El Heraldo
Archivo
Bolívar

Un mes del asesinato de Jaime Llorente y su hija que conmocionó a Cartagena

EL HERALDO realizó un recuento de la tragedia. La capital de Bolívar suma más de 300 muertes violentas, en gran medida por actos sicariales, algunos de ellos relacionados con el Clan del Golfo y la disputa de territorios.  

El jueves 3 de noviembre de 2022, el barrio La Providencia de Cartagena se convirtió en un escenario de temor, zozobra y miedo. En horas de la tarde se había perpetrado el asesinato de Jaime Llorente en medio de un atentado sicarial que, al parecer, iba dirigido hacia el comerciante cordobés, sin contar que este acto se llevó la vida de su hija Alejandra, una niña de tan solo 10 años.

Llorente se desplazaba en una camioneta Toyota blanca, de placas JHU-754, en compañía de sus tres hijas de 9, 10 y 11 años cuando fue interceptado por dos sicarios que se movilizaban en una motocicleta. Posteriormente, uno de los pistoleros accionó un arma de fuego en repetidas ocasiones. 

En medio del hecho resultó gravemente herida Alejandra, la segunda hija del empresario y quien viajaba en la silla trasera. La menor, promesa del patinaje bolivarense, fue auxiliada por transeúntes que presenciaron el ataque, mientras que sus hermanas se encontraban en shock por la escena de sangre. 

Sin embargo, unas horas después de ser llevada a la Clínica Madre Bernarda, los galenos de la entidad informaron que falleció producto de las heridas sufridas en el ataque sicarial.  Una  de sus hermanas, de la que se desconoce aún su identidad,  resultó herida en una pierna.

El doble crimen enlutó a toda la capital de Bolívar hasta el punto que las Fiestas de la Independencia, que estaban pactadas a iniciar en ese fin de semana, estuvieron en duda. Además,  el colegio Biffi, donde estudiaba la menor, suspendió las actividades académicas el 4 de noviembre para unirse al dolor de la familia. 

El crimen ratificó la ola de inseguridad que se ha registrado en la ciudad durante todo el año. Tan solo el día anterior al asesinato, las autoridades habían reportado que La Heroica sumaba más de 300 muertes violentas, siendo un gran porcentaje cometido por sicarios.  

“Los homicidios por sicariato en Cartagena casi se cuadruplican, eso no es una cosa que se pueda solucionar de un día para otro. Estamos siendo azotados por el Clan del Golfo, en esos yo pienso que hubo un consenso entre todos los que dieron su punto de vista, el Clan del Golfo está prácticamente apoderado de Cartagena”, explicó en su momento Iván Velásquez, ministro de Defensa, durante una visita a la capital de Bolívar.

Cabe recordar que las alarmas ya estaban encendidas luego de que agosto se convirtiera en el mes con más homicidios (38) del año. Sin embargo, con el pasar de los meses la situación no mejoró. Octubre se convirtió en el segundo mes más violento del año en la capital de Bolívar luego de que se registraron 36 asesinatos.

La situación no paró ahí. El 11 de noviembre se presentaron seis casos de lesionados mediante riñas y violencia intrafamiliar y las autoridades recibieron más de mil llamadas desde el Centro Automático de Despacho y  68 casos ingresaron a la línea 123 por riñas atendidas por unidades de los diferentes cuadrantes.

¿En qué va el caso?

En medio de la investigación por el doble crimen, el comandante de la Policía Metropolitana de Cartagena, Nicolás Zapata, manifestó que el comerciante asesinado no tenía antecedentes judiciales o amenazas de muerte. 

Sin embargo, reveló que el asesinato está ligado a temas de “índole personal”.

 “(La muerte de la menor) es algo colateral.  Nos duele mucho la muerte de la niña y de su padre”, manifestó el oficial.

El trabajo investigativo no tardó en dar con los responsables. La Policía informó que por estos hechos capturó a cuatro hombres. Todos ellos con antecedentes judiciales por diferentes delitos.

Archivo

Tras las detenciones, un juez de control de garantías impuso medida de aseguramiento privativa de la libertad en centro carcelario a Jair Barrios Hernández, alias Yao, y Jesús Leonardo Domínguez Castro, alias El Pechiche, quienes serían los sicarios que llevaron a cabo el ataque.

Ambos recibieron 5.000.000 pesos por el atentado. 

Días después, Néstor David Salcedo Vélez alias Néstor fue capturado en la vía pública que conduce al caño Juan Angola en Cartagena, mientras que Deivys José Angulo Vargas alias El Viejo, fue detenido en el municipio de Santa Rosa de Lima, Bolívar por ser los supuestos coautores del doble homicidio

“Estos sujetos tienen antecedentes judiciales por hurto, por amenazas, por abuso de confianza. Ellos hacen parte de una estructura criminal, en este caso podríamos decir que del Clan del Golfo. Lo que estamos investigando ahora es quiénes fueron los determinadores del crimen”, sostuvo Zapata Restrepo. 

Cartagena, sitiada por el Clan del Golfo

Después del Día de la Independencia de Cartagena de Indias, en medio de un Consejo de Seguridad, el Mayor General Henry Sanabria Cely, director de la Policía Nacional, explicó que la ola de muertes violentas en la ciudad ha aumentado un 73.3 por ciento más comparado con el año 2021.

Los casos de sicariato en la capital de Bolívar, según la Policía, serían producto de una confrontación entre células de las Autodefensas Gaitanistas, más conocidas como el Clan del Golfo, quienes llevan a cabo una lucha sangrienta por la disputa de las rutas de microtráfico. Además, estarían involucrados en el aumento de riñas y violencia intrafamiliar. 

“Hemos encontrado de qué manera el Clan del Golfo extiende su plan de acción en la región, y lo que se busca es afectar las finanzas criminales. Revisamos cómo la presencia de esta organización, enfrentada a otros Grupos Armados Organizados, han generado igualmente un elevado número de muertes bajo la modalidad de sicariato, de acuerdo con informaciones obtenidas, entonces hay que encontrar una explicación a esa clase de muertes”, explicó Mindefensa.

La hipótesis anterior fue ratificada por William Dau, alcalde de Cartagena, quien dio a entender que el actuar del grupo ilegal ha sobrepasado la capacidad local.

“Los homicidios por sicariato en Cartagena casi se cuadruplican, eso no es una cosa que se pueda solucionar de un día para otro. Estamos siendo azotados por el Clan del Golfo. El Clan del Golfo está prácticamente apoderado de Cartagena. Hay que atacar con inteligencia todas esas bandas que se enfrentan entre sí”, reconoció el mandatario.

Además, un informe de Cartagena Cómo Vamos explicó que entre enero y julio del 2021 y 2022 la ciudad registró 205 homicidios, registrando un aumento del 57% de asesinatos en comparación con las cinco principales ciudades de Colombia.

“En Cartagena, se está viviendo una problemática diferenciada en relación a la seguridad, si se compara con las otras ciudades. La Alcaldía, en cabeza de la Secretaría del Interior, la Policía y similares, deben buscar articulación con el Gobierno Nacional si la situación supera las capacidades locales y así intervenir con estrategias más efectivas, dado que la problemática no ha hecho sino agudizarse”,  se lee en el informe.

Caso reciente de ataque sicarial a menor de edad

Una niña de ocho años resultó herida el pasado jueves 1 de diciembre por el impacto de una bala en un restaurante del barrio San Fernando, en la ciudad de Cartagena.

Según el reporte de las autoridades, el sicario había ingresado al lugar disparando contra otro sujeto que se encontraba en una de las mesas.

“La niña por fortuna está fuera de peligro, fue atendida inmediatamente llevada a un centro hospitalario, no recibió impactos que comprometieran sus órganos vitales. La menor recibe tres impactos y ella no tiene ninguna relación con estos sujetos. Infortunadamente se encontraba en el lugar de los hechos y colateralmente recibe los impactos”, dijo el coronel Wilson Parada, comandante (e) de la Policía Metropolitana de Cartagena. 

A lo largo de 2022 dos menores de edad han muerto en medio de ataques dirigidos a sus acompañantes y uno de los más sonados es de la Alejandra, quien regresaba del colegio con su padre. 

 El panorama sigue siendo desalentador para la comunidad cartagenera en general como para la familia Llorente Salazar, que un mes después del hecho sigue llorando la perdida de dos de sus integrantes. 

A día de hoy, la Policía no ha revelado nuevos detalles de la investigación.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.