Descripcion de la foto
Por: Gerardo R. Correa M.

Hallan ahogado al turista alemán desaparecido en Pozo Azul, Minca

La intensa búsqueda del ciudadano alemán Tim Fronlinch culminó con el hallazgo de su cuerpo sumergido a 50 metros del lugar donde fue arrastrado por una súbita creciente en el sector.

El cuerpo del turista alemán Tim Fronlich, de 22 años, que el domingo por la tarde desapareció en aguas del río Minca, fue encontrado 20 horas después en las profundidades de Pozo Azul, el sitio en donde se había lanzado pese a la advertencia de un salvavidas.

El cadáver fue encontrado por buzos rescatistas que llegaron a la ciudad procedente de la capital del Atlántico para cumplir con la misión. Defensa Civil, bomberos y policías, colaboraron en la búsqueda.

 “Triste que esto haya ocurrido, más aún cuando se le hizo la recomendación”, dijo el comandante de la policía metropolitana de Santa Marta, coronel, Gustavo Berdugo.

Este sitio turístico ha sido sinónimo de tragedias, pues allí se han ahogado varios turistas. En septiembre 2015 un menor de edad, murió por inmersión cuando disfrutaba de un baño en el y hasta donde había llegado junto con varios compañeros del colegio en el marco de una jornada de campo.

En diciembre de ese mismo año la víctima fue un guía turístico, luego que le hiciere una demostración a un grupo de bañistas de la forma cómo arrojarse desde una piedra.

Pozo Azul es la más  famosa de todas las atracciones que tiene Minca como balneario. Es  una formación natural enclavada en las montañas de la Sierra Nevada de Santa Marta, que hace las veces de una piscina.

Ante el estado del afluente y la peligrosidad que reviste el sitio, se ordenó a los operadores turísticos no ofrecer visitas a ese balneario.

Igualmente se hizo una recomendación general a la comunidad para que este tipo de incidentes no se vuelvan a presentar.

“Triste que esto haya ocurrido, más aún cuando se le hizo la recomendación”, dijo el comandante de la policía metropolitana de Santa Marta, coronel, Gustavo Berdugo.

Este sitio turístico ha sido sinónimo de tragedias, pues allí se han ahogado varios turistas. En septiembre 2015 un menor de edad, murió por inmersión cuando disfrutaba de un baño en el y hasta donde había llegado junto con varios compañeros del colegio en el marco de una jornada de campo.

En diciembre de ese mismo año la víctima fue un guía turístico, luego que le hiciere una demostración a un grupo de bañistas de la forma cómo arrojarse desde una piedra.