El Heraldo
A cierre de 2021, un 39,3 % de la población nacional estaba en pobreza monetaria y un 12,2 % en pobreza monetaria extrema. Josefina Villarreal
Economía

La lucha contra la pobreza que se librará durante el próximo cuatrienio

El primer paso del nuevo gobierno para emprender el camino que lo llevará a reducir la pobreza será un cambio del modelo económico.

Una de las principales banderas de Gustavo Petro como presidente de la república es la lucha contra la pobreza. Esta apuesta comprende acciones transversales que pasan por diferentes frentes tanto económicos como sociales.

Tras el impacto de la pandemia y a cierre de 2021,  un 39,3 % del total de la población nacional estaba en condición de pobreza monetaria y un 12,2 % en pobreza monetaria extrema.

“Lo que vemos es que bajó la pobreza en 2021, pero todavía es alta. Antes de la crisis por el covid, en 2019, ya había subido. Entonces tenemos niveles de pobreza superiores a los que había al inicio de la administración actual. Hay 2,8 millones de pobres más que en 2018 y aumentó la desigualdad”, ha señalado el ministro de Hacienda designado, José Antonio Ocampo.

Es así como el primer paso del nuevo gobierno para emprender el camino de la lucha contra la pobreza será un cambio del modelo económico que tradicionalmente se ha desarrollado en Colombia.

Se espera un modelo con mayor intervención del Gobierno que no deje a las fuerzas del mercado ciertas problemáticas como la pobreza, el hambre, la violencia, la falta de educación, salud y otros que son determinantes en los niveles de pobreza e inequidad.

El profesor de la Universidad del Rosario Alejandro Useche señala que desde el comienzo de la campaña presidencial Gustavo Petro ha enfatizado en la necesidad que tiene Colombia de contar con mayor justicia social, menor inequidad y mejores condiciones de vida para toda la población, en especial los segmentos más vulnerables.

“Entendiendo que la pobreza es un fenómeno que no tiene una sola causa, sino que se desprende de muchísimos factores, se debe entender que no hay una medida particular que el nuevo gobierno pueda implementar para luchar contra él”, detalló.

Useche afirmó que en la aplicación del nuevo modelo económico, el nuevo gobierno seguirá la línea de la social democracia.

A esto se suman las acciones en materia de programas sociales, la ley de lucha contra el hambre, reforma pensional y un contrato social que se impulsará desde el Ministerio de Agricultura.

El ministro Ocampo ha indicado que se desarrollará una reforma rural, en cumplimiento del acuerdo de paz, que comprende la redistribución de tierras que cobijará a unos 3 millones de hectáreas. “Es un tema que vamos a ver cómo se enfrenta”, sostuvo.

Destacó además el impulso al catastro multipropósito como una herramienta que ayudará a hacer más productivas las tierras.

Aspecto de la habitación de una vivienda de escasos recursos.
La tributaria es clave

Enmarcada en este proceso está la reforma tributaria, que el Gobierno Petro espera radicar este lunes 8 de agosto ante el Congreso de la República, con la que se apunta a recaudar cerca de $50 billones en un mediano plazo y que implica un cambio en las reglas de juego en materia de impuestos.

Es así como se espera una revisión estructural de los impuestos para contar con un estructura más progresiva que beneficie a los de menores ingresos.

Sin embargo, Useche llama la atención en cuanto al nivel de gasto público para cumplir con las promesas de más salud, educación y subsidios, entre otros.

“Es importante que haya un gasto social necesario y bien enfocado, pero que también se luche frontalmente contra la corrupción y que esos fondos destinados a los programas sociales lleguen efectivamente a quienes los necesitan. De lo contrario, la reducción de la pobreza va a ser compleja y se encontrará una mayor concentración de la riqueza en unos pocos bolsillos”, agregó.

El rebusque de personas en medio de la pobreza.
Acciones válidas

“Cuando un gobierno decide luchar contra la pobreza se generan estas estructuras tributarias en las que se plantean más impuestos para quienes tienen mayor capacidad de pago y más subsidios a aquellas personas de menos ingresos”, indicó.

El experto dijo que Colombia es un país pobre y que esta pobreza se manifiesta en aspectos como la desigualdad de precios y oportunidades a nivel nacional, regional y local.

“Lo que haga cualquier gobierno para reducir la desigualdad y luchar contra la pobreza es algo muy importante”, manifestó.

No obstante, llamó la atención sobre el nuevo modelo económico, ya que no es conveniente reemplazar la libertad de los mercados por actuaciones del Estado.

En este sentido es importante mantener un sector empresarial fortalecido que atraiga inversiones, produzca y genere empleo.

Un gran desafío

A su vez, la directora de la Cámara de Comercio Colombo Americana, AmCham Colombia, María Claudia Lacouture, dijo que el desafío para la reactivación de la economía y la superación de la pobreza es la generación de empleo.

“Será uno de los principales retos para la administración del presidente electo Gustavo Petro. Aún sigue el rezago en empleo para jóvenes y mujeres a pesar de que en el semestre un millón de mujeres recuperaron sus puestos o consiguieron empleo, aún hay 1,6 millones buscando una oportunidad”, señaló

Indicó que el sector privado, con reglas claras en política económica, tributaria, productividad y atracción de inversión, puede ayudar a reducir esa brecha, la informalidad que persiste sobre todo en los pequeños municipios, y ayudar a inyectar a la economía los recursos que necesita la población para solventar sus necesidades.

Mujer prepara un plato de comida.
Impulsará la ley de lucha contra el hambre y seguirá programas sociales

La entrega de un bono alimentario explícito y focalizado para ciertos sectores de la población es una de las claves de la nueva ley de lucha contra el hambre que prepara la bancada de Gobierno y que será radicada ante el Congreso en esta semana. “Vamos a darle acceso a la comida a la población que no tiene ingresos ni recursos. Ese es el primer elemento, y lo segundo es darle posibilidades al productor nacional, porque aquí está claro que los circuitos internacionales no han resuelto el hambre”, explicó el senador del Polo Democrático Wilson Arias.

El parlamentario sostuvo que si bien no tiene tasado el costo total de la iniciativa, se espera que llegue a por lo menos 2 millones de familias que tendrían una o dos raciones de alimentos diarios.

Arias señaló que inicialmente se tratará “de subsidiar hasta que se cree una institucionalidad”.

Se debe señalar que Gustavo Petro ha indicado que planea darle continuidad a los programas de transferencias monetarias que están vigentes como son Familias en Acción y Jóvenes en Acción, al igual que la iniciativa de Matrícula Cero para la educación superior. A estos se suman los subsidios de vivienda Mi Casa Ya.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.