El Heraldo
Opinión

Lupa inflacionaria

La dinámica inflacionaria será terciada a través de la tasa de intervención del Banco de la República sobre quien se espera aumente su ritmo de alzas, con el ánimo de contrarrestar a través del encarecimiento del acceso al crédito y el mayor retorno a los ahorros, llevándonos a una política monetaria contraccionista.

En línea con el proceso de recuperación económica experimentado durante el año 2021, impulsado en gran medida por el incremento del consumo, vimos un cierre de año con una inflación que alcanzó el 5,62%. Las presiones inflacionarias no son exclusivas de la realidad colombiana, es una situación mundial hilado a la fase expansiva del crecimiento económico que se alcanzó desde el año anterior y que se extenderá durante el 2022 a un ritmo mucho más moderado.

Para introducir algunas ideas de cómo evolucionará este fenómeno inflacionario debo empezar por enumerar algunos de los cambios que experimentarán ciertos rubros del gasto de los hogares indexados directa o indirectamente a la inflación causada.

En primer lugar, se encuentra el incremento posible sobre los cánones de arriendo del segmento residencial, cuyo límite esta alineado plenamente al valor informado de la inflación del año inmediatamente anterior. Sin embargo, las variaciones en el arriendo para el frente comercial quedan bajo el albedrío de la negociación que se pueda dar entre las partes. Este aumento en particular se calcula impacta al 35,7% de los colombianos que viven en arriendo y son aproximadamente 5,7 millones de hogares.

Un segundo rubro que se afectado directamente por la inflación causada son los peajes. Según cifras del Invías en el país hay cerca de 34 estaciones peajes los cuales tendrán un aumento proporcional a este indicador, excluyendo aquellos administrados por la ANI que varían dependiendo de cada concesión.

La educación por su parte en relación a las matrículas, pensiones y artículos escolares, es un rubro que representa cerca del 5% del gasto de los hogares colombianos, y sobre el cual el Ministerio de Educación restringe su aumento en hasta el 5,62% (inflación anual 2021).

Por otro lado, hay otros ítems de la canasta afectados por el aumento del salario mínimo, estipulado por el orden del 10% y que inicia por ajustar a un grupo poblacional dedicado a las actividades del servicio doméstico, que son más de 285 mil personas en las 23 principales áreas urbanas, para las cuales se le exige un salario equivalente al mínimo.

De igual manera, los planes de comprar vivienda subsidiada varían en la misma proporción, ahora la VIS valorada por hasta 150 salarios mínimos en zonas urbanas, cuenta ahora entre sus potenciales beneficiarios del subsidio a hogares con ingresos menores a $4 millones pesos y con auxilio en cuota inicial de $20 y $30 millones.

Todo este proceso se agudiza por la fuerte devaluación del peso, que tiene efectos sobre los precios nacionales, más cuando se trata de alimentos importados cuyos precios se han visto álgidamente afectados por la escasez de insumos y materias primas, y el aumento de los costos logísticos.

La dinámica inflacionaria será terciada a través de la tasa de intervención del Banco de la República sobre quien se espera aumente su ritmo de alzas, con el ánimo de contrarrestar a través del encarecimiento del acceso al crédito y el mayor retorno a los ahorros, llevándonos a una política monetaria contraccionista.

Las circunstancias alrededor de los precios disponen unos retos para la economía alrededor de mantener o aumentar el poder adquisitivo de las personas, en aras que el aumento garantizado sobre el salario mínimo, pueda reflejarse en una mejora en el acceso de bienes y servicios para los hogares y no en un detrimento del mismo.

* Directora Lonja de Propiedad Raíz de Barranquilla

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Hernán Baquero Bracho

Juego de tronos

Sin duda alguna las elecciones presidenciales en cualquier estado del planeta generan mucha conmoción y controversia por la expectativa de la transición de poder que acarrean y nuestro país no es la excepción. Todos creen tener la razón en qu

Leer
El Heraldo
Roberto Zabarain

Que otra vez fracase

No hay plazo que no se cumpla, así que el domingo estaremos en lo que antes fue una fiesta, convertida hoy en desfile de rostros herméticos que no dejan traslucir preferencias. Tal como en las películas de terror, los avances sugieren escenas h

Leer
El Heraldo
Haroldo Martinez

Zoonosis alborotada

Insisto en lo que recomiendan las autoridades de salud serias en este mundo cuando dicen que debemos mantener la guardia arriba con respecto a todo lo que se está presentando a nivel universal con el advenimiento de epidemias que se vuelven pande

Leer
El Heraldo
Fabrina Acosta Contreras

Un bololó llamado Colombia

Bololó en una palabra de uso especial en contextos del Caribe donde tuve el honor de nacer. “Se armó tremendo bololó” era muy usual escuchar dicha frase, para cosas caóticas, parranderas o de las cotidianidades particulares de la tierra de

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.