El Heraldo
Mundo

9/11: las teorías conspirativas del atentado a las Torres Gemelas

A pesar de las versiones oficiales y las investigaciones de los gobiernos, todavía persisten hipótesis alternativas sobre los ataques a Estados Unidos en 2001.

El 11 de septiembre es un día marcado por la tragedia desde que en 2001 se produjeran los ataques terroristas que estremecieron a Estados Unidos y que dejaron casi 3 mil personas fallecidas y una destrucción pocas veces vista en ese país. Han pasado 20 años, pero las hipótesis de conspiración siguen circulando en Internet.

Muchas de esas teorías conspirativas que explican el porqué de los atentados en Nueva York, y también el Pentágono, han sido negadas o desmentidas, mientras que otras todavía perduran. Sus defensores aseguran que hay inconsistencias en los relatos divulgados y hasta un conocimiento avanzado previo por parte de EE. UU.

A continuación, estas son las siete teorías de conspiración más populares del 9/11:

Teoría de la demolición controlada de las Torres Gemelas

Aunque esta versión nunca fue confirmada, unas de las hipótesis más replicadas es la que afirma que las Torres Gemelas se desplomaron debido a una demolición controlada, según indicó un informe publicado en agosto de 2011, en la BBC.

Según dicho informe, el Gobierno de George Bush, presidente de EE. UU. en aquel entonces, dio la orden de poner los artefactos explosivos en las emblemáticas edificaciones del World Trade Center de Nueva York.

Fue en una sala de chat de Internet donde apareció la teoría y su autor comparaba el colapso de las Torres Norte y Sur con un acto de demolición controlada debido a la forma en que los edificios tan rápidamente, los incendios de corta duración y los sonidos de explosiones que se registraron antes del derrumbe.

No obstante, la respuesta oficial por parte del Instituto Nacional de Estándares y Tecnología de Estados Unidos (NIST, por sus siglas en inglés) es que los aviones dañaron las columnas de soporte de los edificios y causaron que se desprendieran los aislamientos encargados de evitar la propagación del fuego.

Asimismo, la cantidad de combustible regada por varios pisos generó el fuego y las temperaturas de hasta 1.000 grados centígrados ocasionaron el resto de los problemas.

Además, las demoliciones controladas siempre se llevan a cabo de abajo a arriba desde la base, pero el colapso de las Torres Gemelas comenzó desde los pisos superiores.

El Pentágono fue atacado por un misil

Otra de las teorías en torno al 11-S tiene que ver no solo con las Torres Gemelas sino con el ataque que ese mismo día, se produjo en el Pentágono y que, si bien se conoce oficialmente que fue alcanzado por el Vuelo 77, existe una teoría de la conspiración que asegura que en realidad fue atacado por un misil o un dron no tripulado.

El leve daño en la estructura del edificio sería la base para esta hipótesis en la que se cree, que de haber sido alcanzado realmente por un avión comercial no se mantendría en pie.

Los defensores dicen que no hay suficientes pruebas de que una aeronave, es decir el Vuelo 77, se haya estrellado en la sede del Departamento de Defensa. Incluso, que los daños producidos en la pared son bastante mínimos como para corresponder a un Boeing 757 comercial.  En este sentido, la opción sostenida es que fue un misil, pero otros suponen que el piloto del avión era del mismo Pentágono y no perteneciente a Al Qaeda.

No obstante, los restos y la caja negra hallados desmienten esa presunción.

Cabe recordar que el 11 de septiembre, el avión fue tomado por cinco terroristas en el aeropuerto internacional Washington-Dulles, luego de ingresar con armas blancas camufladas. Hubo dos llamadas de pasajeros a tierra desde el interior del avión, pero de nada sirvió.

A las 9.37, el vuelo 77, con 58 personas a bordo, incluyendo a los cinco secuestradores y los seis miembros de la tripulación, realizó un descenso en espiral a una altitud de 600 metros, cortó varias luminarias en la calle, el ala derecha golpeó un generador eléctrico portátil y golpeó al Pentágono.

Tardó ocho décimas de segundo para penetrar completamente 94 metros en los tres anillos más externos y consiguió desencadenar una bola de fuego que alcanzó los 61 metros por encima del edificio.

El vuelo 93 de United Airlines fue derribado

La historia del vuelo 93 de United Airlines, uno de los aviones secuestrados por los yihadistas, y el único que no llegó a su objetivo, ya que impactó en campo abierto en Pensilvania, también tiene otra teoría.

Según la hipótesis conspirativa al respecto, se afirma que pequeños restos de aviones fueron descubiertos en el campo y que el lugar del accidente era demasiado pequeño para un avión de ese tamaño. En este sentido, el argumento es que la aeronave fue derribada por los militares y no estrellada por los pasajeros que se habían enfrentado a los terroristas por hacerse con el control del avión.

A esta teoría, además, se le ha sumado otra versión que asegura que una bomba fue detonada dentro del avión y de ahí que acabara desintegrado en pedazos. Si bien hay imágenes de los escombros, los defensores de esta hipótesis creen que el cuarto avión se desintegró en el aire tras un ataque de EE. UU.

Cabe resaltar además que la misma caja negra aportó la información sobre la revuelta de los pasajeros que intentaron tomar el control del avión, lo que culminó con los secuestradores cumpliendo con su plan suicida, sin llegar al objetivo del Capitolio en Washington. A bordo del Boeing 757 viajaban 44 personas. Todas fallecieron en el choque.

El gobierno de los Estados Unidos conocía los ataques

Una de las teorías más argumentadas es que el Comando de Defensa Aeroespacial de América del Norte (NORAD) había ordenado deliberadamente a sus aviones de combate que se retiraran y permitieran que los aviones secuestrados alcanzaran sus objetivos.

Estados Unidos aparentemente tenía la fuerza aérea más poderosa del mundo, pero no pudo interceptar ninguno de los aviones ese día, lo que los teóricos de la conspiración creen que es una indicación de una conspiración del gobierno que siendo conocedor de que iban a producir los ataques, permitió que estos siguieran adelante. 

Afirman además que el gobierno quería usar los ataques para justificar una invasión en Irak y Afganistán y asegurar así intereses petroleros.

Sin embargo, desde el gobierno norteamericano aseguran que hubo un caso de piratería aérea y que el transpondedor, que emite señales para determinar la ubicación exacta del avión, fue apagado o modificado.

También ese día se llevó a cabo un ejercicio rutinario de entrenamiento militar en el comando de defensa aérea de Estados Unidos, sumado a la confusión lógica en el control del tráfico aéreo.

Los “traders” sabían sobre los ataques

En sintonía con la teoría anterior, se dice que también varios accionistas y “traders” conocían los ataques. Según, los días anteriores a que se produjeran, hubo una cantidad “extraordinaria” de opciones de venta (inversiones que pagan solo cuando una acción baja de precio) y se colocaron en las acciones de dos aerolíneas: American y United, que resultaron ser las aerolíneas secuestradas durante el 9 / 11.

Como tal, algunos teóricos creen que los “traders” habían recibido una advertencia previa de los ataques y estaban aprovechando la tragedia.

La CIA patrocinó a los terroristas del 9/11

De acuerdo con el documental Fahrenheit 9/11, la Agencia Central de Inteligencia de Estados Unidos (CIA) habría auxiliado y capacitado a algunos miembros de Al Qaeda para que llevaran a cabo los atentados, afirmó un artículo compartido por RPP Noticias.

El objetivo principal de esta operación, citado por el espacio televisivo, era “legitimar” las invasiones a Irak y Afganistán, que dejaron cerca de 300.000 víctimas mortales. “Esta teoría se sostiene en supuestos contactos de Osama Bin Laden con las autoridades de EE. UU. en el periodo de George Bush padre (1988-1992)”, enfatizó este mismo medio.

El extraño caso de la Torre 7 del World Trade Center
En círculo rojo, el WTC 7.

Este edificio, un rascacielos de 47 pisos que se encontraba en la calle Vesey al norte de la parte principal del World Trade Center, que no fue golpeada por ningún avión, se desplomó en 2,25 segundos.

Debido a esto, varias hipótesis señalan que también se trató de una demolición controlada, ya que desde esa torre fueron supuestamente ejecutadas las explosiones de las Torres Gemelas, aseguró la BBC.

La cadena de noticias británica, además, recalcó que varios especialistas indicaron haber encontrado restos de termita, una composición pirotécnica, en medio de los escombros de esta edificación.

Otras versiones conspirativas afirman que los distintos canales informativos estadounidenses, como CNNanunciaron el derrumbe de la Torre 7 con 20 minutos de antelación, lo que generó muchas dudas. También afirman que esta edificación era sede de un centro de operaciones para armar el atentado, por lo que debió ser destruido para eliminar pruebas que comprometieran a EE. UU.

La versión oficial indica que no hay evidencia de material explosivo ni grabaciones relacionadas.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.