Economía

El pulso del desempleo por el retiro de las cesantías

En Colombia el cobro de esta prestación social se ha convertido en uno de los mecanismos más usados para sobrellevar la pandemia. 

Luego de cuatro meses de haber sido despedido por motivo de la pandemia, Javier Castro pudo retirar sus cesantías y salir a flote de los compromisos financieros y de subsistencia que lo amenazaban a diario.

“El proceso fue bastante tedioso porque en el momento en que la compañía decidió retirarme estábamos en el proceso de inicio de la pandemia, por lo que todos los trámites se hicieron virtualmente, pero como estaba tan congestionado se presentaron muchas trabas”, dijo Castro, de 37 años, quien después de varios intentos se vio en la necesidad de utilizar al contacto de un amigo que labora en la empresa Protección para agilizar el proceso.

Los ahorros acumulados durante los ocho meses de labores en la empresa minera en la que trabajaba y la liquidación se diluyeron en el lapso en el que la pandemia más golpeó a la ciudad.

“Pude sacar aproximadamente $2.200.000 en cesantías y las he tomado para saciar mis necesidades de alimento y de arriendos. Me ayudaron a solventar los problemas que tenía, por ejemplo, al arrendatario le pagaba en cómodas cuotas y no completo. Las cesantías me ayudaron bastante a resolver esa situación”, confesó Castro.

¿Qué son las cesantías?

Carolina Camacho, socia del área laboral de la firma de abogados Posse Herrera Ruiz, señaló que las cesantías son una prestación social cuyo objeto es “servir de sustento para el empleado que lamentablemente queda sin trabajo”. En los últimos años se han realizado modificaciones al estatuto original y se ha permitido que el empleado solicite retirarlas para adquirir o remodelar vivienda o para destinarla a educación.

Teniendo en cuenta esto, una de las primeras medidas empleadas por el Gobierno para mitigar el efecto de la crisis fue la promulgación del Decreto 488, en el que se permitió que los afiliados a los regímenes de administración de cesantías privados pudieran retirar parcialmente sus cesantías si sufrieron reducciones en sus ingresos por la coyuntura de la Covid-19.

Cifras

Según la Asociación Colombiana de Administradores de Fondos de Pensiones y Cesantías (Asofondos), el gremio que agrupa a los fondos privados, desde que comenzó la emergencia sanitaria a finales de marzo hasta julio se han retirado $1,05 billones por afiliados que perdieron su trabajo o quienes han visto reducidos sus ingresos.

De forma desagregada, Asofondos reportó que por concepto de terminación de contrato los trabajadores han utilizado $795,8 mil millones, mientras que bajo la nueva causal, disminución de ingresos, el monto retirado llegó a $255 mil millones. 

Santiago Montenegro, presidente de Asofondos, señaló que “es en estas coyunturas cuando las cesantías muestran ser el mejor seguro de desempleo. Hablamos de más de $1 billón para cubrirse frente a las contingencias actuales”. 

Con base en datos entregados por Asofondos, a la fecha, hay $15,5 billones disponibles para que sus afiliados accedan a dichos recursos.

“Yo no veo que las cesantías sean un alivio importante para el mercado laboral en general cuando en este país los índices de informalidad son del 40% en la población trabajadora. Pienso que ha sido una ayuda importante para los trabajadores que tenían una cultura del ahorro. En ese sentido considero que fue una gran ayuda para los trabajadores del sector turismo, quienes de lejos fueron los más afectados”, precisó Carolina Camacho.

La experta agregó que los que más están sufriendo esta crisis son las personas informales  y ellos “no tienen cesantías”.

Forma de sobrevivir

Esmeralda Arteta fue una de las colombianas que la pandemia cesó su trabajo en la agencia de turismo en la que se empleaba hace seis meses. “Lastimosamente yo trabajaba en el turismo y con todo esto es el sector que más se ha visto afectado... Me dieron mi liquidación y todo, pero se ha ido agotando”.

Para Esmeralda sus cesantías están marcadas con la etiqueta “último recurso”, pero además del despido laboral Arteta sufrió a principios de este mes un accidente de motocicleta producto de un intento de atraco mientras se desplazaba por la Avenida Circunvalar.

“Ahora con el accidente me veo en la obligación de reclamarlas”, dijo.

A Miguel Ángel Ruiz, padre de familia, también lo despidieron de su empleo en un taller mecánico por motivo de la pandemia. 

“En el trabajo me pagaron hasta mayo y me dijeron que estos meses siguientes no me pagarían, pero ahora me mandaron a decir que me despidieron”, lamentó Ruiz, con un año y tres meses como encargado de lubricación.

“Usé el dinero para comer porque no podía hacer más nada, ya que no tenía más entrada que la del trabajo”, agregó.

Retiro de usuarios del FNA
Más de $795 mil millones se han retirado por concepto de terminación de contrato.

La Corte Constitucional revisó el Decreto 488 y precisó que la expresión “de carácter privado” irrespeta el “principio de igualdad” entre los fondos privados y el Fondo Nacional del Ahorro (FNA). Tras este fallo, el administrador público de cesantías también deberá ofrecer el retiro parcial de este mecanismo de ahorro bajo las mismas condiciones de los entes privados.

EL HERALDO conoció que recién el 18 de agosto el FNA recibió la notificación de la Corte Constitucional sobre esta decisión, momento desde el cual “y hasta tanto dure la emergencia económica, las personas podrán también retirar sus cesantías, siempre y cuando no se encuentren pignoradas, por los siguientes motivos: disminución de su salario, suspensión de contrato o licencia no remunerada”.

Carolina Camacho, social del área laboral de la firma de abogados Posse Herrera Ruiz, señaló que el fallo de la corte era algo “lógico”, ya que de entrada “el decreto se mostraba con un tratamiento inequitativo y discriminatorio, ya que hay trabajadores del sector privado que pueden tener sus cesantías en el FNA”. 

Radican proyecto de ley para retirar el 10% del ahorro pensional

El representante a la Cámara por el Partido Liberal Henry González radicó ante el Congreso de la República un proyecto de ley que permitiría el retiro parcial del 10% de los aportes que el beneficiado tenga ahorrados.

Según González, esta propuesta estaría enfocada a permitir el retiro a trabajadores independientes, familias de clase media y desempleados afiliados a fondos de pensiones privados que no hayan podido realizar aportes a su cotización hasta el mes de julio y que no sean beneficiados de algún programa de alivios perteneciente al Gobierno nacional.

Teniendo en cuentas estas consideraciones, la medida arroparía a un total de 8 millones 600 mil colombianos.

Carolina Camacho, socia del área laboral de Posse Herrera Ruiz, cree que el proyecto “no va a pasar el control constitucional porque la Corte puede fácilmente aplicar los mismos argumentos por los que tumbó el Decreto 588 sobre las medidas para disminuir temporalmente las vías de cotización de pensiones y seguridad social”.

En su momento, la entidad jurídica precisó que “el derecho a la seguridad social es fundamental y las pensiones son sagradas y no pueden de ninguna manera afectarse”.

“Los argumentos son perfectamente aplicables a este proyecto. Así el Congreso la apruebe, la Corte la va a tumbar”, agregó Camacho. 

Para la experta, este proyecto sería “una violación al principio de igualdad porque los trabajadores de Colpensiones no tienen una cuenta de ahorro, tienen semanas cotizadas, mientras que los de regímenes privados sí la tienen”.

Por otro lado, tanto en Chile como en Perú se han aprobado leyes similares que buscan aminorar el impacto de la crisis económica por la Covid-19. En el caso del país austral se permite el retiro del 10% con un monto mínimo y un monto máximo. Según un reporte de la Superintendencia de Pensiones de Chile, con corte hasta el viernes 21 se han entregado el equivalente a USD10.524 millones. Por otro lado, un total de 9.264.768 afiliados y beneficiarios han ingresado sus solicitudes de retiro de fondos, cifra que representa el 84% del total de afiliados que registra el sistema de pensiones.

En el caso del país vecino se permitió el retiro de hasta el 25% o un máximo equivalente a USD3.750. Con base en un informe de la Asociación de Fondos de Pensiones de Perú (AAFP) se retiraron un total de 24.263 millones de soles, aproximadamente unos 7.000 millones de dólares.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.