El Heraldo
Edmond Feris acompañado del docente investigador Michael Cole en los Estados Unidos.
Cortesía
Ciencia

Barranquillero lidera estudio contra gen cancerígeno

Edmond Feris Cure trabaja en una terapia que de ser efectiva podría revolucionar tratamientos contra el cáncer. Farmacéutica se sumó a investigación.

Edmond Feris Cure es un barranquillero de 32 años de origen libanés, que se encuentra trabajando en Estados Unidos en una iniciativa que busca revolucionar los tratamientos contra el cáncer. Su labor se concentra específicamente en una terapia que tiene como fin inhibir el gen que hace que las células cancerígenas evadan al sistema inmune del ser humano.

Desde su infancia mostró interés por la ciencia siguiendo el ejemplo de su tío Edmond Yunis, quien es profesor de Patología en Harvard Medical School. Era un niño curioso y a los nueve años empezó a acompañar a Yunis a su laboratorio de inmunogenética para que este le explicara de forma sencilla las complejidades de sus investigaciones en este campo.

“Mi gran inspiración desde muy temprana edad ha sido y sigue siendo mi tío Edmond Yunis. No solo por su erudición científica, sino también por su gran sentido humanista, y en cierto modo trascendente en términos de valoración de la vida humana, lo cual siempre se reflejaba cuando exponía sus hallazgos científicos”, resalta Feris Cure.

A medida que crecía, seguía recibiendo las instrucciones de su pariente. Estudiaba en el Boston College y aprovechaba los fines de semana libres para trabajar con su tío en las diferentes líneas de investigación de su laboratorio de inmunogenética en el Dana Farber Cancer Institute.

Ver a varios de sus familiares sufrir por el cáncer fue la gasolina para adelantar varias de sus investigaciones sobre esta enfermedad. “Yo desarrollé una nueva tecnología para encontrar nuevos tratamientos para muchos tipos de cáncer durante mi trabajo de doctorado en Dartmouth. Basado en eso, y con la ayuda del acelerador, trataremos de llevar nuevos tratamientos para pacientes con cáncer”, apunta Feris.

Edmond Feris Cure.

Terapia

El experto en medicina molecular experimental se encuentra trabajando esta “nueva estrategia radical para inhibir la función MYC interrumpiendo la interacción MYC:TRRAP usando moléculas pequeñas”.

El MYC es el gen que ayuda a las células cancerígenas a evadir el sistema inmune.

“Hasta donde sabemos, somos el único laboratorio que ha identificado con éxito las regiones de interacción directa y estamos trabajando para interrumpirlas específicamente”.

El especialista se refiere a la interacción MYC:TRRAP, como una reacción que es fundamental para la función del gen (MYC) en la promoción del cáncer.

Para inhibir entonces la propagación del cáncer en las células se identificó al MYC Homology Box (MB2), que es necesario para la  interacción.

“La importancia de MB2 para las funciones tumorigénicas MYC se ha demostrado en ensayos celulares y modelos animales. Además, el motivo MB2 es único en el proteoma humano y casi invariable en la evolución, lo que sugiere que MB2 es el sitio ideal para inhibir la función MYC”.

La iniciativa que trabaja este tipo de contención es conocida como Dartmouth Innovations Accelerator for Cancer. Según Feris, proporcionará a los investigadores el apoyo, la orientación empresarial y la infraestructura necesaria para traducir las innovaciones en el mercado.

“A través de esta nueva iniciativa, con la orientación de exalumnos y líderes de la industria, y regalos filantrópicos de donantes visionarios, apoyaremos la investigación más prometedora de Dartmouth a través de la canalización de desarrollo a la comercialización en beneficio de los pacientes con cáncer”, explica el científico barranquillero.

De acuerdo con Feris, las nuevas terapias dirigidas que tienen como objetivo corregir los programas transcripcionales regulados en el cáncer son una necesidad médica insatisfecha.

“El factor de transcripción MYC es el gen más frecuentemente amplificado en el cáncer humano y está sobreexpresado debido a mutaciones en una serie de vías de señalización oncogénicas. El hecho de que muchas células cancerosas no puedan sobrevivir sin MYC (fenómeno llamado adicción al MYC) proporciona un argumento convincente para el desarrollo de terapias dirigidas específicas de MYC”.

El eslabón clave

Feris explica que el gen en mención ha sido reconocido como el objetivo más buscado en el cáncer durante décadas, pero la mayoría de los esfuerzos se han encontrado con “toxicidad ineludible fuera de objetivo”.

El experto indica que a pesar de los esfuerzos realizados a lo largo de los años para inhibir la expresión MYC o su interacción directa con el ADN y su socio obligado MAX, no ha surgido ningún medicamento clínicamente útil en las últimas dos décadas.

“Es informativo señalar la cronología de la investigación de inhibidores del MYC. El primer inhibidor MYC:MAX se reportó en 2002, y funcionaba a 50 -100 micrómetros. En 2007 se reportaron análogos mejorados de este inhibidor  y se han reportado otros inhibidores más recientemente. “Sin embargo, la especificidad de estos medicamentos para MYC:MAX a menudo no está clara”.

Hito científico

 Feris espera que a más tardar en dos años se hagan estudios con humanos y si los resultados llegan a ser prometedores, como se espera, el Dartmouth Innovations Accelerator for Cancer se convertiría en la primera terapia específica para MYC.

“Basado en la función esencial de MYC en cáncer, sería el primer tratamiento de cáncer que podría tener mínimos efectos secundarios”, dice el experto.

De hecho, confiesa que desde agosto su equipo de trabajo ha empezado una colaboración con el Novartis Institute of Biomedical Research en Boston, con su presidente Jay Bradner.

“Ellos están muy interesados en usar nuestra investigación para encontrar nuevas drogas contra el cáncer. Desde entonces estoy trabajando con ellos en Boston. Esta es una de las empresas farmacéuticas más grandes del mundo y Jay Bradner es, en mi opinión, uno de los científicos más importantes. Su interés en nuestro proyecto nos da una validación fuerte de que estamos en el camino correcto”.

Genes MYC

Según la revista científica Scielo, los MYC son una familia de genes que elaboran proteínas que participan en muchas funciones celulares como la multiplicación, la maduración y la muerte de las células. “Se encuentran cambios genéticos en la secuencia de ADN de genes MYC en muchos tipos de cáncer, como la leucemia y el linfoma”, indica la publicación. La misma dice que es posible que estos cambios hagan que las células cancerosas se multipliquen y diseminen por el cuerpo. Los miembros de la familia de genes MYC son C-MYC, L-MYC y N-MYC.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Más noticias de:

  • Científico barranquillero
  • laboratorio de inmunogenética
  • Cáncer
  • investigacion
  • Ciencia
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web