El titulo es:Un saquito de canciones
    ¿Quieres recibir notificaciones?
    Si
    No
    5/10 INGRESAR Explora tu perfil

    Tienes 5 artículos gratis restantes

    Regístrate a EL HERALDO y disfruta de contenido ilimitado y muchos beneficios.

  • SUSCRÍBETE

Últimas noticias

22:01

Presidente de sindicato dice que por lo menos tres tajos...

20:39

La audiencia de libertad por vencimiento de términos pedida...

20:09

El delantero santandereano, campeón con Junior de la...

19:35

En el abrebocas de la 49 Asamblea General de la OEA, el...

Henry Loaiza Ceballos, alias El Alacrán.
19:30

De acuerdo con la Fiscalía, se había...

Sebastián Viera pendiente de la atención a la persona involucrada en el accidente.
19:06

El arquero de Junior le contó a EL HERALDO que cuando...

18:54

En un acto transmitido en cadena obligatoria de radio y...

18:37

El mandatario estadounidense dijo que una posible acción...

El gobernador Dumek Turbay saluda a los integrantes de la Banda 16 de Julio de San Estanislao.
18:31

Los músicos viajan a un intercambio cultural en Estados...

18:27

Los pupilos de Rafael Dudamel volvieron a entrenarse este...

Columnas de opinión
Actualizado hace 3 años

Un saquito de canciones

“María Cristina me quiere gobernar y yo le sigo, le sigo la corriente…”.

Esa canción inolvidable la compuso hace más de medio siglo Ñico Saquito.

“Vaya que hablé que si no, me coge el gallo, Rufina...”.

También esta, titulada Cuidadito Compay Gallo, fue compuesta por Ñico Saquito, lo mismo que Adiós, compay gato, Chencha, la gambá, Al vaivén de mi carreta y Me tenían amarrao con p”.

Esas y tantas otras son de Saquito, un músico cubano bautizado Benito Antonio Fernández Ortiz pero, bueno, conocido como Ñico porque este es el diminutivo cariñoso de los Antonio en Cuba, y Saquito porque de niño, cuando jugaba béisbol de jardinero central, agarraba las bolas con gran pericia. Ninguna se le escapaba. “Es como si tuviera un saquito en la mano”, dijeron, y empezaron a llamarlo Ñico Saquito.

Ñico había nacido en El Tívoli, una barriada de trovadores en Santiago de Cuba, en 1901. Compositor, guitarrista y cantante, es tal vez el más grande cultor de la guaracha cubana, un género muy popular desde la colonia, al que Ñico, hacia los años 40 del siglo pasado, dio un impulso renovador.

Componer era lo suyo. Con un estilo cargado de sátiras y mucha picardía, de humor, denuncia social y choteo cubano, como se le conoce en Cuba a la ‘mamadera de gallo’, Ñico Saquito logró insinuarlo todo, sin caer en la vulgaridad.

“Mis canciones –dijo– nacen de un dicharacho, de un cuento que oigo en cualquier lugar, de un chiste y, por supuesto, de mis alegrías y sinsabores, pero todas, completamente todas, tienen una raíz popular”.En 1936, el famoso Trío Matamoros grabó en La Habana Cuidadito Compay Gallo, una historia que Ñico habría escuchado en un velorio.

El éxito arrollador de esta guaracha lo puso a pensar en la conveniencia de formar su propio grupo, el Trío Oriental, con Manolito Menéndez y Maximiliano Sánchez ‘Bimbi’.

Al poco tiempo, un bajista y un bongosero los reforzarían bajo el nombre de Los Guaracheros de Oriente.

En aquellos tiempos, no solo por su procacidad sino por su aguda crítica a los gobernantes de turno, la guaracha fue perseguida y reprimida en Cuba.

En 1950, Ñico Saquito inició en Venezuela un exilio de diez años. Allí formó al Trío América, pero el trabajo en la radio y sus presentaciones en cabarets y bailes empezaron a escasear, así que Ñico debió volver a un oficio que había aprendido en su juventud, el de mecánico fundidor, con tan mala suerte que sufrió un accidente y perdió buena parte de su visión.

Con la llegada de Fidel Castro al poder en Cuba, Ñico Saquito decidió retornar a su país. Con un viejo amigo, Maximiliano Sánchez ‘Bimbi’, Ñico integró no su antiguo trío sino el Conjunto Oriental, con el que cantó y tocó hasta su muerte, en 1982, en el legendario bar restaurante La Bodeguita del Medio, de La Habana.

Ñico Saquito dejó un legado musical de más de 500 composiciones. Las más populares recorren el mundo y se mantienen vigentes en los repertorios de muchos grupos cubanos. Ñico Saquito al bate es el nombre de su último álbum, junto a Eliades Ochoa y el Cuarteto Patria, una antología que terminó siendo su homenaje póstumo. Música en su tumba.

Imagen de ivonne.arroyo
X

Hola,

Bienvenido a tu cuenta de EL HERALDO.

Con tu cuenta de EL HERALDO vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

Bienvenido a EL HERALDO

Bienvenido, puedes ingresar con tu correo electrónico y contraseña registrada.

Si todavía no tienes una cuenta, puedes registrarte aquí, es gratis.

Conéctate con tu cuenta de Facebook ó Google

Registrate en EL HERALDO

Crea tu cuenta en EL HERALDO y vive una nueva experiencia. En este momento nuestros usuarios registrados disfrutan de:

Acceso Ilimitado

* La contraseña debe ser mayor de 5 caracteres, contener una mayuscula y un dígito

x

Reestablecer tu contraseña

Ingresa el correo electrónico con el cual te registraste, te enviaremos un enlace para que puedas restablecer tu contraseña y acceder de nuevo.

Estimado lector,

Lector de noticias
Acceso ilimitado
Rincón Juniorista
¿Ya tienes una cuenta?
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web
Copa america Brasil 2019 ¿Cúal es tu marcador? Juega aquí