El Heraldo
Leandro Emiliani aportó defensiva y ofensivamente a la consecución de la medalla de oro para Colombia. Luis Rodríguez Lezama
Deportes

“Nos quitamos la rasquiñita que teníamos desde México”

El cordobés bateó el cuadrangular que igualó la pizarra del juego final ante Dominicana y acercó la medalla de oro en los Juegos Panamericanos Junior.

Había dormido muy poco cuando EL HERALDO lo contacto. Eran las 11:43 a.m. del viernes y Leandro Emiliani tenía la emoción fresquita por lo hecho la noche anterior. El primera base cordobés fue uno de los héroes de la conquista dorada de Colombia en el béisbol de los Juegos Panamericanos Junior Cali-2021.

Un jonrón de Emiliani por todo el jardín derecho del estadio Édgar Rentería, en la parte alta del cuarto episodio, con dos hombres en base, y cuando la pizarra se encontraba 3-0 a favor de República Dominicana, empató el juego y le dio el impulso a los nuestros para llegar a lo más alto del podio. 

“No pude dormir de la felicidad que tenía”, confesó Emiliani, en diálogo con este diario.

El pelotero de 21 años, perteneciente a la organización de los Nacionales de Washington y que viene jugando en los Caimanes de Barranquilla, ya estaba en su pueblo natal, San Antero Córdoba, reencontrándose y compartiendo su alegría con familiares y amigos. “Pero solo por un día, mañana me voy a Montería para volver a jugar (con Caimanes)”, apuntó.

P.

¿Cómo toma esta medalla de oro con la enorme ayuda de su cuadrangular?

R.

Es un orgullo dejar nuestro país en alto, nuestro tricolor. Fue un momento especial ese cuadrangular. Ese jonrón le dio vida a nuestro equipo, que estaba un poco caído perdiendo 3-0. Gracias a Dios tuvimos la victoria y somos campeones. La medalla oro es lo que todo el equipo estaba buscando. Somos campeones, gracias Dios.

P.

¿Pudo dormir algo?

R.

(Risas)… La verdad no pude dormir de la felicidad que tenía. Llegué a mi casa y ni dormir.

P.

¿Estuvo buena la celebración?

R.

Sí, estuvo buena. Fue algo increíble. Todos los muchachos contentos. Eso fue una locura.

P.

¿Cómo conectó ese jonrón? ¿Surgió espontáneo o tenía alguna premonición? ¿Cuál es la historia?

R.

En los primeros turnos me estaban tirando mucho pitcheo de slider. Mis compañeros en el dugout me decían: oye, te van a seguir tirando el mismo pitcheo, sal a buscarlo, sal a buscarlo y hazle swing que tú tienes poder, tú le vas a dar a la pelota y se va a ir. Dicho y hecho. En el siguiente turno salí a buscar ese pitcheo y ya vieron el resultado (risas).

P.

No es fácil conectar jonrón en el Édgar Rentería, mucho más en estos días que sopla tanta brisa…

R.

Sí, claro, pero yo creo que la brisa paró la pelota, si no, se va más lejos, se iba a volar todo el estadio.

P.

Esa brisa le dio un poco de suspenso al batazo…

R.

Sí, todo quedó en silencio hasta que se fue esa vaina (risas).

P.

¿Es el jonrón más importante de su vida?

R.

Hasta el momento sí es el más importante de mi vida. Nunca había conectado un cuadrangular así.

P.

Se sacaron la espinita que les quedó en el Mundial, donde quedaron terceros, pero estuvieron a punto de llegar a la final…

R.

Sí señor. Nos quitamos la rasquiñita que teníamos desde México, queríamos la de oro, ser campeones. Gracias a Dios lo conseguimos con esa armonía y hermandad que tenemos en el equipo, en el club house. Eso fue lo que nos ayudó a ser campeones.

P.

¿Cuáles fueron las claves para coronarse campeones ante Dominicana, aparte de la unión grupal que usted resalta?

R.

La manera como jugamos la defensa, como jugamos la pelota. Jugamos unidos. El pitcheo hizo su trabajo, el bateo conectó en los momentos oportunos.

P.

Usted también se destacó con una atrapada crucial en primera base…

R.

Sí, creo que eso también primordial. Eso nos ayudó y nos metió en el juego. Cada quien estaba haciendo su trabajo. Yo tenía que agarrar todo lo que tiraran por ahí.

P.

¿Cómo fue el recibimiento en San Antero?

R.

Muy contenta la familia y todo el mundo en el barrio. Todos están felices (risas).

P.

¿Cuál es su sueño en el béisbol?

R.

El que tenemos todos los peloteros, llegar a Grandes Ligas y cada día ser mejor persona. Con esfuerzo, disciplina y trabajo uno puede lograrlo.

P.

¿Qué tan lejano está ese sueño?

R.

Estamos cerca, con el favor de Dios. Este año voy a prepararme muy bien para llegar ready a los Estados Unidos. Tengo que dar lo mejor de mí.

P.

Si no fuese beisbolista, ¿qué estaría haciendo hoy en día?

R.

Estudiando. Incluso, estoy estudiando todavía, estoy terminando el bachillerato.

P.

¿A quién admira en el béisbol?

R.

Cuando estaba activo, David Ortiz era mi jugador favorito. Sueño con ser como él. De los que siguen jugando, me gusta Anthony Rizzo (que jugó este año en los Yanquis y que ahora es agente libre). 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.