Opinión | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
INGRESAR Explora tu perfil

Amigo lector,

Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

SUSCRÍBETE
Opinión

Impactos globales y locales

Al 20 de marzo/2020, iban 246,275 personas afectadas por el COVID-19 y 10,038 muertos, y Colombia tenía 128 casos.  Esto crece en forma exponencial y ni Barranquilla se salva: de un caso que teníamos, vamos por 5 a la fecha de este viernes.

La crisis que hoy vivimos tiene razones estructurales, todos la esperábamos, pero se agudizó por el COVID-19 y la pugna saudí-rusa en la esfera petrolera.  Los índices de la bolsa en Wall Street han caído en mas de un 14%, muy rápido en dos semanas, y en Colombia la caída del Colcap –índice de la bolsa de valores de Colombia– se ha desplomado en un 42%.  La cuarentena ayuda a frenar la expansión del virus, pero golpea duramente a la economía.  Según la unidad de inteligencia de The Economist, el PIB mundial este año sólo crecerá en un 1,2%, Estados Unidos descenderá al 1,4% y China al 2%. El crecimiento del comercio internacional será mínimo y a finales de año, el precio del petróleo se estabilizará en $47 dólares.  El turismo caerá en el mundo en un 30% ($80,000 millones de dólares) pues los chinos (30% de ese turismo) viajarán menos.  Las líneas aéreas tendrán riesgos de quiebras y la industria automotriz se resentirá aun más.  Las cadenas productivas se han interrumpido, combinándose los choques de oferta y de demanda.  Las plantas de Hubei apenas empiezan a reiniciarse lo mismo que los fabricantes chinos de partes electrónicas  y computadores.  Otras fuentes de suministros son muy costosas. Hasta la industria farmacéutica mundial, la cual utiliza insumos chinos, está afectada.

Vivimos momentos excepcionales y ello requiere medidas de urgencia.  El gobierno ya inició este proceso con un paquete de medidas, orientadas a facilitarle liquidez al sector financiero y a las empresas, pues en estas crisis se le tiene que inyectar dinero a la economía y empezar a proteger un poco, en forma flexible la tasa de cambio.  Menos mal se resolvieron amigablemente las diferencias entre el gobierno nacional y los territoriales, dándole paso a iniciativas de alcaldes y gobernadores. Se anuncian medidas que le inyectarán a la economía recursos por unos $15 billones, provenientes de los recursos fiscales petroleros, amparadas en el estado de emergencia dictado según nuestra constitución.

Sin embargo, a la luz de muchos analistas, pensamos que una crisis de esta dimensión requiere un paquete mas amplio de medidas, que no sólo fortalezca al sector privado sino que fortalezca el sector de la salud en materia de camas hospitalarias y unidades de cuidados intensivos. Lo que se nos viene es grande, por el ritmo que se mueve la cifra de infectados. Nuestra pobre capacidad hospitalaria será arrollada si no actuamos ya. Ello exige una mayor intervención estatal y menos pasividad, pues las EPS no van a poder con este problema.

La segunda esfera de medidas se relaciona con las pequeñas empresas y el sector informal. La sola cuarentena deprimirá el consumo y afectará duramente al comercio y los servicios. En un país con la mitad de la fuerza laboral en el sector informal, ello implica que simplemente si no sale a la calle no come. Se avecina una crisis social. Toca incluso que se recurran a créditos con el Banco de la República directos, aunque suene a anatema, y se baje fuertemente la tasa de interés. Lo anterior se debe combinar con una política pública de empleos, masiva, que vincule a los trabajadores en tareas de desinfección en todas las ciudades.  Urgente.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

Weildler Guerra C.

La culpa de los pobres

Viajaba con mi padre rumbo a Barranquilla cuando pudimos ver las viviendas sobre un suelo anegado y salitroso, las personas y animales que deambulaban cerca de ellas, las basuras y las paredes improvisadas con madera, latas y cartón.  Existe

Leer
Eduardo Verano

País de guerreros

El país no se amilana, se crece y corresponde hacer un análisis de la calidad de producción mental en la radio, la televisión y la prensa para medir cuál ha sido el impacto de la cuarentena en el ánimo de la gente. 

El anális

Leer
Francisco Cuello Duarte

Sin bajar la guardia

En nuestro criterio, esto se debe a la siguiente fórmula de comportamiento social: i + d + p= m, donde m es muerte, i es ignorancia, d es desorden social y p es pobreza. Hay que advertir que el factor pobreza cobija tanto al sector institucional

Leer
Roberto Zabarain

Sitiados

La película trata sobre una comunidad que desarrolla sus actividades en un  fuerte que consideraba inexpugnable: sólidos cimientos, gruesos y fuertes muros, altas torres de vigilancia y, en fin, todo lo que podía garantizar abrigo, segurid

Leer
Ver más Columnas de Opinión
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web