El Heraldo
EFE
Mundo

Militares realizan operación en prisión de Guayaquil donde murieron 116 reos

Solo en lo que va de año han muerto en este tipo de sucesos más  230 presos, con epicentro en la penitenciaria del litoral en Guayaquil.

Amparadas por el decreto de excepción decretado por el presidente Guillermo Lasso, las Fuerzas Armadas de Ecuador llevan a cabo desde esta madrugada una operación para requisar armas en la penitenciaria del litoral, donde el martes fueron asesinados 116 reos en una brutal ola de violencia entre bandas.

Así lo anunció el gobernador de esa provincia, Pablo Arosemena, quien indicó en un mensaje por redes sociales que se trata de una operación conjunta con la Policía.

Es una "operación de requisa en varios pabellones de la Penitenciaría del Litoral", y que se lleva a cabo "en el marco del estado de excepción decretado para continuar retomando el orden", dijo.

Se trata de la prisión en la que el martes, en una reyerta entre bandas, murieron 116 reos y otros 80 resultaron heridos, un incidente que volvía a poner de manifiesto la severa crisis que aqueja al sistema penitenciario ecuatoriano desde hace tres años.

Solo en lo que va de año han muerto en este tipo de sucesos más  230 presos, con epicentro en esa prisión de Guayaquil, ciudad en la que también se concentra la actividad delictiva del país por su carácter portuario y donde han sido asesinadas en las calles más de 430 personas hasta agosto.

Según imágenes oficiales difundidas por la Gobernación de la provincia de Guayas, de la que Guayaquil es capital, en el operativo han participado cientos de agentes de los cuerpos de seguridad del Estado, entre ellos de unidades de elite.

Ante la crítica situación, el presidente Guillermo Lasso decretó este miércoles el estado de excepción en todo el sistema penitenciario (SNAI), abriendo con ello la posibilidad para que militares y policías ingresen en esos centros dada la incapacidad de ese organismo para controlar la situación.

Ese estado estará vigente durante "60 días a nivel nacional, sin excepción alguna", indicaba el decreto.

"Es lamentable que las cárceles se las pretenda convertir en un territorio de disputa de poder entre bandas delincuenciales", remarcó Lasso en una rueda de prensa en Guayaquil en la que aseguró que el Estado no cejará en su afán de "recuperar el control de la Penitenciaría del Litoral y evitar que estos hechos se repitan en algún otro centro penitenciario del Ecuador".

Según algunos expertos, el origen de la crisis carcelaria se remonta a 2018, cuando una serie de enfrentamientos de las fuerzas armadas en la frontera con Colombia, con grupos del crimen organizado y el narcotráfico, reabrieron el mercado de la delincuencia en el país, y dejaron al descubierto la influencia de ciertos carteles extranjeros, entre ellos mexicanos.

Ecuador es país de paso para la droga que sale desde los vecinos Colombia y Ecuador hacia Estados Unidos y Europa.

Como ya ha hecho en otras ocasiones, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó este miércoles los hechos de violencia en la Cárcel del Litoral y pidió a Ecuador que investigue lo sucedido.

En su cuenta de Twitter, la CIDH advierte que en lo que va del año en Ecuador "más de 200 personas" han fallecido como resultado de la violencia en las penitenciarías.

En ese contexto, instó al Estado ecuatoriano a "investigar de oficio y con debida diligencia los hechos".

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.