El Heraldo
Los presidentes de Venezuela, Nicolás Maduro; Uruguay, Tabaré Vásquez; Ecuador, Rafael Correa, y Colombia, Juan Manuel Santos, luego de firmar el principio de acuerdo. EFE
Mundo

Acuerdan vuelta de embajadores, pero la frontera sigue cerrada

Aunque no pactaron la apertura inmediata de la frontera, los presidentes de Colombia y Venezuela anunciaron un trabajo conjunto que iniciará desde mañana en Caracas.

Tras más de cinco horas de reunión en el Palacio de Carondelet, en Quito, los presidentes Juan Manuel Santos y Nicolás Maduro acordaron la “progresiva normalización de la frontera” entre Colombia y Venezuela.

El encuentro, que contó con la facilitación de los mandatarios ecuatoriano, Rafael Correa, y uruguayo, Tabaré Vásquez, como presidentes pro tempore de la Celac y de Unasur, respectivamente, también arrojó el retorno de ambos embajadores a Bogotá y Caracas.

El principio de acuerdo fue consignado en una declaración conjunta de siete puntos, leída por Correa al término de la reunión.

Los pactos no incluyeron la apertura inmediata de la frontera oriental colombiana, cerrada por Maduro desde el 19 de agosto pasado, cuando deportó sin debido proceso, hasta hoy, más de 1.500 connacionales y 19 mil más retornaron ante la presión de las autoridades y el Gobierno de Caracas, que maltrataron y marcaron las casas de los colombianos, a quienes tildaron además de paramilitares y contrabandistas.

Los 7 puntos. Inicia la declaración hablando de “los lazos históricos, la vecindad geográfica y un origen común” entre ambos países, y de que “ambos jefes de Estado se comprometen a construir un acuerdo que solucione los problemas de la frontera común, orientado a la fraterna convivencia, la buena vecindad, el mutuo respeto y el desarrollo económico y social”.

El primer acuerdo es el del retorno de los embajadores y el segundo el de investigar la situación de la frontera.

El tercer punto se refiere a “reunir a los equipos de ministros inmediatamente para empezar a tratar los temas sensibles de la frontera, reunión que continuará el miércoles 23 en la ciudad de Caracas”.

Luego se habla del acuerdo de “la progresiva normalización de la frontera” y de la “coexistencia de los modelos económicos, políticos y sociales de cada país”.

Se comprometieron Santos y Maduro, además, a hacer un llamado “al espíritu de hermandad y unidad”.

Y finalmente hablan de seguir trabajando con el acompañamiento de Ecuador y Uruguay.

Lo que dijo Santos. Un serio Santos, que no acompañó los aplausos que le ofrendaron a Maduro en su turno al intervenir, dijo que “estos incidentes en la frontera no han debido presentarse”, aunque se mostró respetuoso de las medidas adoptadas por el Gobierno de Venezuela, como el cierre parcial de la frontera y las expulsiones de colombianos en situación irregular.

Remarcó no obstante su exigencia de respeto a los derechos humanos de los connacionales y dijo que se acordó investigar lo sucedido en estos casos.

Anunció además el jefe de Estado que se acordó investigar “algunos incidentes en la frontera de violación del espacio aéreo” colombiano, así como trabajar conjuntamente en la lucha contra las bandas criminales, el narcotráfico y el contrabando.

También le agradeció Santos a Maduro por el papel de mediación de Venezuela en el proceso de paz con las Farc en La Habana.

Advirtió el primer mandatario que este había sido un diálogo “sereno, respetuoso y productivo”, y puso de presente que “cuando dos mandatarios tienen diferencias, los que sufren son los pueblos: hay que llevar bienestar a los habitantes de las fronteras”.

Finalmente, manifestó Santos: “por parte de Colombia no hay sino cariño y admiración por Venezuela”.

Lo que dijo Maduro. Maduro, por su parte, manifestó su esperanza en que el cronograma trazado para estudiar los problemas comunes permita “despejar” los asuntos que afectan a ambos países para beneficio de sus respectivos pueblos y “de toda la región sudamericana”.

El gobernante venezolano reconoció que el encuentro con Santos no estuvo exento “de complejidades y de dificultades” debido a lo delicado de los asuntos tratados, “pero hemos demostrado que con voluntad política sí se puede” encontrar solución a los problemas.

El jefe de Estado venezolano aseguró que “entre países hermanos no hay cabida para el odio, la intolerancia y el revanchismo, sino por el contrario”.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.