El Heraldo
La Academia Latina de la Grabación le otorgó en 2010 el Grammy a la Excelencia. Archivo EL HERALDO
Música

El éxito acompañó al Jilguero en sus 53 años de carrera

En 2010 obtuvo el Grammy a la Excelencia. En el Festival de Orquestas alzó 9 Congos de Oro y un Súper Congo. 25 Discos de Oro y 7 de Platino.

Con 53 años de trayectoria, Oñate dedicó casi toda una vida al canto. Sus inicios se remontan a 1968 cuando grabó en Bogotá el álbum Festival Vallenato con la agrupación Los Guatapurí.

Un año más tarde se une al conjunto de sus coterráneos, los Hermanos López, convirtiéndose en la voz principal de esta dinastía integrada por Reyes Vallenatos.

Su discografía está integrada por 49 álbumes, los cuales incluyen innumerables éxitos que sus seguidores ahora más que nunca escuchan a todo volumen para tratar de suplir su ausencia.

El hijo de Daniel González y Delfina Oñate, quien nació el 31 de marzo de 1950, prefirió artísticamente tomar el apellido materno. Paradójicamente doña Delfina para evitar que enfocara su atención en el canto, algo que en aquel entonces era visto con malos ojos, lo llevó a Bogotá y lo inscribió en el colegio de la Universidad Libre.

Jorge solo era respaldado por su tía Julia Martínez quien, en contravía de la familia, le brindó su apoyo a este apasionado del canto que a escondidas interpretaba rancheras y boleros en su época juvenil, en la que también practicaba fútbol.

Pero en su caso la música opacó al deporte de las multitudes y fue moldeando su voz con los Hermanos López, siendo apadrinado por el Rey Vallenato Miguel López. También grabó con Emiliano Zuleta Díaz, Nicolás Elías ‘Colacho’ Mendoza, Raúl ‘El Chiche’ Martínez, el desaparecido Juancho Rois, Álvaro López, Gonzalo Arturo ‘El Cocha’ Molina y Julián Rojas, con quienes cantó como todo un ruiseñor.

Fue bautizado como ‘El Ruiseñor del Cesar’ por el periodista Jaime Pérez Parody cuando cantaba en el conjunto de los Hermanos López.

Sobre el origen del apelativo de ‘El Jilguero de América’ está ligado al reconocido escritor y periodista Juan Gossaín, quien en una crónica lo llamó así, en alusión a otro pájaro popular por su fino y enternecedor canto.

El intérprete de Paisaje de sol debido a su exitosa una trayectoria en 2010 recibió por parte de la Academia Latina de la Grabación el gramófono a la Excelencia Musical.

También por sus ventas millonarias conquistó 25 Discos de Oro, 7 de Platino y 6 de Doble Platino.

En el Festival de Orquestas también tuvo protagonismo al levantar 9 Congos de Oro y un Súper Congo.

Junto a Rosendo Romero sería homenajeado.
El homenaje quedó pendiente

El año pasado tras desatarse la pandemia del coronavirus, el Festival de la Leyenda Vallenata que ya tenía todo listo para homenajear a este artista en su edición 53, debió aplazar los honores. Esto había despertado en el vocalista las mejores sensaciones, ya que según manifestó era el tributo más grande que le habían ofrecido y se sentía agradecido porque podía disfrutarlo, no como a otros artistas que después que fallecen es que exaltan su trayectoria y aportes musicales.

“Eso lo mantenía muy emocionado, al igual que la idea de una estatua que le harían en el barrio Don Alberto en Valledupar. Finalmente no hubo homenaje en el Festival Vallenato por esto de la covid-19 y la estatua terminó convertida en un busto que fue instalado en el barrio mencionado. Me decía que esos días iban a ser los más felices de su vida”, recordó Andrés ‘el Moña’ Rangel, su promotor en Barranquilla.  

Oñate junto al compositor Rosendo Romero, el poeta de Villanueva serían los artistas escogidos por la Fundación Festival del Vallenato para ser  homenajeados.

Este domingo, la fundación confirmó que la edición 54 del evento, en el 2021, se realizará tal como se había establecido en homenaje a la memoria del artista.

Nancy Zuleta siempre fue el soporte de Oñate.
Nancy: su patrona

El gran amor de Jorge Oñate fue su inseparable esposa Nancy Zuleta con quien tuvo a Jorge Luis, Jorge Daniel y Delfina Inés, quienes se constituyeron en su gran soporte.

Se describía como un hombre muy hogareño que se sentía pleno haciendo pilatunadas junto a sus siete nietos, entre ellos las mellitas Nancy y Rosa a quien destacaba como su continuidad, debido a que las veía convertidas en unas artistas, ya que la primera canta y la segunda baila.

A Nancy la llamaba de cariño ‘La patrona’, ella a sus 15 años inició amores con Oñate, pero sus padres no gustaban del artista. “Estuvimos siete años de novios, pero casi a escondidas porque mis padres decían que ser cantante no tenía futuro en ese tiempo. A pesar de todo continuamos hasta que al fin me dieron el visto bueno”, contó Nancy Zuleta.

Las serenatas las tenía prohibidas la novia. Aun así Jorge Oñate se las ingeniaba para darlas con los acordeoneros Calixto Ochoa y Miguel López, pero ‘El Chijo’ Zuleta (padre de Nancy), los echaba apenas interpretaban la primera canción.

El cantante una vez encontró la manera de que la novia escuchara completa la serenata y se llevó a Alfredo Gutiérrez, el acordeonero que admiraba el papá de Nancy. Esa noche incluso cantó dos temas de más. “Mi papá creyó que esa serenata se la llevaba Alfredo, pero Jorge la tenía preparada para mí. En la mañana mi padre dijo que era una de las mejores serenatas que le habían dado”, contó entre risas.

Jorge y Nancy se casaron la noche del viernes 15 de febrero de 1974 en la iglesia San Francisco de Asís de La Paz (Cesar), tierra natal de ambos. Después de la luna de miel en San Andrés vinieron llenos de amor y comenzó el proceso de crecimiento del artista porque ella fue su soporte y su compañera de todas las horas. Vivía pendiente del mínimo detalle de su gran amor y ambos recorrieron distintas regiones del país poniendo de moda temas como: Una aventura más, La gordita, Triste y confundido y Llévame contigo.

Jorge Oñate pasó varias veces por el quirófano.
Las tres ocasiones que salió victorioso del quirófano

Uno de los grandes sustos que sufrieron los ‘oñatistas’ ocurrió el 7 de agosto del 2020 cuando ‘El Jilguero de América’ realizaba su intervención en el concierto de la Sinfónica Vallenata armada por el acordeonero Beto Villa en el Movistar Arena de Bogotá. En medio de su actuación sintió mareos y fue bajado inmediatamente del escenario en el que estaba acompañado de 10 Reyes del acordeón. Del escenario salió en ambulancia a la clínica Shaio. Allí le practicaron  un cateterismo para tratar de desbloquear dos arterias coronarias.

En agosto de 2018 el célebre cantante fue operado de urgencias en la Clínica Iberoamericana de Barranquilla tras presentar un fuerte dolor en la región abdominal. Luego de ser sometido a exámenes médicos se evidenció que padecía cálculos en la vesícula.

Posteriormente de esa cirugía atendió en su residencia ubicada en el norte de la capital atlanticense al equipo periodístico de EL HERALDO y se mostró muy agradecido con Dios por mantenerlo con vida. “Mi próximo trabajo estará dedicado en su totalidad a mi gran sanador, serán 10 canciones de las cuales ya hemos trabajado en 6 de ellas. Desde 2015 había iniciado su proceso de conversión al cristianismo, se bautizó y asistía a la iglesia del pastor Francisco Mindiola en Valledupar. “Quiero hacer algo grande porque Dios me está llamando hace rato, quiere que yo le cante y debo obedecerlo, así lo he interpretado y por eso ahora más que nunca dedicaré mis días a cantarle a él”, fue la promesa que hizo.

Otra de las cirugías que debió realizarse fue de un absceso en el recto (2007) en Ocaña. Contó que debió interrumpir un concierto para ir directo al quirófano. “Esa vez me vi grave porque fueron tres cirugías las que me hicieron debido a que me compliqué demasiado y casi se me convierte en una peritonitis. Estuve bastante maluco, pensé que era mi final”.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.