En la Bendición de Dios luchan contra el agua y las serpientes

Unas 40 familias residentes en esta zona de invasión aseguran que las lluvias de los últimos días han inundado y hundido sus viviendas.

Luis Rodríguez
Una madre de familia carga a su hijo mientras otra, sobre el barro, a su niña. Luis Rodríguez
Más contenidos
Barranquilla

Unas 40 familias residentes en esta zona de invasión aseguran que las lluvias de los últimos días han inundado y hundido sus viviendas.

Con el mismo palo, Julia Ruiz ha matado cinco serpientes. Desde hace 10 días su casa, y las de sus vecinas, están inundadas; y con cada lluvia las construcciones se hunden más en la tierra. Julia Ruiz tiene miedo, al igual que sus vecinas y las familias de ellas. Niños, adultos y ancianos están viviendo entre charcos, barro y basura: el panorama que enfrentan debido a las condiciones climáticas en la Bendición de Dios.

Por las calles caminan descalzos, que no son más que trochas angostas llenas de tierra húmeda manchada por el agua sucia de los charcos. Según manifestaron, por cada paso que dan existe un riesgo de que una mordida termine por enviarlos a un hospital, como ya lo han tenido que hacer otros enfermos en el sector. Uno, un joven con artrosis; otra, una señora con una herida en la pierna.

En sus casetas de madera, chuecas, con grietas y húmedas, no tienen dónde esconderse de las serpientes, que se escabullen rápidas entre los orificios de las paredes, o entre los pequeños charcos de agua marrón que hay junto a las puertas, que no son más que tablas puestas para ganar un poco de privacidad y -supuesta- seguridad. Dentro, los colchones delgados están mojados, los muebles rotos y las pequeñas ventanas tapadas con bolsas negras, o con algún pedazo de plástico. 

“Los niños están en peligro de enfermarse”.

Al mediodía, con el sol en lo más alto del cielo, el calor hace que el olor de la basura se esparza por todo el lugar, dándole así la estocada final al ambiente de peligro que viven estas familias, ubicadas en las primeras dos cuadras de esta zona de invasión cerca a la rotonda de la Avenida del Río. En total, son unas 40 viviendas las afectadas por la lluvia. Sea por inundación o hundimiento, los habitantes del sector están desesperados, asustados y preocupados, pues no encuentran una solución para su problemática.

“En 14 años que llevamos viviendo aquí es la primera vez que nos pasa una cosa como esta”, dijo Julia Ruiz tras terminar su caza de serpientes. “Estos animales están por todos lados. Nos acosan, no podemos dormir. Ellas también le huyen a lo húmedo y quieren venir a lo seco, que es donde nosotros estamos, pero nos da miedo que nos ataquen”, agregó.

Los residentes del sector han tenido que sacar el agua con baldes y escobas.
Los residentes del sector han tenido que sacar el agua con baldes y escobas. Luis Rodríguez

Por esta situación, varios residentes de esta zona de invasión aseguraron “no poder dormir”, sumado al frío que dicen sentir en las noches producto de la humedad. “Que no llueva es un milagro, porque todos los días es lo mismo. Nos toca sacar el agua con baldes y escoba. El nivel ha llegado hasta los 30 centímetros; nos llega hasta las pantorrillas”, denunció Beatriz Gómez.

“Lo mínimo que pedimos es que nos reubiquen y nos indemnicen. Nos prometieron mudarnos a una urbanización Lluvia de Oro, pero no nos han dicho más de ese tema. Estamos enfermos, acá hay niños y necesitamos ayuda. En cualquier momento una serpiente de esas nos pica, o nos termina por afectar toda la basura que hay en la zona”, manifestó la mujer.

Para ella, y para los vecinos de la zona, el problema recae en que el agua de lluvia queda represada en el sector donde están sus viviendas, debido “al cierre que hizo el propietario del predio vecino”. 

“En cualquier momento una serpiente nos puede picar”.

Respecto al tema, la jefe de la oficina de Gestión del Riesgo de Barranquilla, Ana Saltarín, manifestó que esta es una situación “grave” tanto para las personas que habitan en el sector como para el ecosistema, pues estas invasiones ocupan terrenos de humedal. 

“Esas son las condiciones de esos terrenos y muchas de estas personas han vuelto luego de haber sido reubicadas. Para el Distrito, como para el país, es difícil controlar estos fenómenos migratorios porque gran parte de los habitantes de esa zona se mudaron ahí debido a sus condiciones socioeconómicas, pero si permanecen ahí pueden seguir siendo víctima de todas las problemáticas con las que viven, que son deficientes”, aclaró.

Por último, Saltarín hizo un llamado a la ciudadanía a no apoderarse de los espacios naturales y a generar conciencia sobre el peligro que esto representa para los ecosistemas.

Has disfrutado de todos los contenidos gratuitos del mes que ofrecemos a nuestros visitantes

Te invitamos a registrarte en EL HERALDO

¿Ya tienes una cuenta?

Disfruta de los siguientes beneficios:

Acceso ilimitado
creer-en-la-costa

Noticias más populares

  • EN EL HERALDO
  • EN Barranquilla
  • EN VÍDEOS
  • EN FOTOS
X

Hola,

Bienvenido a tu cuenta de EL HERALDO.

Con tu cuenta de EL HERALDO vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

Bienvenido a EL HERALDO

Bienvenido, puedes ingresar con tu correo electrónico y contraseña registrada.

Si todavía no tienes una cuenta, puedes registrarte aquí, es gratis.

Conéctate con tu cuenta de Facebook ó Google

Registrate en EL HERALDO

Crea tu cuenta en EL HERALDO y vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

* La contraseña debe ser mayor de 5 caracteres, contener una mayuscula y un numero

x

Reestablecer tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el cual te registraste, te enviaremos un enlace para que puedas restablecer tu contraseña y acceder de nuevo.

La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web