El Heraldo
EFE
Salud

N-Acetilcisteína: la molécula que puede contribuir a salvar vidas

Seis décadas después de su descubrimiento, cobra especial relevancia en la prevención y tratamiento de la covid-19.

En 1960, investigadores italianos descubrieron las propiedades mucolíticas de la N-Acetilcisteína, una molécula que hasta entonces había sido utilizada como bactericida. 

Su mecanismo de acción basado en romper los enlaces de disulfuro, tanto de las secreciones mucosas como de las micropurulentas llevó a, que, en 1965, comenzara el camino de su comercialización como un medicamento seguro y eficaz para tratar catarros, gripes y resfriados. No en vano, hoy por hoy, es uno de los fármacos de venta libre más utilizados para el tratamiento de trastornos respiratorios.

Sin embargo, quienes tuvieron en sus manos este importante hallazgo, jamás imaginaron el alcance que llegaría a tener esta molécula, cuyos beneficios incluyen entre otros, ser un potente aliado terapéutico ante las exacerbaciones para ralentizar la progresión de la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), tercera causa principal de muerte en el mundo en 2020, según la OMS.

Además de sus efectos mucolíticos, la N-Acetilcisteína (NAC) ha demostrado tener propiedades antinflamatorias, antitrombóticas y antioxidantes, sin contar con sus efectos para reducir el daño multisistémico como consecuencia de intoxicación por acetaminofén.

Es así como hoy, cuando han transcurrido seis décadas desde el descubrimiento de su acción mucolítica y 56 años desde que empezó a ser comercializada, la N-Acetilcisteína (NAC) cobra especial relevancia en el marco de las investigaciones asociadas al covid-19, teniendo en cuenta que estudios clínicos realizados en más de 19 países, la ubican como coadyuvante en el tratamiento del Sars-CoV-2.  

Y es que, según los especialistas, la infección por el nuevo coronavirus se puede asociar a una evolución clínica grave, que incluye el síndrome de distrés respiratorio, que se acompaña de una liberación masiva de citoquinas, desarrollo de un estrés oxidativo sistémico y un estado protrombótico, ante lo cual, un fármaco antioxidante, a su vez antinflamatorio y antitrombótico resulta potencialmente beneficioso.

En esa misma línea, “se ha demostrado que tras la administración de N-Acetilcisteína, se logra un menor deterioro en la capacidad respiratoria, que desde el punto de vista pulmonar se llama capacidad vital y tiene que ver con la cantidad máxima de aire que una persona puede expulsar de los pulmones tras una inhalación máxima. De igual forma, entendiendo que la covid-19 puede producir fibrosis pulmonar, existe el beneficio de análisis indirecto que revela que con la N-acetilcisteína se puede tener disminución de este daño”, asegura el doctor Abraham Alí Munive, neumólogo, intensivista e internista, director médico de la Fundación Neumológica colombiana. 

El papel de la NAC en la prevención e inmunización

Pero más allá, hay quienes afirman que los efectos antioxidantes de la molécula pueden incluso, prevenir el contagio y jugar un importante rol como complemento de la vacunación

Tal es el caso del doctor Carlos Arturo Guerrero Fonseca, coordinador del laboratorio de biología molecular del virus en la facultad de medicina de la Universidad Nacional de Colombia, quien durante sus investigaciones ha podido comprobar que “cuando se toman antioxidantes en altas dosis se evita el ensamblaje de viriones, lo que le da tiempo al organismo para reaccionar y controlar la infección. Es por esto que se recomienda el uso de N-Acetilcisteína, cuyas propiedades antioxidantes, ayudan a generar un ambiente no propicio para la replicación de la enfermedad”. 

Otro punto importante para el investigador, MD. M.Sc, Ph.D., Magister en farmacología y genética, con doctorado en ciencias farmacológicas, es el papel de la N-Acetilcisteína en el proceso de inmunización.

“La vacuna contra la covid-19, en gran parte ha utilizado como base los conocimientos de inmunización previa, en influenza, VIH, adenovirus, rotavirus, etc., en dónde N-Acetilcisteína ha demostrado un impacto positivo como coadyuvante. Hay una estrecha relación entre los procesos inflamatorios, ROS y liberación de citoquinas, al igual que en los procesos de inmunomodulación y de inmunización, dado que la N-Acetilcisteína estimula la respuesta inmune tipo T, mecanismo fisiopatológico que comparte la inmunización, en este caso de covid”. 

Así, la N-Acetilcisteína se convierte en un complemento de la vacunación, que ayuda a promover respuestas inmunes apropiadas contra patógenos tanto a niveles innatos como adaptativos, un hecho realmente importante, sobre todo, cuando los casos de infección en algunos vacunados son una realidad.

Esta molécula, que ha comprobado su eficacia por su acción mucolítica, antioxidante, antiinflamatoria y antitrombótica, es avalada por sociedades médicas internacionales como la Asociación Italiana de Neumólogos Hospitalarios - AIPO, la Sociedad Torácica Italiana - ITS y la Sociedad Científica de Médicos Generales – METIS. 

Así mismo, un centenar de estudios clínicos destacan sus beneficios como coadyuvante desde la prevención del virus, hasta el manejo de pacientes críticamente enfermos como consecuencia de la covid-19. 

En nuestro país, la N-Acetilcisteína forma parte del listado de medicamentos priorizado para uso en pacientes que cursan con covid-19, como resultado de la revisión adelantada en trabajo conjunto con el Fondo Nacional de Estupefacientes, la Dirección de Medicamentos y Tecnologías del Ministerio de Salud y Protección Social y las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud - OMS y la Sociedad Colombiana de Anestesiología y Reanimación (SCARE).

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.