Atlántico

La tarea en el Atlántico es alistar 85 instituciones

Dentro de los compromisos para la reactivación académica se contempla garantizar entornos seguros para 110 mil estudiantes que tiene el departamento.

Desde marzo de 2020, más de 90 mil estudiantes de los 110 mil que hay matriculados en el Atlántico no han pisado un salón de clases.

El virus que desplazó al tablero por el computador, tableta y en situaciones más adversas por un celular, tampoco permitió que muchos menores ni siquiera lograran educarse bajo la alternancia, modalidad que se implementó en febrero pasado y que a finales de marzo por el tercer brote del virus se suspendió.

Esa misma situación que ha puesto a prueba la concentración de los estudiantes, la paciencia de los docentes y que soportan padres de familia, terminará este 16 de julio cuando los colegios del país toquen la campana para anunciar el regreso presencial.

La disposición que hizo el Gobierno nacional el 2 de junio bajo la Resolución 777 tiene como fundamento la  prioridad de salud pública que significa para los niños, niñas, adolescentes y jóvenes el retorno a sus actividades académicas en las aulas.

Por eso la tarea que se puso la administración departamental es alistar a los 85 colegios públicos del Atlántico y de esa manera garantizar entornos seguros. 

“Realizamos 196 formaciones virtuales y presenciales a docentes, padres de familia y estudiantes, para fomentar la cultura del autocuidado. A la fecha, ya tenemos 13 municipios con el 100 % de sus colegios públicos dotados con material de bioseguridad”, contó la gobernadora Elsa Noguera.

Actualmente en territorio atlanticense hay 20 instituciones con los protocolos aprobados, algunas de estas reciben a un grupo de 15.700 estudiantes bajo el modelo de alternancia. De acuerdo con la Secretaría de Educación, en el transcurso del mes esperan la aprobación de 25 colegios más. 

 

Otro compromiso

Pero antes, el regreso deberá surtir un compromiso para darle cumplimiento a estrictas normas sanitarias que aseguren buenas condiciones para la comunidad académica. Para eso, con recursos del Gobierno, se han dispuesto kits de seguridad que incluyen lavamanos, tapabocas, gel antibacterial, ambientes ventilados y material didáctico. 

“Estamos haciendo visitas y revisión de los protocolos en las instituciones porque nuestro plan es tener todos los colegios listos para el próximo mes de julio”, reiteró la secretaria de Educación, Catalina Ucrós.

Para completar un regreso seguro interviene la Secretaría de Salud, encargada de certificar las 8.700 dosis de vacunas que se han aplicado al personal educativo. La meta para este grupo de atención, según la secretaria Alma Solano, son 9.200 dosis y en un plazo de 20 días se espera haber aplicado las dos dosis a los docentes del departamento.

El segundo paso y uno de los más claves en el que ha trabajado la cartera de Salud es en la verificación de la ventilación en las aulas de clase.

Sobre este esquema se han hecho análisis en cada uno de los colegios para comprobar que el aire circule adecuadamente y para definir la capacidad de aforo en cada salón.

“Buscamos que se pueda garantizar el distanciamiento suficiente entre ellos y que se respeten las medidas de responsabilidad individual con controles en cada escuela para que niños y maestros usen de manera permanente el tapabocas”, expresó Solano.

La Secretaría de Salud informó que estarán atentos a cualquier posible caso de contagio que se presente para hacerle el seguimiento oportunamente. 

Para verificar que cada una de las disposiciones se cumpla a cabalidad en los establecimientos se instalará un comité de bioseguridad que vigilará el cumplimiento de las normas con acompañamiento de la Cruz Roja y la OEI.

Asignatura pendiente

Como la idea es aprobar y pasar la prueba, la Gobernación priorizó obras de infraestructura sanitaria destinadas a aquellos colegios con dificultades como servicio de agua y saneamiento básico. Son 26 frentes de trabajos en los que avanza la administración con inversiones que se aproximan a los $20 mil millones.

 

Visto bueno

Finalmente será el Ministerio de Educación el que dirá si el departamento aprobó sus compromisos y dará su visto bueno para que las 85 instituciones educativas abran sus puertas y reciban otra vez a la comunidad educativa.

Por eso es importante que bajo la resolución ya estipulada queden definidos los aforos autorizados según la capacidad que tiene cada establecimiento educativo, a partir de la adecuación de los espacios abiertos y cerrados. Que se respete el distanciamiento mínimo de un metro y que las condiciones de bioseguridad estén definidas.

Los servicios de alimentación escolar, transporte y actividades curriculares complementarias también estarán incluidos en el regreso al colegio en el Atlántico. Igualmente la opción de la alternancia estará vigente para aquellos casos en los que los aforos de las aulas así lo hagan necesario, pero en la generalidad de las instituciones el servicio se prestará de manera presencial.

“Ya tenemos una fecha límite para el regreso a la presencialidad. Es importante darle la tranquilidad a los padres de familia que el colegio es el mejor lugar donde se aprenden las habilidades para la vida y la importancia del autocuidado. Con el manejo de la alternancia nos hemos dado cuenta de cómo los niños respetan estos protocolos”, precisó la secretaria de Educación.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Te puede interesar:

DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.