El Heraldo
Política

El lado más humano de los candidatos: Fico, Fajardo, Petro y John Milton

Cuatro candidatos a la Presidencia comparten con EL HERALDO los más íntimos secretos de su vida personal. Música, comida y pasatiempos, entre algunos datos. Estos son sus perfiles. 

Al entrar en la recta final de las elecciones presidenciales en Colombia, EL HERALDO, luego de presentar los planteamientos programáticos de los ocho candidatos presidenciales, presenta en esta segunda entrega los perfiles personales y profesionales de los aspirantes a la Presidencia por cada sector político del país. 

En esta edición Federico Gutiérrez, Gustavo Petro, Sergio Fajardo y John Milton Rodríguez  hablan sobre sus gustos musicales, cine y literatura.

También relatan anécdotas de su infancia, las cuales repercuten en algunas de las ideas que defienden en su actividad política. 

Federico Gutiérrez recordó las enseñanzas que heredó de sus padres, quienes murieron hace algunos años víctimas de cáncer. Además reveló su gusto por la música vallenata y por el sonido del acordeón. 

Por su parte el candidato presidencial Sergio Fajardo habló de su amor por el equipo Independiente Medellín. También compartió secretos de su infancia. 

Entre tanto John Milton Rodríguez habló de cómo pasó de ser pastor a senador de la República. También habló sobre su pasatiempo y gustos musicales. 

Gustavo Petro recordó su paso por el colegio de curas “franquistas”. Su equipo de trabajo reveló detalles sobre “el Petro íntimo”. 

‘Fico’ Gutiérrez

Nombre y apellidos: Federico Gutiérrez Zuluaga 

Fecha y lugar de nacimiento: 28 de noviembre de 1974 en Medellín, Antioquia.

Estudios realizados: Ingeniero civil de la Universidad de Medellín con especialización en Alta Gerencia y Ciencia Políticas. 

Cargos ocupados: Concejal y alcalde de la ciudad de Medellín. 

Logros obtenidos: Como alcalde figuró en los primeros puestos del Ranking Nacional de Alcaldes

Partido político: Movimiento Significativo Ciudadano Creemos Colombia 

Pasatiempo: Es aficionado a correr en las madrugadas, pasear a sus dos perros y pedalear en la bicicleta 

Su música favorita: Es amante al vallenato y en general a todos los ritmos colombianos. 

Quienes lo conocen aseguran que, ante todo, los recuerdos más preciados para Federico Gutiérrez son los que conserva de sus padres Hernán Gutiérrez Isaza y Amparo Zuluaga Gómez. Inclusive el candidato en varios escenarios ha manifestado que una de las cosas que desde niño lo ha ayudado a formar su carácter han sido las lecciones de su difunto padre. 

“Mire, hay una cosa que me ayudó a forjar lo que soy. Mi papá tenía una empresa de estudios de suelo, él era un ingeniero muy querido, era profesor. En un mes de diciembre yo quería ir a Cartagena con unos amigos y me le acerqué y le comenté. Me respondió: ‘bueno Fico ¿quieres viajar?, entonces trabaja, si quieres yo te doy trabajo’. Eso me ayudó a formar mi carácter, las cosas en la vida no son regaladas, hay que trabajarlas”. 

Cuenta, que a partir de esas lecciones, como padre, Gutiérrez les enseña a sus hijos Emilio y Pedro “el valor y la importancia del trabajo”. 

Fico, con la voz quebrantada, recuerda los consejos de su madre, quién también falleció: “Mi madre, doña Amparo Zuluaga, era la mujer más divina del mundo, se mantenía con un postrecito, yo la adoraba. Ella siempre, sin importar cual fuera la situación me decía: Fico, jamás se te olvide lo que te enseñamos en tu casa, los valores, el respeto’. Además me estaría diciendo mucho que me peinara”, comenta. 

Amparo Zuluaga murió cuando él estaba comenzando su candidatura a la Alcaldía de Medellín en el 2015. “Fue un golpe duro, le dio cáncer y se la llevó rápido y mi papá murió cuando estaba finalizando la alcaldía. Se me murieron los dos, de cáncer (…) Quisiera decirle algo a quienes aún tienen a su papá o su mamá al lado, vea, quiéranlos mucho, no dejen de decirles nunca que la ama o que lo ama. La vida es así, cuando uno menos piensa ya no están”. 

Sobre su infancia Gutiérrez confiesa: “Yo vengo de una familia de clase media. Mi mamá era de Pereira y mi papá de Armenia”.  Dice que nació y creció en el barrio Belén Alameda en la ciudad de Medellín. 

Durante su época universitaria perteneció al Consejo Municipal de Juventud (comenzando en el año 1999) y se desempeñó como Consejero Territorial de Planeación (comenzando en el año 2000). En ese segundo cargo hizo parte del análisis y la socialización del Plan de Desarrollo de la Ciudad de Medellín para los años 2001 a 2003. Posteriormente realizó una especialización en Alta Gerencia, también en la Universidad de Medellín, y cursó otra en Ciencias Políticas en la Universidad Pontificia Bolivariana. 

En 2008 obtuvo el premio ‘Joven ejecutivo junior’ en Antioquia en la categoría de asuntos políticos, legales y gubernamentales, reconocimiento concedido por la Cámara Junior de Colombia.

En 2009 fue elegido como joven sobresaliente del año en Colombia en la misma categoría.

Uno de los pasatiempos que más disfruta es pasear a sus dos mascotas “milo y lupita”. 

Se considera un hombre de familia, tiene dos hermanas, Catalina y Juliana. Señala que es amante de la música vallenata por ello, desde hace algunos meses inició clases para aprender a tocar uno de sus instrumentos preferidos: el acordeón. 

“Yo soy un colombiano común y corriente, por eso entiendo cuáles son los problemas y sobre todo los sueños y las esperanzas que todos tenemos”, dijo. 

Está casado con Margarita Gómez y de cariño le llama Margara. Sobre el apodo de Fico comenta que desde muy niño todos en su casa le llamaban así y cuando llegó al Consejo de Juventudes empezó a conocerse en diferentes lugares como Fico.

Sergio Fajardo

Nombre y apellidos:  Sergio Fajardo Valderrama 

Fecha y lugar de nacimiento: 19 de junio de 1956 en Medellín, Antioquia

Estudios realizados: Matemático de la Universidad de los Andes, Magíster y Doctor en matemáticas de la Universidad de Wisconsin

Cargos ocupados: Alcalde y gobernador de Antioquia

Logros obtenidos: Condecorado como mejor alcalde y mejor gobernador

Partido político:  Compromiso Ciudadano

Pasatiempo: Le gusta leer, ir al estadio a apoyar al Medellín. Le gusta comer sancocho

Su música favorita:  Soda Stereo y Mercedes Sosa a Vivaldi y Mozart

Uno de los días más felices en la vida de Sergio Fajardo, después de ver nacer a sus hijos, Mariana y Alejandro, fue en el que siendo gobernador de Antioquia inauguró uno de los parques educativos que hicieron famosos sus planes ‘Medellín y Antioquia la más educada’. Pero este tenía un elemento especial: era en Vigía del Fuerte, frente a la violentada Bojayá, e incluía un colegio de saberes ancestrales. Ahí se dio cuenta, según le contó su hija Mariana a EL HERALDO, de que el servicio público valía la pena.

“Como papá es supremamente cariñoso desde siempre, no trata de adoctrinarnos, sino de maximizar nuestra felicidad”, cuenta su hija, una bailarina de ballet que siempre ve a su papá llegar a sus presentaciones pese a sus ocupaciones como alcalde de Medellín, gobernador o candidato a presidente

Fajardo Valderrama tiene 65 años y nació en Medellín un 19 de junio. Se casó con la madre de sus hijos, María Clara Arboleda, y luego con Ana Lucrecia Ramírez, de ambas se divorció y ahora su pareja es la excanciller María Ángela Holguín desde hace unos tres años.

Es matemático de la Universidad de los Andes, ha sido profesor en varias universidades del país y del mundo, y fue subdirector de ‘El Colombiano’ y columnista de ‘El Espectador’.

“Es tranquilo, riguroso, ubicado, tiene una mente impresionante para entender los problemas y rápidamente saber cómo solucionarlos, pero con algunos temas se pone impaciente, terco y le molesta que las cosas no sean como él espera”, cuenta Mariana.

Fue elegido como alcalde de Medellín en 2003, donde “dirigió una gran transformación de la ciudad, labor por la que obtuvo diferentes reconocimientos nacionales e internacionales”, se lee en la biografía de su página web. Fue avalado por el Partido Liberal y terminó su gobierno con un índice de popularidad del 80 %. En su programa de gobierno, ‘Medellín la más educada’, se promovió la construcción de parques biblioteca en los barrios de la ciudad.

En 2010 fue candidato vicepresidencial en la ‘Ola Verde’ de Antanas Mockus y entre 2012 y 2015, en alianza con el candidato liberal a la Alcaldía de Medellín, Aníbal Gaviria, fue gobernador de Antioquia, departamento que “tuvo el mejor desempeño de todos los departamentos del país en Gobierno Abierto, transparencia y en inversión de regalías”. Su plan de desarrollo ‘Antioquia la más educada’ fue premiado como el mejor del país.

Lanzó su candidatura presidencial en 2018, con los Verdes, el Polo y Compromiso Ciudadano, en la que en la primera vuelta obtuvo más de 4,6 millones de votos.

Entre sus polémicas más duras está la del proceso que le abrió y le cerró la Contraloría entre 2020 y 2022 por su presunta responsabilidad como gobernador en la supervisión de los errores y retrasos de Hidroituango.

Así mismo, fue señalado como “tibio” al no tomar partido entre la derecha de Iván Duque y la izquierda de Gustavo Petro, cuando quedó por fuera de la segunda vuelta en las pasadas presidenciales.

Va sin problemas de Soda Stereo y Mercedes Sosa a Vivaldi y Mozart, le gustan el sancocho y las comidas típicas colombianas, lee varios libros al tiempo: uno de literatura y otro de economía –por ejemplo–, admira a los ciclistas, monta bicicleta como uno de ellos, y no solo es hincha del DIM, sino que sin tibiezas ni medianías les impuso a sus hijos, a punta de partidos en la televisión, el amor extremo por el rojiazul.

Gustavo Petro

Nombre y apellidos:  Gustavo Petro Urrego

Fecha y lugar de nacimiento: 19 de abril de 1960 de Ciénaga de Oro, Córdoba

Estudios realizados: Economía  en la Universidad del Externado. 

Cargos ocupados: Alcalde de Bogotá, representante a la Cámara, senador de la República. 

Logros obtenidos: Premio de Derechos Humanos Letelier-Moffitt

Partido político: Colombia Humana. 

Pasatiempo: Leer. Los autores que suele recomendar son Michel Foucault y Jürgen Habermas

Su música favorita: El porro, vallenato, fandango y la cumbia son sus ritmos favoritos, aunque en los últimos años ha aprendido a escuchar otros ritmos.

Cercanos a Gustavo Petro comentaron que el candidato, con los años, “no ha cambiado su fascinación por trabajar en la noche”.

Además dicen que “puede tardar horas en silencio, pensando, estudiando sin importar cuánto ruido haya a su alrededor. El Petro íntimo es una persona de muchos silencios”.

Sobre su vida personal, el candidato en diferentes escenarios ha manifestado que inició su consciencia sobre la política cuando vio llorar a su padre con la muerte del argentino ‘Che’ Guevara

Nació en el Caribe colombiano, específicamente en Ciénaga de Oro; sin embargo, cuando aún era muy niño su padre obtuvo una plaza de profesor en Zipaquirá, una pequeña ciudad de clase obrera, conocida por sus minas de sal y ubicada a cuarenta kilómetros de Bogotá.

De aquella época recuerda: “Estudié en un colegio de curas, que en mi época eran franquistas y hablaban pestes del comunismo”.

En su juventud Petro compartió pensamientos afines a la teología de la liberación, debido a la estrecha relación con “los curas más jóvenes de su colegio”. 

De esa época, Petro también relata que recuerda cuando trabajó en un periódico local llamado ‘Carta al Pueblo’

A los diecisiete años ingresó a la guerrilla M-19; además, fue personero y concejal de Zipaquirá. 

Luego de desmovilizarse del M-19, Petro fue asesor de la Gobernación de Cundinamarca y representante a la Cámara en los años 90. Por motivos de seguridad tuvo que exiliarse y fue nombrado diplomático por el gobierno de Samper en 1994 y tuvo un intento fallido para ser alcalde de Bogotá en 1997.

Se graduó como economista de la Universidad Externado de Colombia.

Al terminar sus estudios universitarios fue elegido con la Alianza Nacional Popular (ANAPO) como personero en 1981 y concejal de Zipaquirá de 1984 a 1986. Tras desmovilizarse del grupo guerrillero M-19 viajó a Bélgica, como parte de las negociaciones al dejar la guerrilla, donde inició (sin concluir) un diplomado en Medio Ambiente y Desarrollo Poblacional en la Universidad Católica de Lovaina.

De la historia de Petro se conoce que inició estudios de Doctorado en Nuevas Tendencias de la Administración de Empresas en la Universidad Jorge Tadeo Lozano y la Universidad de Salamanca; sin embargo, ambos no fueron finalizados. 

Dicen que sobre sus gustos musicales “es un hombre que se emociona con los porros de la Banda 19 de Marzo de Laguneta, y le gusta la música de Alejo Durán, Escalona y Máximo Jiménez, un compositor que creó una especie de ‘vallenato protesta”.

Hijo del docente Gustavo Petro Sierra y Clara Nubia Urrego. 

Con tres uniones, tiene seis hijos; el primero, fruto de su relación con Katia Burgos; dos con Mary Luz Herrán, una excombatiente del M-19, y tres con su actual pareja, Verónica Alcocer. 

“Es un padre ejemplar, siempre muy metódico para explicar. Nos ha permitido tener libertades para escoger nuestras ideas”, dijo Sofía Petro en una entrevista a Canal Capital. 

Cercanos comentan que Petro es un lector muy ágil. “Tiene en su memoria demasiados autores, poemas, cuentos y novelas. Suele recomendar lecturas de Michel Foucault y Jürgen Habermas”. 

Señalan también que es “muy difícil escucharlo decir groserías, siempre es muy respetuoso incluso para llamar la atención, aunque cuando está molesto, tiende a ser soberbio y sarcástico”. 

John Milton Rodríguez

Nombre y apellidos:  John Milton Rodríguez 

Fecha y lugar de nacimiento: 18 de septiembre de 1969 en la ciudad de Cali, Valle del Cauca

Estudios realizados: Ingeniero Industrial de la Universidad de los Andes y Pastor

Cargos ocupados: Senador de la República 

Logros obtenidos: Líderes de opinión lo han destacado como uno de los mejores senadores

Partido político: Movimiento político ‘Colombia Justa Libres’

Pasatiempo: Hablar de Dios, orar, compartir con su familia, amigos y colaboradores

Su música favorita:  Música cristiana, destaca artistas como Marcos Witt, Marcos Barrientos, Álex Campos, Jesús Adrían Romero y Gilberto Daza

“El día que ese árbol tenga mangos, todos los mangos van a ser tuyos”, le dijo un joven John Milton Rodríguez a su entonces futura esposa, Norma Stella Ruiz, cuando la llevó a conocer a sus padres, que era el paso obligado antes de pedirle matrimonio a los 19 años, sin un cartón, sin trabajo y sin un lugar donde vivir. Después de 33 años de matrimonio recuerdan con cariño ese momento y con risas el hecho de que el árbol no era de mango. “Nos conocimos en Cali en un bus, saliendo de la universidad. Es una historia bastante interesante y siempre el poder y la mano de Dios. Nadie creía en nuestro matrimonio, no hubo boda, argolla, pastel, vestido blanco y él se casó con el pantalón con el que se graduó del colegio”, le narró Ruiz a EL HERALDO.

Ahora, Rodríguez González es uno de los políticos, pastores y empresarios cristianos más poderosos del país: nació el 18 de septiembre de 1969, a los 26 años se convirtió en pastor y cuatro años después, en 1999, fundó la Iglesia Misión Paz a las Naciones, que congrega a más de 25 mil personas y tiene 32 sedes en toda Colombia.

La sede principal, ubicada entre Cali y Yumbo, Valle, acoge a más de 60 mil personas por semana y comprende un proyecto de 130 mil metros cuadrados con cinco edificios y un auditorio para 7 mil personas.

Tiene 52 años, cuatro hijos y cinco nietos.

Es ingeniero industrial, fundador de la Universidad Cudes y ha ocupado cargos directivos en algunos de los grupos industriales más importantes del Valle, como Castilla Riopaila y Grupo Lloreda S.A.

Durante los diálogos de paz fue uno de los tres pastores que representaron a las iglesias cristianas y fue militante por el No en el Plebiscito en 2016. Un año después fundó el movimiento Colombia Justa Libres, que lo llevó al Congreso, alzando la bandera de “la defensa de los principios y valores alrededor de la familia”.

Por ello ahora encabeza el referendo antiaborto y fue uno de los opositores de que se incluyera a las parejas del mismo sexo en el concepto constitucional de familia.

Estas posiciones han sido tildadas por parte de sectores más liberales como homofóbicas y antifeministas y una de las controversias más encendidas que se le atribuyen tiene que ver con haber promovido el rechazo al enrevesado concepto de la ‘ideología de género’ en el acuerdo.

Rodríguez y su partido, que cuentan con congresistas, gobernaciones, alcaldías, ediles, concejales y diputados en el Valle y varias regiones, fueron demandados ante el Consejo de Estado por supuestamente devengar un salario como parlamentario y otro como directivo de la colectividad, pero él ha afirmado que eran préstamos del partido.

Y la última polémica se dio hace un par de meses cuando los usuarios de las redes lo señalaron de haber vociferado contra un joven opositor: “Póngala como quiera, Petrista hijue...”, pero él ha negado haberlo insultado.

“Siempre ha cuidado a sus padres, fue muy responsable por sacar adelante a sus hijos, con sus nietos es muy cariñoso y divertido, y como esposo es un hombre tierno y detallista. Escuchaba antes salsa y ahora la música cristiana de Álex Campos, le gusta comer salmón con verduras, lee la Biblia mañana y noche, en sus tiempos libres le gusta almorzar con su familia. Es un hombre imparable y que no acepta un no como respuesta, y uno de sus defectos es que quiere todas las cosas ya. A la primera persona en su vida que él le compartió de Cristo fue a mí, yo no entendía lo que me decía, pero él me ganó para Cristo”, cuenta su esposa.

 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.