Barranquilla

Las enseñanzas en la primera IED trilingüe de Barranquilla

Los niños y jóvenes que estudian en el colegio Paulino Salgado Batata, ubicado en el barrio Nueva Colombia, aprenden inglés, español y palenquero de forma simultánea. 

Monasito miní aká” (niño ven acá) o “magende mí” (mi gente) son algunas de las expresiones que se enseñan en la institución etnoeducativa Paulino Salgado Batata

Reconocer, apropiar y replicar la riqueza cultural que tiene la comunidad afropalenquera es su principal objetivo. Hacer de la lengua palenquera un canal de comunicación directo entre los adultos, jóvenes y niños pertenecientes a esta etnia se ha convertido en el reto del primer colegio trilingüe en Barranquilla.

Ubicado en el barrio Nueva Colombia, este colegio es el escenario en el que se desarrollan diferentes estrategias enfocadas en el aprendizaje de la lengua palenquera, así como el inglés y el español, desde la básica primaria.

Un grupo de docentes apasionados por fortalecer la identidad afro trabajan incansablemente para que las nuevas generaciones dejen a un lado los estigmas y se sientan orgullosos de sus raíces. 

El proceso no ha sido fácil. Durante más de 30 años, cuando este colegio se llamaba Benkos Biohó –en homenaje al libertador de los afro durante la esclavitud–, se ha venido trabajando en los estudiantes el empoderamiento sobre sus arraigos culturales y la importancia que estos tienen dentro de la sociedad. 

“Al comienzo los jóvenes no se sentían identificados, pero ya se identifican, les gusta, quieren aprenderla porque se dieron cuenta que por medio de la lengua palenquera se pueden comunicar con sus compañeros y las otras personas no saben de qué están hablando”, explica Luis Felipe Salgado, docente de inglés y lengua palenquera.

En este colegio hay niños mestizos, indígenas y palenqueros. Todos comparten el mismo espacio y saberes, promoviendo la igualdad y minimizando los actos discriminatorios dentro de esta población. 

“Este proyecto ha sido muy importante para nuestros estudiantes”.

Luis Salgado, quien trabaja con el Distrito desde hace 24 años, lidera los procesos de formación de la lengua palenquera dentro de esta institución dándole cátedras a sus compañeros para que ellos, aunque no sean de Palenque, puedan aprender sobre sus ancestros y lo compartan con familia y amigos.

“A los demás compañeros les fascina que enseñemos la lengua palenquera aunque ellos no lo sean. Siempre están interesados en aprenderla y se vinculan a los diplomados que yo dicto”, manifestó el docente.

Antony Cásseres, estudiante de bachillerato, expresó que el aprender tres idiomas al mismo tiempo ha sido duro para él, pero sus ganas por salir adelante en lo académico lo motivaron a estudiarlos con más entusiasmo. 

“Eso es importante porque hay personas que necesitan y les interesa saber el idioma palenquero. Hay muchas personas que no conocen las raíces y culturas de palenque; por eso, es importante aprenderlas para enseñarlas”, dice.

Construcción de identidad en los niños

En el caso de la básica primaria, los procesos están más enfocados en el aprendizaje a través de la lúdica. La encargada de transmitir todo su conocimiento afro a los infantes es Juana Cassiani, quien desde hace 10 años hace parte de esta institución y desborda de felicidad cada vez que habla sobre su lengua madre. 

“Desde que tengo uso de razón siempre me he inclinado por la lengua palenquera porque vengo de unos ancestros que la hablaban. Eso siempre me motivó a aprenderla y ponerla en práctica con mis estudiantes”, expone. 

Es tanto su interés que tituló su tesis de grado como ‘Estrategia para el fortalecimiento de la lengua palenquera en los docentes’, con la finalidad de impartir su conocimiento con los demás profesores y que así ellos –desde sus áreas de dominio– puedan incluir aspectos de la etnia.

“Como nosotros vivimos en un contexto de asentamiento étnico afropalenquero y niños mestizos, este proyecto ha sido muy importante para nuestros estudiantes, porque ellos se han motivado en aprender la lengua, ya que la mayoría de las personas mayores que viven en su comunidad la hablan”, agrega. 

Lo anterior hace que estos educandos lleguen a la institución conociendo algunas palabras de la lengua palenquera que aprendieron de su entorno. Lo que se hace en el colegio es fortalecer y potencializarla. 

Los alumnos de undécimo salen con doble titulación.
“Las clases son divertidas, nos reímos y aprendemos al mismo tiempo”.

“La mayoría de los estudiantes son afro, pero los que no lo son viven dentro de la comunidad entonces están inquietos en aprender más sobre esta cultura y lo que ella conlleva”, explica Cassiani.

Cada clase de Juana trae consigo un saludo especial que finaliza con la frase “¡Qué viva la lengua palenquera!”, esa que ella defiende, que la eriza y enseña con el mayor de los placeres. 

“Yo a los niños les digo las palabras en los tres idiomas; por ejemplo: la palabra papá, en español; father, en inglés, y Tatá mí, en palenquero. Cuando entré a trabajar en este colegio ellos desconocían la lengua porque se trabajaba poco, pero como la institución es étnica tratamos de fortalecer esa parte que es nuestra columna vertebral”, sostiene.

Una apuesta al desarrollo social

En este colegio ninguna lengua es más importante que otra. Para el cuerpo docente es fundamental educar a sus alumnos de forma integral, proporcionándoles las herramientas necesarias que les permitan ser competentes al momento de graduarse.

El programa Soy Bilingüe –desarrollado a través de la Secretaría de Educación– busca fortalecer la enseñanza y el aprendizaje del inglés como lengua extranjera en estudiantes y docentes de los niveles básica, primaria, secundaria y media. 

La secretaria de Educación, Bibiana Rincón, manifestó que –desde la administración distrital– “con la implementación de nuestro programa brindamos acompañamiento a los maestros, quienes tienen un rol indispensable para cumplir los objetivos trazados”.

También indicó que en esta institución “los niños y jóvenes venían en un proceso de aprendizaje de la lengua palenquera; ahora con el programa también aprenden inglés como lengua extranjera, abriendo las puertas a mayores oportunidades”.

Destacó, además, que ‘Soy bilingüe’ ha sido recibido de forma positiva por todo el cuerpo docente y estudiantil, ya que trabaja los tres idiomas de forma simultánea, mejorando la comprensión y apropiación de los términos para así hablarlos con fluidez.

“Estamos motivados porque el equipo de ‘Soy Bilingüe’ lo primero que pidió fue que se trabajara el idioma nativo nuestro con el internacional. Lo hemos aceptado con mucho agrado porque se fortalece el inglés y se reafirma la lengua palenquera al mismo tiempo”, dice el docente Salgado. 

Además de la implementación del programa ‘Soy Bilingüe’, el Distrito –en alianza con el Sena– está formando a los estudiantes de once grado en una carreta técnica con el fin de que una vez terminen sus estudios de bachillerato puedan contar con un título adicional como técnicos. 

El compromiso es seguir promoviendo la multiculturalidad e identidad en los niños y jóvenes desde el aula de clase que permita  construir sociedad y más personas puedan conocer la importancia histórica que tuvo, tiene y tendrá el pueblo afrodescendiente  en Colombia.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.