El Heraldo
Colombia

Colombia será reconocida por defender el Estado de Derecho

Vicepresidenta y Procuradora coincidieron en EL HERALDO en que el galardón del Congreso de Derecho es por  “confianza” en el país.

Dentro de la 26° versión del Congreso Mundial del Derecho, que congregará en Barranquilla el 2 y 3 de diciembre a más de 200 ponentes de las leyes, habrá un importante reconocimiento para Colombia: el ‘World Peace & Liberty Award’ a la sociedad civil y la democracia, la más longeva de Latinoamérica, por su defensa, fortalecimiento y promoción del Estado de Derecho por encima de las vicisitudes.

EL HERALDO conversó con la vicepresidenta y canciller Marta Lucía Ramírez, con la procuradora Margarita Cabello y con penalistas y constitucionalistas, para entender qué significa esta distinción para el país.

"Voto de confianza"

Para la vicepresidenta Marta Lucía Ramírez “es un gran honor para Colombia acoger este congreso. Estamos seguros de que la ‘puerta de oro’ de Colombia representará a la Nación con la grandeza que implica ser su sede y felicito al Ministerio de Justicia por este logro”. Este gesto de confianza hacia el país, agrega, “es tanto a las condiciones para visitarnos, como a la bicentenaria convicción de los colombianos con el Estado de Derecho y la promoción y defensa de la democracia y la libertad. Desde aquí, agradecemos a los juristas de todo el mundo su deferencia con el pueblo colombiano. Somos un lugar ideal para el diálogo democrático”.

Ramírez pone de presente que lo que debe llamar la atención de este reconocimiento es que es “un gesto que exalta lo que significa la constancia en mantener y fortalecer el sistema de instituciones, leyes, normas y actores que expresan la madurez en el desarrollo de requerimientos formales, procedimentales y sustantivos en el sistema constitucional, legal y de gobernanza del Estado”.

A su vez, la Procuradora Margarita Cabello considera que el premio significa que la comunidad internacional, a través de la máxima y más importante asociación de juristas del mundo, “reconoce a Colombia como un verdadero Estado Social de Derecho, un país comprometido con la defensa de los derechos humanos, respetuoso de la institucionalidad, de la participación democrática, de la independencia entre las ramas del poder público y los órganos de control, y del goce efectivo de los derechos de la ciudadanía”.

Y advierte que todo lo anterior “a pesar de los problemas que hemos vivido. La realización de este Congreso en Colombia es un voto de confianza y de respaldo a nuestro Estado”.

“Una historia de peso”. En palabras de la canciller, “Colombia tiene historia de peso en consolidación del Estado de Derecho y el sistema democrático”.

Hay que recordar, enfatiza, que desde 2018 el país ha tenido el compromiso de conmemorar el proceso de Independencia, lo cual ha implicado revisiones al constitucionalismo que se gestaba en la Nueva Granada, previo a 1819, y la formación posterior de la República y la Nación colombiana. 

“Hemos tenido el cuidado de traer al presente la importancia de la ley fundamental en la creación de la República, así como del congreso reunido en 1821, que fue tanto legislativo como constituyente. Allí se realizaron acuerdos democráticos que definieron los fundamentos de la Independencia y la libertad, con base en el imperio de la ley, la separación de poderes y un gobierno representativo. Hace 200 años ese congreso debatió y aprobó también las primeras 38 leyes, 36 decretos y ocho resoluciones, guiados por los principios de seguridad, libertad, propiedad e igualdad”, comenta.

Finalmente, advierte la alta funcionaria que “holocaustos como el del Palacio de Justicia han causado un profundo daño a la Nación, a la justicia y a las familias de las víctimas, pero también han profundizado la convicción de que en el Estado de Derecho, con base en principios democráticos y con la autonomía de la rama judicial, se proyecta la paz, la convivencia y el desarrollo del país. Y desde estos principios es como aportamos a la comunidad internacional en la solución de los retos globales y en la solidaridad con pueblos hermanos oprimidos por la tiranía”.

“Homenaje a la sociedad”

La jefa del Ministerio Público considera que el bicentenario de la Constitución de Cúcuta, el Holocausto del Palacio de Justicia y la Constitución de 1991 son momentos que “marcan los hitos de nuestra historia republicana: la Constitución de Cúcuta de 1821 fijó las reglas fundamentales de su unión y estableció una forma de Gobierno para afianzar la libertad, seguridad, propiedad e igualdad, sentando las bases de lo que sería el Estado Social de Derecho”. 

Por su parte, explica, la Constitución de 1991 “demostró la fortaleza del pueblo colombiano, que después de más de 40 años de violencia partidista fortaleció la unidad de la Nación y ratificó la importancia de asegurar a todos sus habitantes la vida, la convivencia, el trabajo, la justicia, la igualdad, el conocimiento, la libertad y la paz, dentro de un marco jurídico, democrático y participativo, para garantizar un orden político, económico y social justo, del cual a pesar de las dificultades hoy desde la Procuraduría trabajamos por mantener”.

Y concluye Cabello que “la sociedad colombiana es la mayor homenajeada en este importante evento a celebrarse en mi tierra, Barranquilla, ya que ha mostrado resiliencia para superar décadas de conflicto y un ataque directo a sus instituciones como lo fue la lamentable Toma del Palacio de Justicia, templo de la Rama Judicial donde reposaban los procesos más trascendentales del país contra los grandes capos del narcotráfico y contra grupos armados al margen de la ley de la época, procesos de extradición, entre otros.

Es por esto que la Asociación Mundial de Juristas y su presidente, Javier Cremades, han señalado que Colombia ‘es un ejemplo de compromiso inquebrantable a nivel mundial y particularmente en América Latina en la defensa y el fortalecimiento y la consolidación del Estado de Derecho y respeto de la democracia por encima de las adversidades’”.

“La tutela es un instrumento que ha acercado a los colombianos a la justicia”

Natalia Ángel-Cabo, directora del Área de Derecho Público-Constitucional de la Universidad de los Andes, expone que en todo el sistema de derecho colombiano “la tutela, sin duda alguna, es un instrumento que ha servido para materializar la apuesta de la Constitución por la vigencia de un Estado Social y Democrático de Derecho.

Ella ha acercado a los colombianos a la justicia, ha permitido resolver sentidos problemas de los ciudadanos, y ha puesto en el centro de la agenda institucional la vigencia de los derechos constitucionales. En este año que estamos celebrando los 30 años de expedida la Constitución de 1991, creo que hay un consenso generalizado en que la tutela es uno de los más importantes aportes de nuestra Carta Política”.

Y puntualiza en relación con el reconocimiento al país que “es cierto que Colombia ha tenido una de las más estables democracias de la región. En comparación con otros países no hemos tenido largas dictaduras y desde 1830 hemos contado con elecciones periódicas. Obviamente ha tenido retos, como la histórica violencia”.

Por su parte, Eduardo Palencia, constitucionalista, advierte que para comprender la dimensión del reconocimiento a Colombia del Congreso Mundial del Derecho “en un primer momento tenemos que determinar qué significa democracia, y en ese orden de ideas podríamos dividirla en una plebiscitaria y en otra de orden constitucional: la primera obedece a una práctica meramente electoral, es decir aquella que se configura mediante las elecciones celebradas en distintos estados.

Desde ese punto de vista, podríamos decir que Colombia es una democracia perfecta, porque ha mantenido una secuencia de ese tipo de democracia, toda vez que desde 1957 hasta la fecha se han celebrado elecciones para presidente. Así, mientras que en otras latitudes se presentan dictaduras, acá hay elecciones y por eso se considera que Colombia es una democracia sólida”.

“Se pone una vez más en el mapa a Barranquilla”

El penalista Iván Cancino opina que la deferencia de los juristas mundiales "deja sin piso a las malintencionadas aseveraciones de ciertos políticos que hablan de Colombia como si no fuera una democracia sólida: Claro que Colombia tiene una normatividad muy fuerte, muy robusta, y aunque a veces hay fallas en la interpretación y en la línea jurisprudencial, que no es pacífica, son temas que se pueden arreglar".

Y agrega al respecto que la realización del Congreso Mundial del Derecho "es un espaldarazo muy fuerte a Colombia, y a Barranquilla la puso una vez más en el mapa".

A su turno, Francico Bernate, penalista, indica que el logro de este evento "se debe principalmente no al ministro de turno o al gobierno de turno, que encontraron esto ya bastante avanzado, sino a la Academia Colombiana de Jurisprudencia, y a muchas otras personas que lograron este importante evento para nuestro país.

Y por supuesto que es un reconocimiento a que aquí en Colombia funciona una democracia con separación de poderes, que puede tener algunas dificultades pero en la que hay una institucionalidad fuerte y que se respeta, y por supuesto es muy importante que se conmemoran los 200 años de la Constitución de Cúcuta y se celebran así mismo los 30 años de la Constitución del 91, dos aspectos muy importantes en la historia de nuestro pais".

El Puerta de Oro, sede del evento.
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.