El Heraldo
Opinión

Epa, ¿Qué pasó aquí?

Y no solo es un absurdo porque la condena está, a mí manera de ver las cosas, absolutamente desproporcionada frente el crimen, sino porque Daneidy en estos últimos años se ha convertido en un verdadero ejemplo  de vida para muchos. La realidad es que desde aquel hecho en el 2019, ‘Epa Colombia’ cambió el rumbo que hasta ese momento había tomado. 

En noviembre del 2019, en medio de las protestas sociales que por ese entonces sacudían al país, la influencer Daneidy Barrera Rojas, más conocida como ‘Epa Colombia’, montó en sus redes sociales un video que la mayoría de los colombianos vimos con rechazo. 

En él, ‘Epa Colombia’ se mostraba destruyendo activos de la ciudad, mientras invitaba a sus seguidores a hacer exactamente lo mismo. Fue, sin lugar a dudas, un ejemplo de cómo no usar la amplia influencia que para ese entonces ya gozaba de tener, y, por ello, el mundo cibernético la ‘canceló’. Debo decir que uno de esos miles de comentarios fue mío, pues simplemente no me parecía que esa era la manera de alzar la voz frente a las injusticias, y que por el contrario, deslegitimizaba a quienes protestaban pacíficamente por sus derechos.

Desde entonces, a Daneidy le abrieron un proceso penal al que en ese momento casi toda la población consideró imprescindible, y este jueves pasado, dicho proceso llegó en segunda instancia a un veredicto. La sentencia: 63 meses y 15 días de cárcel, la inhabilidad para ser ‘influencer’, y el pago de 492 salarios mínimos.  

Ante esto respondo con la misma vehemencia con la que en noviembre del 2019 hablé acerca de sus vandálicos actos: esto es un absurdo. 

Y no solo es un absurdo porque la condena está, a mí manera de ver las cosas, absolutamente desproporcionada frente el crimen, sino porque Daneidy en estos últimos años se ha convertido en un verdadero ejemplo  de vida para muchos. La realidad es que desde aquel hecho en el 2019, ‘Epa Colombia’ cambió el rumbo que hasta ese momento había tomado. Como ella misma lo ha dicho en muchas ocasiones, sus errores la ayudaron a replantear sus decisiones, a desechar algunas de sus amistades, a transformar su entorno, a trazar sus metas y la hicieron darse cuenta de que estaba equivocándose. 

En estos últimos años, esta mujer logró convertirse en una verdadera empresaria, y hoy en día, les genera empleo a muchas mujeres colombianas. Sus famosas keratinas, y su deseo de salir adelante, lograron que ella hoy sea dueña de su propio hogar, de su propio carro, y de la tranquilidad que da tener un sustento bueno generado honradamente. 

Y aunque el hecho de que ya haya cambiado no signifique que puede borrar el crimen inicial, creo firmemente que la justicia colombiana ha cometido un error garrafal, pues su acto de vandalismo no justifica tantos años de cárcel, y por el contrario, la percepción que hoy se puede llevar el pueblo colombiano de esta sentencia, alimenta la idea de quienes consideran que en las instituciones no se pueden confiar.

Porque de nada sirve encerrar tanto tiempo a una persona que ha probado que lejos de ser un peligro para la sociedad, está trabajando en mejorarla. 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Hugo Illera Jiménez

El caso ‘Cariaco’ González

Es el minuto 14 del primer tiempo. Junior y Nacional juegan en el Metro. ‘Cariaco’ González recibe el balón sobre el sector izquierdo, avanza, centra con el pie derecho, ya no tiene el balón, de improviso, y sin él verlo llegar, Edwin Torr

Leer
El Heraldo
Jorge E. Robledo

Coincidencias poco conocidas

Se sabe de la animadversión, resistencia o como quiera llamarse de Gustavo Petro y los dirigentes petristas a la economía empresarial. Y no se trata de contradicciones con algún empresario por alguna razón particular, sino en contra del conjun

Leer
El Heraldo
Francisco Cuello Duarte

¿Alcalde enredado?

Más de 1.100 alcaldes manejan el país. Si un 50% lo hace bien, con seguridad que Colombia marcharía por buen camino. Pero la realidad es otra porque la mayoría de estos mandatarios no se prepararon para gobernar. En estos momentos, casi todos

Leer
El Heraldo
Nicolás Renowitzky R.

Una densidad urbana inaceptable

Presento excusas por ser tan reiterativo con este tema, pero lo considero como mi obligación de barranquillero, y esperaría que de tanto repetirlo este lograra calar en las llamadas fuerzas vivas de la ciudad, Comité Intergremial, Cámara de Co

Leer
Ver más Columnas de Opinión
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.