Barranquilla | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
SUSCRÍBETE
Si ya eres suscriptor, actívate sin costo
Fachada del Hospital Universitario Cari ESE de Alta Complejidad, el cual atraviesa por un proceso de reestructuración de pasivos.
Archivo EL HERALDO
Barranquilla

Déficit ahoga finanzas del Cari y lo obliga a acudir a la Ley 550

En el primer trimestre de 2017 el hospital ya registraba pérdidas por $3.416 millones. Estiman que no podrán recuperar unos $55.557 millones.

Las deudas de las Entidades Promotoras de Salud (EPS) por valor de $94.000 millones, los pasivos a especialistas, empleados y contratistas, además de los embargos, tienen al Hospital Universitario Cari ESE de Alta Complejidad en una crisis financiera que lo ha conducido a un proceso de reestructuración bajo la Ley 550 o ‘ley de quiebra’.

Un estudio de la revisoría fiscal del hospital público, con corte a marzo de 2017 que fue conocido por EL HERALDO, revela que transcurridos los primeros tres meses de este año la institución ya presentaba un déficit de $3.416 millones. En 2016 las pérdidas totales fueron de $13.444 millones. A este monto se deben sumar las multas y sanciones cobradas por Radiólogos UT por valor de $2.663 millones.

Actualmente —indica el documento— los pasivos del hospital son de $80.364 millones, aunque la Secretaría de Salud Departamental había informado que alcanzaban los $90.000 millones.

Sin rentabilidad 

El funcionamiento del Cari de alta complejidad demanda más costos que ingresos. Así lo detalla la revisión al interior del hospital con registro de costos y gastos de $14.404 millones frente a un monto de venta de servicios de tan solo $10.309 millones.

De las deudas al centro médico ($94.000 millones),  se consideran de difícil recaudo $55.557 millones. Es decir que se prevé que el Cari solo recupere $38.443 millones.

En cuanto al presupuesto para la presente vigencia también hay disminuciones evidenciadas en el informe de la revisora fiscal. De $85.780 millones, en 2016, pasó a $70.264 millones este año. De este modo, el monto bajó en $15.516 millones.

Es así como los problemas financieros que ha tenido el hospital público lo han llevado a radicales consecuencias como el hecho de que el patrimonio esté actualmente por debajo del 50% del capital, es decir, que sus ingresos no superan o igualan sus obligaciones.

Líos con EPS

La deuda de las EPS al Cari es una de las grandes batallas que libra el hospital. El cobro a las entidades no ha podido efectuarse porque algunas están liquidadas, como el caso de Caprecom que es la que más adeuda, y otras porque no han reconocido el cobro que les es reclamado por el hospital.

En el primer trimestre de este año el Cari tenía $2.043 millones en glosas (cobro a EPS) aceptadas para tramitar su cobro, de las cuales se efectuó la suma de $1.098 millones, quedando un saldo por cobrar de $945 millones.

Además, el hospital se debe enfrentar —según la revisión financiera— a la probabilidad de que nunca le sean aceptadas unas glosas por $7.474 millones. Además, de 2016 a 2017 las devoluciones del cobro por parte de las entidades pasaron de representar $2.488 millones a $3.779 millones.

Entretanto, la Secretaría de Salud Departamental informa que aunque Caprecom deba $24.000 millones solo cancelará $9.000 millones, en vista de que está liquidada.

En cuanto a las EPS activas, la Secretaría detalla que el cruce de cartera con las entidades requiere de un tiempo prolongado.

Ejecución presupuestal 

El resultado de la revisora fiscal arroja que de los ingresos presupuestados para este año en el hospital, en el primer semestre se ha ejecutado la suma de $10.883 millones, equivalente al 15.49%.

De esta ejecución, $6.598 millones corresponden a ventas de servicios del presente año, de los cuales se ha recaudado solo $22 millones. Además, el hospital recibió $1.750 millones por estampilla.

En cuanto a los gastos, en la ejecución presupuestal se han registrado compromisos por valor de $19.401 millones y obligaciones por $4.991 millones, de los cuales $2.742 millones pertenecen a vigencias anteriores. Sobre este total, el Cari ha cancelado la suma de $3.626 millones.

Ley 550

Por la crisis y la falta de recursos para sacar adelante al Cari, la Junta Directiva del hospital público decidió preparar la documentación para que la institución pueda cancelar sus deudas. 

De este modo se prevé tener lista en 60 días la propuesta que deberá presentarse ante el Ministerio de Hacienda para que el Hospital Universitario Cari ESE de Alta Complejidad aplique a un proceso de reestructuración de pasivos, bajo la Ley 550 o de quiebra.

La decisión fue tomada por tras la dificultad de saldar las deudas de $90.000 millones y la suspensión de 20 servicios.

El documento presentado deberá contener —de acuerdo a como lo estipula la ley— un soporte de incumplimiento de pago por más de 90 días de dos obligaciones en adelante o la existencia de mínimo dos demandas ejecutivas. En cualquiera de los casos, el valor de las deudas deberá representar “no menos del 5% del pasivo corriente de la empresa”.

Una vez sea presentada la solicitud, el Ministerio de Hacienda deberá aceptarla dentro de los tres días siguientes a su recepción. Posteriormente, de acuerdo a la Ley, el Ministerio designará a un promotor que se encargue de hacer seguimiento al proceso de negociación y celebración del acuerdo con los acreedores del hospital, además de analizar el patrimonio de la empresa durante los últimos tres años, determinar los derechos de votos de los acreedores, entre otras funciones.

Una vez inicie la negociación con los acreedores quedarán impedidos los procesos de ejecución contra el hospital y se suspenderán los que están en curso. En el caso del Cari, a fecha de 2016, había $4.127 millones correspondientes a embargos realizados por acreedores.

Para la negociación de reestructuración de pasivos los acreedores participarán en un proceso de votación, cuyo derecho será asignado dependiendo del monto de la deuda que le debe ser cancelada a este.

Luego, en un plazo de cuatro meses a partir de la escogencia del promotor, se convocará a una reunión para indicar el número de votos admisibles y la determinación de la cuantía de las acreencias. En otro periodo igual, los acuerdos deberán celebrarse, de lo contrario —dice la Ley 550— el promotor dará inmediato traslado a la autoridad competente para que inicie un proceso de liquidación obligatoria o intervención.

Los tipos de acreedores corresponden a los internos, como trabajadores y pensionados, acreedores externos, entidades públicas e instituciones de seguridad social, instituciones financieras y demás entidades sujetas a la inspección y vigilancia de la Superintendencia bancaria de carácter privado, mixto o público.

Servicios

La adeuda a acreedores ha provocado la suspensión de servicios en la ESE, donde actualmente no hay atención para potenciales evocados, hematología adulto, gastroenterología adulta y pediátrica, urología oncológica, nefrología pediátrica, CPRE, ginecología oncológica, cirugía vascular, urología, infectología, ortopedia, oftalmología, optometría, hemodinamia, ecografía, doppler venoso arterial, arteriografía, cirugía de cuello y tórax, neumología, servicio de lectura de RX y TAC.

Además, en el Cari de Neurociencia hay otros dos servicios suspendidos, tales como electroencefalograma y electromiografía. En este sentido, son 20 de 38 los servicios suspendidos.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Más noticias de:

  • Hospital Cari
  • Ley 550
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web