El Heraldo
Opinión

La plata es nuestra

Desde tiempos inmemoriales se vienen oyendo las quejas de autoridades, gremios locales y portuarios sobre el calado del Río Magdalena y de la necesidad de dragarlo para mantener una profundidad que permita a los buques de mediana capacidad entrar por Bocas de Ceniza hasta nuestros puertos. Mediana, porque lo que se dice grandes buques cero verde. La anual cantaleta llevó a pensar que se trataba de un recurrente negociado. Todos recuerdan aquella draga china que, por cuenta de algún parlamentario avivato, más que el sedimento dragó las finanzas nacionales rumbo a su propio bolsillo. De memoria nos sabemos el coro, que si los ocho metros, que no, que nueve, que si los barcos tienen que ir hasta Santa Marta o Cartagena para descargar parcialmente y disminuir calado lo que implica sobrecostos de transporte, que toca dragar. Año tras año, el propio cuento del gallo capón y de aquello nada. 

Para resolver el problema se expidió, con ponencia del senador Fuad Char, la Ley primera del 91, que obliga a la nación, léase Cormagdalena, al mantenimiento del canal de acceso. Pero nada. Bastante que escribió el otrora columnista de EL HERALDO –y hoy parlamentario César Lorduy–, librando por el dragado permanente una insistente batalla. Pero nada tampoco. Los últimos gerentes de dicha entidad han sido barranquilleros, pero como si nada, porque es un plante, los gerentes solo obedecen órdenes del gobierno central, así que la culpa la sigue teniendo el centralismo, los cachacos, que todo lo enredan. Porque plata hay, y es nuestra. 

Los puertos deben pagar a la nación una contraprestación por el uso del espacio público, o sea la ribera. El 60% de esa plata, que es nuestra, va para Cormagdalena, y el 40% para el Distrito. Es tan nuestra, que Álex o Elsa, o los dos, con su 40% financiaron a largo plazo el Corredor Portuario, obra pertinente y necesaria, que ahí está prestando su servicio. En cambio, el 60%, también nuestro, no se ve, parece lo tienen como plata de bolsillo, el centralismo lo usa para asuntos varios, burocracia, obras en el río y hasta lejos del mismo, entre ellas, –¡pásmense!– el Túnel de la Línea.

Estamos hablando de una suma que sobrepasa los 25 mil millones anuales. Supongamos que los cachacos se queden con diez mil. Los otros quince mil sirven sobrados para financiar a largo plazo un leasing y traer la mejor de las dragas, y tenerla aquí todo el año. Y viene entonces la misión del bloque parlamentario del Atlántico, y de tanto pantallero atrincherado en puertos y gremios que se las pican de genios. No se dejen enredar con adiciones y esguinces presupuestales. Solo tienen que conseguir el aval para que, tal como con el corredor portuario, la draga la compremos nosotros mismos, con nuestra propia plata.

Coletilla: Nos bailan el indio también con la atollada APP que aguas arriba del puente nos daría por igual carga fluvial como marítima, si pudiéramos traerla por río desde La Dorada, muelle de Bogotá, y recogerla en todos los múltiples pueblos de ribera. Pero es tema de otra columna.

rzabarainm@hotmail.com

 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Yamid Amat Serna

Klara y el Sol

Karla se pregunta ¿por qué se aman las personas? ¿Qué es el amor? ¿Qué es lo que amamos de los demás? ¿Es su apariencia física? ¿Su entorno? ¿Su mundo exterior? o ¿hay algo realmente en el interior que genera el sentimiento y la emoci

Leer
El Heraldo
Horacio Brieva

El despertar de los jóvenes

La reforma tributaria fue apenas la chispa que quemó la pradera.

Algunos expertos dicen que la reforma favorecía a los estratos 1, 2 y 3 y perjudicaba a los 4, 5 y 6. Es decir, caía con especial saña sobre los bolsillos de la clase m

Leer
El Heraldo
Álvaro De la Espriella

Autoridad y vandalismo

Pasando unos días, repasando los sucesos vergonzosos de las marchas y los paros que sacudieron al país recientemente, puntualizamos seis actos de vandalismo que protagonizaron en varias ciudades los maleantes infiltrados que inducidos con una re

Leer
El Heraldo
Alfredo Sabbagh

El paso necesario

Estas humildes líneas se están intentando escribir un par de días antes de su publicación. A esta hora Cali está, literalmente, bajo fuego. El señor Duque, que se ha reunido con todos y a la vez con nadie, anuncia primero en alocución ofici

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.