de la conquista, y en últimas del romanticismo convencional, el de los chocolates, las flores, el café y los vinos calientes. Y veo algo que sí me parece muy lesivo y es la banalización de las relaciones humanas, la claudicación a arriesgarse a conocer, profundizar, equivocarse. Un mundo de vinculaciones muy superficiales y provisionales.

 

P. ¿A quiénes se parecen Jacobo y Nicoleta, cómo fueron construidos estos personajes tiranos y sobrados?

R.

Hay una claridad necesaria y obligatoria y es que Nicoleta y Jacobo son retratos de una generación, pero de una clase social muy privilegiada, indolente, despreocupada, excluyente, que ve sus prerrogativas como parte del orden natural de las cosas.

P. Hay un rompimiento generacional en la obra, pero también un cambio de roles, en donde los jóvenes son más autoritarios que los adultos, ¿cómo leer esa realidad?

R.

 Por la confluencia de varios sucesos y consolidación de procesos en los años 90, la forma de encarar la niñez cambió de un modo dramático. Del niño que debía callar y escuchar, el que comía de último, el que estaba forzado a una obediencia ciega, pasamos a un niño muy empoderado de sus derechos y su lugar en el mundo, con todo un andamiaje político, social y cultural dispuesto a hacer prevalecer sus derechos como interés superior. Los adultos, en cambio, al menos los de estos últimos 25 años, han sido inferiores a su papel y se les ve perplejos y vacilantes frente a su rol de guías, orientadores y en últimas padres.

P. Hablemos de la oscuridad de las redes sociales, ¿qué es lo que más le inquieta?

R.

Muchas cosas, pero particularmente la capacidad enorme de prestarse para vendettas, linchamientos morales y venganzas; juicios sumarios y colectivos. La vida de muchos adolescentes se ha visto arruinada o al menos problematizada por algún incidente en el cual la mala intención expuso su intimidad ante millones. En general, que la virtualidad reemplace a la vida real me preocupa, esto es que nos enamoremos, peleemos, odiemos, protestemos, cada vez más en el aislamiento de nuestros computadores y celulares.
 

P. La novela relata las relaciones frágiles de los millennials, pero parece que ese rótulo no le gusta a usted, ¿por qué?

R.

Porque me parece muy artificial eso de dividir a los seres humanos por las fechas de sus nacimientos, sin contemplar las diferencias abismales que representan las circunstancias de cada quien. Primero fueron los X, luego los Millennials, ahora dizque los centennials. Por ese camino hemos terminado haciendo escarnio en videos, en columnas, en chistes, de una parte de la población que comparte unas características de inconstancia, de inestabilidad, de superficialidad, de desprecio a la experiencia, y lo hemos generalizado a toda una generación. Los millennials han sido maltratados y hasta un poco estigmatizados.

P. ¿Qué sí destaca de esta generación, qué le sorprende gratamente de ellos?

R.

Muchas cosas: esa relación con el mundo tan exenta de complejos; el empuje para cualificarse académicamente; el espíritu crítico; la apertura mental frente a todas las opciones sexuales; el secularismo; el sentido ecológico; muchas cosas.

El autor

Sergio Ocampo Madrid nació en Medellín, Colombia. Es cronista, reportero y editor, autor del libro Siete cuentos fantásticos, la novela Limpieza de oficio y El hombre que murió la víspera, entre otros. Actualmente es profesor en la Universidad Externado de Colombia y columnista de El Espectador.

Temas tratados

Noticias más populares

  • EN EL HERALDO
  • EN Cultura
  • EN VÍDEOS
  • EN FOTOS
¡Hola!

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
Regístrate
¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
sssssss
La sesión ha sido cerrada con exito
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web
#Rusia2018 ¿Cúal es tu marcador? Juega aquí
¿Quieres asistir a la inauguración? Compra tus entradas aquí
¡Estamos listos! marcadores en cero, inicia la segunda fase. Haz tus predicciones AQUÍ
Continuar al sitio
Noticias más leídas del 2017 1
Aumenta tus posibilidades de ganar, suscríbete a EL HERALDO desde $30.000
Cocina sin aceite, ¡Compra Air Fryer digital a precio de locura, solo con EL HERALDO!
Dale color a tu cocina, COMPRA YA set de cuchillos con cubierta antibacteriana + pelador de ceramica