El Heraldo
Usualmente las parejas consideran que hacer el amor ayuda a fortalecer la relación sentimental. Shutterstock
Salud

La primera vez, ¿sueño o pesadilla?

Voces de expertos y entrevistados hablan sobre c{omo es y debe ser la primera relación sexual. 

Para todo en la vida existe una primera vez. Está la primera vez que caminamos, que vamos a la escuela, que nos enamoramos, que nos rompen el corazón. Pero generalmente cuando alguien escucha esta frase lo relaciona con la primera vez en que experimentamos una relación sexual.

Aunque no se habla tan abiertamente de ella, el valor que tiene este momento para el futuro desarrollo de la vida sexual es inmenso, tal como lo destaca el sexólogo José Manuel González.

 “Una buena experiencia generalmente deriva en una buena vida sexual, pero el caso opuesto puede traumatizar a las personas y crear problemas muy complicados que afectarán el desarrollo de su vida sexual”, dice González. 

Es por esta razón que al momento de realizar una terapia relacionada con conflictos sexuales, lo primero que los expertos preguntan a los pacientes es cómo fue su primera vez.

No son iguales

Estas experiencias son tan diversas como lo son las personas mismas. Cada cuerpo es tan diferente como cada mente es única, por lo que muy difícilmente un acontecimiento vivido por alguien es igual al de otro. Pese a eso, la gran mayoría podría resumir este momento en: “bueno” o “malo”.

Sofía* es una joven que tuvo su primera relación sexual con quien es su actual pareja. Para ella fue un momento “diferente” y “extraño”, sin embargo considera que no fue para nada “traumático o desagradable”. 

“Lo ideal es hacerlo con una pareja estable porque eso lo hace más especial”, cuenta Sofía. En su caso, esto hizo su relación más fuerte de lo que ya era.

Por su parte, Andrea* inició su vida sexual con una pareja estable, pero a diferencia del caso anterior, su comienzo en la sexualidad “no fue agradable”. Según describe fue “algo doloroso” y de no ser por el amor que había de por medio, le habría generado un trauma. 

“Todas las mujeres somos diferente, en mi caso la anatomía no me favoreció”, asegura. Para ella, adentrarse en el mundo sexual fue un episodio que la hizo sentirse insegura sobre su cuerpo y sus capacidades.

Los casos de Sofía y Andrea son un claro ejemplo de las percepciones opuestas de una primera vez soñada y una cerca de la pesadilla.

Para la psicóloga Elsy Natera, la percepción de la primera vez como buena o mala depende de la edad, las convicciones personales y principios inculcados en la familia, la crianza y la relación familiar, incluyendo la influencia que pueden tener los amigos.

 “La baja autoestima puede generar malas percepciones de la primera vez”, asegura la experta.

La creencia general, afirma, es que ellos lo saben todo y que son expertos, incluso aunque sea su primer encuentro sexual. Mauricio*, un joven que tuvo su primera relación sexual a los 19 años, desmiente esta creencia. 

“Estaba muy asustado”, confiesa. Afirma que para él esta sensación es lo “más común” en el género masculino. 

“Para todo hombre la primera vez ha sido dramática porque siempre se está pensando en muchas cosas”. En su caso, fue un inicio para él y para su novia, pues ninguno de los dos había tenido una experiencia previa. Mauricio cuenta que, durante el encuentro, no solo pensaba en sí mismo, sino en las sensaciones que estaría experimentando su pareja.

Otras primeras veces

En la actualidad el estereotipo de parejas conformadas por hombre y mujer es algo que ha quedado de lado. Para nadie es un secreto que el amor no es algo que tenga una sola forma, sino que hay muchos tipos.

Carlos* es un joven de 22 años que siente atracción sexual por las personas de su mismo sexo. A los 19 años tuvo su primera relación con un “amigo de toda la vida”. Para él fue algo doloroso, y no del todo agradable; sin embargo no se rindió al respecto y después de conversaciones logró superar el primer momento y encontrar lo que le hizo sentir cómodo. 

Andrés* también es un joven homosexual que recuerda su primera vez con satisfacción. Para él era el momento que tanto había esperado con su pareja y cumplió sus expectativas.

Aunque ambos vivieron experiencias muy distintas, los dos coinciden en que la mayor dificultad en la sexualidad de una persona que gusta de alguien de su mismo sexo es la familia y la poca aceptación que tengan de su orientación sexual. 

La idílica virginidad

Ser virgen se refiere a no haber tenido nunca alguna experiencia sexual. En décadas anteriores era uno de los hechos más relevantes en la vida de las mujeres. La virginidad les daba valor moral y la falta de ella era enormemente reprochada. 

En ese entonces, las mujeres en edad de matrimonio eran vendidas a sus futuros esposos y estos, más que pagar por la mujer, pagaban por quedarse con la virginidad de la misma. Pues, que la mujer se mantuviera “pura y casta” resultaba un atractivo.

Existen muchas personas que aún en estos tiempos siguen considerando esta herencia moral como algo de vital importancia.

Sandy* es una barranquillera, madre de un joven de 16 años y una niña de 7. Para ella la virginidad es “muy importante” porque representa la castidad y los valores morales. Es por eso que trata de inculcar en sus hijos tales actitudes y creencias espirituales. 

En su opinión “tanto hombres como mujeres deberían guardarse y cuidar su cuerpo y su virginidad”, es por esto que ella decidió “guardarse a sí misma” hasta el matrimonio y espera que sus hijos sigan su ejemplo.

La psicóloga Natera explica que la percepción del concepto de virginidad en los individuos está estrechamente relacionada con la educación de la familia. 

“Las personas que crecieron en familias conservadoras o de altos estándares espirituales, suelen ser las que tiene más arraigadas estas creencias y las siguen considerando algo sagrado bajo la lupa moral y de sus creencias espirituales”.

Por su parte, el sexólogo González opina que “la virginidad y el apoyo de ello es algo muy personal  y normalmente la posición respecto a ella depende mucho de la crianza recibida en el hogar”.

Para él, lo importante es el diálogo, ahí nace y se establece la educación y el conocimiento. 

“Es sano que los hijos reciban una buena educación referente a la virginidad, esto les permite asumir una posición al
respecto”, afirma.

Es por esto que, según expertos, es recomendable que asistan a charlas con especialistas en el tema.

*Nombres cambiados por solicitud de los entrevistados.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
  • -40%
    Celular Xiaomi Redmi 9A 2GB-32GB Gris

    Celular Xiaomi Redmi 9A 2GB-32GB Gris

    Antes $699.900 $419.900
    Comprar
  • -40%
    Mesa de centro Mallorca - Almendra/gris

    Mesa de centro Mallorca - Almendra/gris

    Antes $831.990 $498.990
    Comprar
  • -36%
    Lavadora LG Carga Superior WT19DPB.ASFECOL 19 Kg

    Lavadora LG Carga Superior - 19 Kg

    Antes $3.199.000 $2.034.900
    Comprar
  • -39%
    Televisor LG 43 - 4K

    Televisor LG 43" - 4K

    Antes $2.599.900 $1.563.900
    Comprar
  • -40%
    Audífonos Diadema Gaming Astro A10 Gen 2 Cable PS5 Xbox PC Cel

    Audífonos Diadema Gaming Astro A10 Gen 2 Cable PS5 Xbox PC Cel

    Antes $487.900 $289.900
    Comprar
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.