El Heraldo
Editorial

El Editorial | Nuevos negocios, nuevas esperanzas

Las crisis abren resquicios para las oportunidades. Así lo han entendido emprendedores del Atlántico que en pleno repunte de la pandemia abrieron las puertas de sus pequeños negocios. Aplausos para estos quijotes modernos que desafían el viento en contra.

Emprender en tiempos de la covid-19 es todo un desafío que merece aplausos. Entre enero y marzo de este año, cerca de 97 mil empresas se crearon en el país, 9,3 % más que en el mismo periodo de 2020, cuando aún no sentían los catastróficos efectos de la pandemia. A pesar de ser un año devastador para la economía nacional con una contracción del Producto Interno Bruto de 6,8 %, caída de las ventas del comercio minorista por el orden de 7,8 %, además del desplome de la industria, las exportaciones, la confianza industrial y del consumidor, entre otros indicadores significativos, resulta edificante conocer que tantos ciudadanos valientes con ejemplarizante convicción le apostaron a abrir sus negocios en plena crisis.

De estas nuevas unidades productivas, 5.451 se crearon en Atlántico, 34 % más que en los tres primeros meses de 2020 y 25 % más que el mismo lapso de 2019. Detrás de cada una de estas microempresas que intentan hoy abrirse paso en el mercado local se encuentran personas y familias que decidieron sumar esfuerzos y voluntades, asumiendo riesgos y dejándose inspirar por la certidumbre esperanzadora de que las crisis generan grandes oportunidades. Los datos de la Cámara de Comercio de Barranquilla destacan el comportamiento de cuatro actividades de negocio durante la primera parte del año que concentran el interés de los nuevos proyectos de los habitantes del departamento: restaurantes, farmacias, confección de prendas de vestir y comercio de computadores y venta de celulares.

Saber adaptarse es la clave en este desafiante momento producto de la pandemia en el que las necesidades de los consumidores se modificaron durante el último año para ajustarse a la ‘nueva realidad’ de trabajar o estudiar en casa usando herramientas digitales, o aislándose en ella para recuperarse del virus requiriendo insumos o dispositivos médicos, además de tratamientos farmacológicos. Estas microempresas que iniciaron su aventura en medio de una fuerte crisis de desempleo, inestabilidad laboral e incremento de la informalidad que azotan al departamento confirman avances en la lenta y durísima tarea de recuperación económica y, además, demuestran una extraordinaria capacidad de resiliencia al poner en marcha nuevos emprendimientos con los que buscan jalonar la economía de una o varias familias que empujan con ilusión hacia el mismo lado, como hoy presenta EL HERALDO.

El repunte de la pandemia amenaza estas apuestas que constituyen un soplo de esperanza colectiva en medio de las serias dificultades que afrontan los sectores productivos de Barranquilla y los municipios severamente golpeados por la prolongada crisis. Las comprensibles restricciones decretadas para preservar la salud de los ciudadanos en el trance de este tercer brote agravan aún más la calamitosa situación de empresas y negocios a punto de tirar la toalla, mientras reclaman respaldo de las autoridades distritales como expresan los vendedores estacionarios y móviles del Centro, cuyos ingresos han caído un 75 %.

Lograr equilibrio entre salud y economía debe ser la constante en este implacable escenario de contagio generalizado en el que se debate el departamento para evitar que una lastre a la otra. Comercios, restaurantes y otros establecimientos, como sus representantes se comprometieron con el Distrito, están obligados a velar por el cumplimiento de sus medidas de bioseguridad y a reforzar todas las acciones preventivas que consideren necesarias. Así lo tienen que entender sus clientes llamados a asumir su parte para contribuir al control de la pandemia, ojalá lo antes posible. Es la única forma de avanzar.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Editoriales

El Heraldo
Editorial

El Editorial | Talento y disciplina

Como ‘la princesa del sentimiento’, así se dio a conocer María Liz Patiño, la niña soledeña que conquistó con su talento, voz y presencia los votos de los seguidores del reality La Voz Kids y ganó esta nueva edición del concurso que fi

Leer
Ver más Editoriales
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.