El Heraldo
Opinión

Talento, formación y oportunidades

A pesar de las restricciones económicas y de la falta de apoyo gubernamental al deporte, ha habido periodos fructíferos en este campo.

En Colombia continuamos felices celebrando la brillante actuación del jugador guajiro Luis Díaz Marulanda en la competencia por la Copa América de fútbol. Su habilidad, velocidad, capacidad de desequilibrio y emocionantes goles lo convirtieron en la revelación del torneo y nos hicieron vivir momentos de éxtasis futbolístico.

Su talento ha estado acompañado de varias circunstancias que le han sido favorables. En efecto, el exitoso desarrollo futbolístico que ha alcanzado Lucho Díaz, como cariñosamente lo llamamos sus paisanos e hinchas en general, es el resultado de un proceso en el que se cruzan su talento, su deseo de superación y el apoyo de su familia, especialmente de su padre, Luis Manuel Díaz –quien aún mantiene una escuela de fútbol para formación de niños en Barrancas– con las oportunidades de participación en competencias infantiles y juveniles, organizadas con el apoyo de Cerrejón y de sus entrenadores –como parte de su anterior política de relacionamiento con las comunidades–, así como de los clubes Barranquilla FC y el Junior, de donde salió para el Porto, equipo con el que también triunfa.

A pesar de las restricciones económicas y de la falta de apoyo gubernamental al deporte que tradicionalmente han existido en La Guajira, ha habido periodos fructíferos en este campo, en los que, en parte gracias a iniciativas como las de la empresa Cerrejón, han surgido excelentes deportistas en este territorio, como es el caso de Lucho Díaz. También hay que mencionar el reciente caso de los tres guajiros que hicieron parte de la nómina del Deportes Tolima, consagrado campeón nacional este año (Anderson Plata, de Villanueva; Álvaro Montero, de El Molino; y Luis Miranda, de Maicao).

Hay muchos más ejemplos de deportistas oriundos de La Guajira que han sido exitosos y que se podrían mencionar, y no sólo en el deporte del fútbol, como es el caso del atleta Anthony Zambrano, oriundo de Maicao, quien por falta de apoyo se vio obligado a emigrar hacia Barranquilla, donde fue acogido y se ha consolidado como uno de los mejores a nivel mundial en la competencia de 400 metros planos. Su excelente nivel de desempeño actual, que ha confirmado con triunfos en la liga de diamantes, nos hace ilusionar con una medalla en los juegos olímpicos en Tokio.

Los casos mencionados son una muestra del enorme potencial que existe en La Guajira en el campo del deporte, confirmando que esta tierra no solo ha sido privilegiada como fuente de recursos naturales y energéticos, sino también de seres humanos con enormes capacidades deportivas, que necesitan apoyo institucional y gubernamental para su preparación y oportunidades para triunfar.

Los éxitos de Díaz y otros deportistas además de servir para los homenajes y los respectivos registros fotográficos, principalmente deben servir como un estímulo para que nuestros gobernantes, nacionales y locales, desarrollen agresivos y permanentes programas de apoyo y promoción del deporte en la Guajira. Igualmente deben servir para que Cerrejón reflexione sobre la necesidad de reactivar ese componente social importante de su política y responsabilidad social, especialmente ahora que hay un repunte de los precios del carbón en el mercado internacional.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Tatiana Dangond

Cero garantías

La suspensión de la ley de garantías supone un riesgo electoral que a todas luces amenaza la transparencia en la administración de los recursos públicos y que podría afectar los resultados de las próximas elecciones. El proyecto de ley de pr

Leer
El Heraldo
Ismael Cala

El camino sobre el destino

Estos días en Santiago de Compostela me han servido para reflexionar acerca de la importancia del camino por encima del destino.

¿Cuántas veces no nos sentimos impacientes por compararnos con otros y no ser capaces de ver que cada per

Leer
El Heraldo
Jesús Ferro Bayona

Academia y política

Que los académicos no son buenos para gobernar, es un prejuicio que todavía subsiste en la opinión pública. El gobierno de los filósofos es una tesis que Platón desarrolló en su tratado “De la República”, libro que muchos consideran mu

Leer
El Heraldo
Alberto Linero

Morir sin haber vivido

Los humanos vivimos con la conciencia de la muerte. Sabemos que vamos a morir. Tenemos esa certeza que determina nuestras acciones diarias. La experiencia espiritual es una manera de enfrentar esa condición y tratar de darle sentido a nuestra exi

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.