El titulo es:Petro y el cambio climático

Últimas noticias

El británico Anthony Joshua frente al ruso Povetkin.
23:55

La transmisión de la cartelera es por Space desde las 2:30...

El Distrito entró a la oficina de M&S para recuperar la base de datos.
00:30

El alcalde Alejandro Char explica que fue un proceso...

Fabio Hernández Sierra, edil suroriente, capturado por el delito de ejercicio ilícito de actividad monopolística de arbitrio rentístico y concierto para delinquir.
00:20

Asesinatos, extorsiones, estafas, y el robo de más de 13...

Maquinaria trabajando en labores de relleno en el proyecto de actuación urbanística. El proyecto no se ha visto afectado, dice firma.
00:15

Son 9 las solicitudes de conciliación extrajudicial por la...

El grupo de personas espera para subirse al articulado en la estación Joe Arroyo.
00:15

Durante el recorrido de una de las rutas más usadas, desde...

Tuberías y equipos que conforman la infraestructura de un gasoducto ubicado en la Costa Caribe.
00:00

Son varias las apuestas de gremios y expertos del sector...

Vladimir Flórez o ‘Vladdo’, en su intervención.
00:00

Cada uno con su estilo trató el tema de las relaciones...

Javier Franco y Juan Gossaín en el evento de Libraq.
00:00

El escritor habló de las particularidades de la lengua...

Las comisiones económicas en una de las sesiones realizadas esta semana para discutir el presupuesto.
00:00

EL HERALDO consultó al DNP y a economistas sobre los...

Panorámica del Tribunal Superior de Barranquilla ubicado en el centro de la capital del Atlántico.
00:00

EL HERALDO conoció la denuncia que interponen el ente de...

Columnas de opinión
Actualizado hace 6 meses

Petro y el cambio climático

El reconocido periodista Jorge Ramos le hizo una pregunta sencilla a Gustavo Petro, “¿Usted cree que Hugo Chávez fue un dictador?”, y el candidato le respondió con una evasiva de campeonato:
—Yo pienso que la política internacional está dividida tajantemente ya por el tema del cambio climático.

La sinuosa respuesta, sin embargo, revela más de lo que parece. Petro ha puesto la lucha contra el cambio climático en el centro de su campaña, lo que la acerca al electorado joven y le da un aire moderno y progresista. Pero yo intuyo otra intención.

La vieja izquierda marxista del siglo pasado sufrió una humillación histórica cuando fue obvio que la miseria disminuía dramáticamente en los países capitalistas, mientas que en los socialistas se eternizaba de modo cruel. Millones de personas salían de la extrema pobreza gracias a la economía de mercado, ¿qué hacer ante tamaña desventura?

Desde entonces, la izquierda no ha cesado de buscar un nuevo argumento para denunciar al sistema capitalista (pues de lo que se trata, más que de los pobres, es de denunciar al sistema capitalista). Fue cuando el cambio climático le cayó del cielo. O, si se prefiere, de la atmósfera. En el momento de mayor prestigio del capitalismo aparecía, ¡por las barbas de Lenin!, un novedoso motivo para rechazar, con renovada inquina, la economía de mercado. La lucha contra el sistema ya no sería en nombre del proletariado –el proletariado estaba cada día mejor–, sino en nombre del honor de la Madre Tierra.

Que el crecimiento económico de los últimos 200 años ha deteriorado el medio ambiente es, me parece a mí, una realidad indiscutible. Pero las propuestas antiliberales de Petro, quien habla de “priorizar el mercado interno”, es decir, cerrar la economía, no son el camino adecuado para resarcir el daño. El estudio anual de la Heritage Foundation sobre libertad económica concluye que, en promedio, los países librecambistas cuidan más el medio ambiente que las economías cerradas. A mayor intercambio, más prosperidad. A más prosperidad, mayor consciencia ambiental entre la población, que ahora puede preocuparse por bienes menos urgentes que el techo y la comida. Eso, sumado a la creatividad y la dinámica del mercado, sin descartar que el Estado ayude con incentivos a la investigación, es lo que está abaratando los autos eléctricos, las turbinas eólicas y las celdas fotovoltaicas. No la ‘democratización’ de la economía que propone Petro, término que, dejémonos de eufemismos, significa más control estatal del mercado, con fines ideológicos y, a la larga, políticos. Esa es la vía del ‘socialismo del siglo XXI’, que trae más pobreza y, casi segura consecuencia, más daño ecológico.

No hay modernidad ni progreso en las propuestas ambientales del candidato, solo la instrumentalización de la amenaza climática –por eso la menciona tanto– para continuar la guerra contra la libertad económica por otros medios. ¿Recuerdan que Hugo Chávez dijo que el capitalismo había acabado con la vida en Marte? A Petro no le gusta que lo comparen con Chávez, pero en este caso no veo mucha diferencia.

@tways / ca@thierryw.net

Imagen de sandra.carrillo

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
Regístrate
¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
sssssss
La sesión ha sido cerrada con exito
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web
#Rusia2018 ¿Cúal es tu marcador? Juega aquí
¿Quieres asistir a la inauguración? Compra tus entradas aquí
¡Estamos listos! marcadores en cero, inicia la segunda fase. Haz tus predicciones AQUÍ
Continuar al sitio
Noticias más leídas del 2017 1