Mujer M

“El modelaje me reconcilió con mi cuerpo”: Laura Farelo

La joven barranquillera está enfocada en alzar la voz por quienes han sido abusados y humillados por su apariencia física. 

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Si algo tiene claro Laura Farelo actualmente es que vino a este mundo a ser feliz y no a complacer a nadie más que a ella misma. Durante muchos años vivió su vida resguardada por diferentes traumas que hicieron de su niñez y parte de su juventud un suplicio que con el tiempo y mucho esfuerzo ha logrado dejar atrás.

“Tuve una infancia muy fuerte, fui abusada sexualmente por muchos años desde muy pequeña por un familiar. Padecí psoriasis, que es una enfermedad autoinmune y por ello recibí mucho bullying estando en el colegio, los niños no tocaban nada de lo que yo tocaba y nadie quería estar conmigo. Desde chiquita el mundo me apaleó y yo crecí sintiendo que no era suficiente”, recuerda Laura.

Además de haber pasado por estas situaciones, Laura desde los 12 años empezó hacer dietas que en ocasiones colocaron en riesgo su salud para “encajar en un molde social”.

“Yo estaba obsesionada con las dietas. Llegué a estar delgada y me sentía igual de mal, me vestía con la misma ropa negra que no mostraba mi figura y fue cuando me di cuenta que era algo interno y que tenía que sentirme bien conmigo misma, sin importar como me viera por fuera. Me gustaría que las personas entendieran que a veces vemos un cuerpo pero hábitos no sabemos, historias no conocemos y por eso es mejor no comentar sobre cuerpos ajenos. Con el tiempo entendí que nosotros vinimos a este mundo a ser feliz y no para hacer dietas”.

Vivir aislada por parte de otros niños en ocasiones llevó a la joven barranquillera a mentirle a su mamá, diciéndole que tenía un compartir para que le comprara dulces y regalarle a los demás niños, pero recuerda, que ellos solo tomaban los dulces y los tiraban a la basura “por miedo a contagiarse”, lo que la  llevó a tener una baja autoestima.

 “Siento que mi vida la dominaba el miedo. Siempre quería pasar desapercibida, sin embargo, era muy amable con las personas y creo que era porque me habían hecho tanto daño que yo no quería que nadie se sintiera así. He estado desde niña en muchas terapias y hasta hace poco un psicoanalista me dijo: ‘si tú sigues viviendo tu vida como la estás viviendo, vas a tener 70 años y no vas haber logrado nada de lo que quieres para tu vida’. Eso fue como una cachetada para mí”.

Desde entonces, Laura decidió enfrentar todos esos miedos que durante varios años la atormentaron. El 2020 se convirtió para ella en un año que le dio un giro total a su vida, aun en medio de la pandemia.

“Me dije a mí misma —esto no puede ser más una excusa para no vivir, para no ponerme allá afuera y para no arriesgarme—. Lo que da más miedo es salir al mundo y que te vuelvan hacer daño pero dije —no más— voy a ser ‘Sí señor’ (la película) en la vida real y todas las oportunidades que me salgan, así yo esté muerta del susto, les voy a decir que sí y lo voy hacer”.

El reto del modelaje
Su figura y actitud ahora son sus principales fortalezas para cumplir sus metas como modelo de talla grande. Maquillaje : @jamescarp, peinado: @camilobosseu, styling: @nannamartinezp, agencia: @grupo4co, locación: Centro de Convenciones de Cajacopi Unidad Prado Orlando Amador

Laura, quien es comunicadora social y periodista de la Universidad del Norte, se desempeña como analista de comunicaciones. En medio de su trabajo, recuerda, encontró una oportunidad muy valiosa, que para ella se convirtió en una “bendición”.

“Eternit Colombia estaba presentando su nueva imagen y nosotros manejamos un área de atracción de eventos, y en el trabajo me dijeron: ‘Lau presenta tú’, y eran cientos de personas, pero dije —Hagámosle— y a raíz de ahí presenté otros eventos y en uno de ellos me tomaron unas fotos y  luego la maquilladora  me dijo para hacer otras fotos. Las recolecté todas y empecé a mostrarlas”.

Con una nueva mentalidad y con una meta plasmada, Laura decidió tocar las puertas del modelaje, iniciando por su ciudad natal en donde no encontró apoyo.

“Toqué muchas puertas, la primera fue aquí en una agencia barranquillera que me dijeron: ‘si, nos encantas, pero ¿te imaginas si adelgazaras?, ¿te imaginas lo que serías?, ¿te imaginas tú, el antes y el después?’, fueron dos horas en el teléfono mientras esa persona me contaba cómo se alimentaba de pescados y verduras, y de cómo yo no podría ser la imagen de un comercial de helados por gorda. Yo lo escuché y le dije muchas gracias. Le conté a una amiga que es modelo y me dijo que tocara otra puerta en Bogotá y así fue, llegué a la agencia ‘Grupo4’ y desde el primer momento me recibieron. En cuestión de un mes estaba firmando el contrato con ellos”.

Laura tiene ya seis meses con una de las principales agencias de modelos del país y con ello llegó a su vida la oportunidad de convertirse en la modelo de talla grande de una tradicional marca de ropa colombiana.

“Patprimo es cliente de la agencia y ellos hacen un proceso de selección con casting, y resulta que de coincidencia ese día yo tenía un pantalón de la marca. Me dicen mis agentes en Bogotá: ‘manda un video contando quién eres’, yo lo hice y supongo que les toqué el corazón y en noviembre del año pasado hice las fotos”.

En este momento, la modelo que decidió entrar a este medio en su proceso de aceptar su cuerpo y que se describe como luchadora, perseverante y resiliente, afirma que no ha sido fácil llegar a donde está, pero que ya no le tiene miedo a atreverse.   

 “Ha sido completamente terrorífico (risas). Yo no les voy a decir mentiras, me da mucha ansiedad, muchas veces sufro de algo que se llama el síndrome del impostor y es pensar que no estoy lo suficientemente capacitada para algo, pero intento acallar esas voces con pensamientos positivos y sobre todo con experiencias. Ahora puedo decir —esto no te va a quedar grande Laura, tú puedes—. Hacer las cosas con miedo te demuestra que eres capaz, porque con la experiencia y los hechos nadie puede pelear”.

Además de estar agenciada y ser analista de comunicaciones, Laura hace parte del movimiento  ‘Body positivity’, en donde se encarga de promover la aceptación de todos los cuerpos y ayudar a las personas a través de su historia a que se acepten tal cual como son, independientemente de su raza o identidad de género.

“Cuando tú haces las cosas positivamente el resto de cosas toman su lugar. He trabajado siempre por superar los malos momentos, por dejar atrás mi vida escondida. Si algo he tenido claro desde que decidí que me iba a exponer, era que yo quería ser trasparente, porque mi propósito es motivar a otras personas y demostrarles que todos podemos lograr lo que queremos, sin importar como nos vemos o cuál haya sido la historia de nuestras vidas”.

Sueños
Con su rostro Laura se ha destacado en el mundo del modelaje en Colombia. Maquillaje : @jamescarp, peinado: @camilobosseu, styling: @nannamartinezp, agencia: @grupo4co, locación: Centro de Convenciones de Cajacopi Unidad Prado Orlando Amador

A sus 25 años, Laura afirma que el “modelaje ha sido una forma de reconciliarme con mi cuerpo” y sueña con más adelante en convertirse en presentadora, actriz y en la modelo de rostro de alguna línea facial, pues ella “ama” cuidar su rostro y no descarta trabajar más adelante en tener su propia línea para el cuidado de la piel.

Su apoyo en este proceso han sido sus familiares, principalmente, sus padres, hermano y su actual pareja sentimental.

Maquillaje : @jamescarp, peinado: @camilobosseu, styling: @nannamartinezp, agencia: @grupo4co, locación: Centro de Convenciones de Cajacopi Unidad Prado Orlando Amador
Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias

Más noticias de:

  • Portada Miércoles
  • modelo
  • plus size
  • Superación
  • barranquillera
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.