El Heraldo
Opinión

Libertad encarcelada

Los medios de comunicación son el trampolín de la información. El neoliberalismo y la privatización tienden a distorsionar su objetivo esencial: informar sin censura. Aparecen matices propagandísticos que manipulan las noticias a favor del sector privado y en pro de determinados gobiernos. Los medios independientes son pieza clave en un mundo que se encuentra dominado por grupos empresariales. Defender su autonomía y brindarles garantías representa un seguro para la libertad.

En la era de la posverdad pisotear el periodismo resulta una tarea fácil. Tergiversar los hechos es tan sencillo como volver viral una noticia falsa. La tendencia es preocupante, incluso en un presente en donde desfigurar la realidad se vuelve el objetivo principal. Los filtros invaden la cotidianidad, maquillan la información y hacen parte del día a día. Los medios independientes son un estorbo para mantener esta secuencia. Se convierten en un zumbido desesperante para algunos gobernantes.

Saúl Cruz, subsecretario del Senado, protagonizó un incidente vergonzoso. Aseguró que un camarógrafo de Noticias Uno lo persiguió y le pegó con la cámara en dos ocasiones. Pidió la palabra en la plenaria del Senado. Con la voz entrecortada contó su versión de los hechos y se generó el debate. El presidente del Senado, Mauricio Lizcano, no tuvo el beneficio de la duda, creyó ciegamente en las palabras del subsecretario. Abrió la puerta para que varios congresistas difamaran contra el medio independiente. Atacar a la prensa, de la manera tan infame en que lo hicieron, es un atentado contra la libertad y la democracia.

Enmascarar la verdad es una cualidad de algunos gobernantes. Pueden enterrarla y manipularla a su antojo. El tema es que cuando las cámaras están encendidas y graban esa verdad, es imposible querer ocultarla. Noticias Uno mostró los videos en donde es Saúl Cruz quien se lanza a la cámara y se golpea a sí mismo. El subsecretario se atrevió a calumniar al noticiero enfrente de las cámaras. Tuvo el descaro de engañar sin clemencia, de poner en el paredón a un medio independiente, de arremeter contra el periodismo y la información. Este acontecimiento es tan grave que su renuncia es lo mínimo que se puede aceptar.

La agresión por parte del subsecretario y algunos senadores a Noticias Uno es un atentado peligroso e indefendible. Si Saúl Cruz es capaz de mentir frente a las cámaras, ¿qué hará cuando las cámaras están apagadas? ¿Cuál era el objetivo de semejante calumnia? ¿Prohibirle la entrada al medio independiente al Congreso? ¿Por qué les molesta tanto Noticias Uno? ¿Por qué quieren terminar con uno de los pocos medios serios que quedan en el país? ¿A qué le tienen miedo?

La libertad de prensa es esencial para el desarrollo de las sociedades, para asegurar el futuro y mostrar una realidad sin filtros. Querer acabar con los medios independientes encarcela la libertad. Permitir que los congresistas maniobren los hechos con tal desfachatez es un riesgo que no podemos correr.

@mariamatusv 

maria.matus.v0@gmail.com

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más Columnas de Opinión

El Heraldo
Javier Castell Lopez

Clasificada con poco juego

“La Eliminatoria es el arte de sumar puntos”, expresó Carlos Queiroz en su presentación como técnico de la Selección Colombia. Con cierto aire filosófico del fútbol, no se dio cuenta que estaba diciendo una obviedad. Claro, hay que sumar

Leer
Ver más Columnas de Opinión
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.