El Heraldo
Salud

Salud y seguridad: consejos para el regreso a clases

Los padres de familia pueden y deben participar en la prevención de riesgos de accidentes o enfermedades mientras sus hijos se encuentran en el colegio. Una adecuada comunicación con el plantel educativo y la toma de medidas sencillas en consenso, son fundamentales para contribuir a la seguridad y salud de los estudiantes.

A continuación algunas recomendaciones que deben tener en cuenta los padres y educadores para garantizar el bienestar de los niños en época de clases.

Trayecto ida y vuelta. El uso de los cinturones de seguridad en los buses o pequeñas busetas escolares es ideal. Estimule al plantel para que su proveedor de transporte acate esta norma. Los niños no deben ir de un lado a otro dentro del autobús y deben permanecer a la vista del conductor.

Para el caso de los automóviles particulares, todo niño menor de 13 años deberá ir en el asiento trasero del vehículo.

Si su hijo se transporta en bicicleta, es de vital importancia el uso del casco y conservar siempre la derecha.

Cuando el trayecto se realiza a pie, asegúrese de las habilidades peatonales del estudiante, debido a que los niños pequeños son impulsivos y menos precavidos en el tránsito. Primero evalúe cuidadosamente si está listo o no para ir a pie a la escuela sin supervisión de un adulto.

Lugares de recreo. De acuerdo con la Academia Americana de Pediatría, cada año cerca de 200 mil niños se lastiman en los parques o equipos de recreo, con lesiones suficientemente serias como para necesitar tratamiento en urgencias.

Es recomendable verificar que las instalaciones de recreo sean del tamaño adecuado, de manera que puedan ser alcanzadas con facilidad por el infante. Los columpios pequeños pueden romperse si los utilizan niños grandes. Debajo del equipo de juego debe haber una superficie que minimice el impacto cuando el niño caiga sobre esta, como piso sintético o arena.

Los implementos o artefactos de madera deberán estar libres de astillas y de clavos o tornillos que sobresalgan.

No permita uso de cuerdas, cordones ni cascos de bicicleta mientras se utilizan las instalaciones del juego, pues aumentan el riesgo de estrangulación si el niño queda atrapado en alguna de estas estructuras.

Alimentación. Los planteles educativos se preocupan cada día más por la sana alimentación de los estudiantes, porque resulta fundamental para el mejoramiento del rendimiento académico. Esta es una de las razones por las cuales las meriendas de los colegios públicos ofrecen además de frutas, productos ricos en fibra y vitaminas.

Conozca los productos que venden las cafeterías. En lo posible, el servicio de alimentación o cafetería del colegio debe ofrecer alimentos saludables como frutas frescas, lácteos, agua, y jugos naturales.

Restrinja el consumo de gaseosas. Cada bebida gaseosa de 12 onzas contiene aproximadamente 10 cucharaditas de azúcar y 150 calorías. Beber una sola lata al día incrementa en un 60% el riesgo de que su hijo sufra obesidad.

Atención en salud dentro del plantel educativo. Según sus características propias, las instituciones educativas deben disponer de un área dotada y un profesional de la salud, sea médico o enfermera, para brindar primeros auxilios y la atención básica a los estudiantes en caso de accidente o presentar alguna sintomatología como fiebre, vómito, dolor de cabeza, cólicos, etc.

En ambos casos el plantel deberá informar la situación al padre o acudiente y evaluar la necesidad de remitirlo a una institución hospitalaria.

Siempre es oportuno contar con el teléfono de la persona encargada de brindar atención en salud e informar a qué entidad de salud se encuentra afiliado el estudiante.

Asimismo, es importante comunicar por escrito a las directivas del colegio y su área médica o de enfermería si su hijo sufre alguna enfermedad, si es alérgico a medicamentos o alimentos, o si tiene restricciones para hacer actividades deportivas que requieran esfuerzo físico.

Infórmese sobre el plan de prevención de desastres del colegio. Es conveniente que todo plantel educativo desarrolle y socialice un plan de prevención de desastres, que incluya conocimiento del panorama de riesgos, capacitación de sus maestros y realización de simulacros.

Tanto estudiantes como profesores deben identificar los sitios con mayor probabilidad de incendio. Igualmente, el estado, resistencia y funcionalidad de la edificación debe ser evaluado para tomar medidas preventivas.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp
Convierta a El Heraldo en su fuente de noticias
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1. Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2. Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3. EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4. Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.