Libros | EL HERALDO

¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
INGRESAR Explora tu perfil

Amigo lector,

Haz disfrutado 5 de 10 contenidos gratuitos.

Nuestro deseo es que continues informandote y disfrutando de todo nuestro contenido, por eso te invitamos a iniciar sesión ó crea tu cuenta gratis en nuestro portal.

SUSCRÍBETE
Cubierta de ‘Pánico’, publicada en 2019 por Rey Naranjo Editores.
Cortesía.
Libros

Entrar en ‘Pánico’: un trastorno psiquiátrico visto desde el cómic

En su novela gráfica, Ana María López aborda con humor y en detalle cómo la agorafobia afectó su relación con el mundo.

Un día, sola en su casa y recién llegada de la calle, Ana se acuesta en su cama y siente que algo, un monstruo amorfo y cambiante, se abre paso por una grieta de su cuerpo y empieza a salir. Una “cosa abstracta”, la describe así, pero a medida que su presencia se torna recurrente le asigna otros nombres: una posesión satánica, una angustia sin control, una “mierda maldita” que le dificulta la respiración, la hace sudar frío, le acelera el corazón y la invade con preguntas cotidianas, pero desestabilizadoras.

Desde entonces Ana, una adolescente que sentía que todo marchaba bien en su casa y su vida, empieza a sufrir los ataques repentinos de esa criatura etérea que le impide relacionarse tranquilamente con los otros y consigo. La protagonista cancela salidas con amigos, huye de las aulas de clases, interrumpe sus relaciones sexuales y renuncia a eventos en compañía de su mamá y de su hermana. 

Esta es la historia de Pánico (Rey Naranjo, 2019), novela gráfica de Ana María López en la que la autora aborda un trastorno psiquiátrico de agorafobia y el proceso que va desde su origen hasta el descubrimiento de una salida o ayuda profesional.

Las enfermedades mentales suelen ser vistas como falta de actitud, no como enfermedades.

En entrevista con EL HERALDO, López, que en 1997 vivió lo mismo que el personaje que lleva su nombre, contó que dibujó la cosa abstracta tal como la sintió en su momento, “como un rasguño o grieta del pecho”.  La conversación mental que tenía durante los ataques le parecía “monstruosa”, así fuera su misma voz quien le hablara. “Entonces decidí que fuera un monstruo amorfo y cambiante, a veces grande, a veces pequeño, pero siempre etéreo”.

En su obra, a veces con abundante texto, el lector encuentra, como un reflejo de los cambios de humor de la personaje, una banda sonora con temas como Hola soledad o Baby One More Time. Entre brotes de humor, el dibujo no teme doblarse y quebrarse a la par del conflicto de la protagonista. Durante sus ataques de miedo, la línea negra sobre fondo blanco cambia a una especie de negativo de líneas blancas con fondo negro, evidenciando el tenebroso desdoblamiento de Ana y las interpelaciones que le hace la voz de su trastorno.

La ilustradora nacida en Medellín en 1980 explica que su cómic empezó como un “padecimiento real”.  Después de su tratamiento, tuvo el deseo de hablar sobre ello. En escritos y dibujos reunió y describió las sensaciones, “como una forma de desahogo, de entendimiento y conocimiento personal”. Este material le dejó “un registro” que le pareció necesario compartir, “porque en esa época me sentí muy sola y las enfermedades mentales eran más tabú que ahora”.

Casi dos décadas después del tratamiento, tomó durante 6 meses un Diplomado de Novela Gráfica en la Academia de San Carlos de la Universidad Nacional Autónoma de México, donde tuvo la idea de llevar su experiencia al proyecto de grado. En 2018, devuelta a su ciudad natal, lo envió a participar en las Becas de Creación de Novela Gráfica de la Alcaldía de Medellín, y al ganársela tuvo cuatro meses más para trabajarlo. Le tomó alrededor de un año darle fin. La inmersión en su pasado y la descripción de viejas sensaciones fue “tan profunda que volví a sentir ataques de ansiedad mientras la hacía”.

La sensación de descendimiento, la fijación en ciertos detalles de los lugares o del cuerpo de la protagonista, están narradas en el cómic con una sintaxis elocuente de imágenes y textos, o de imágenes-textos que irrumpen con la voz de la criatura y descubren los silencios inquietantes de la vida de Ana. sobre su trastorno, la vemos decir: “Me saca de la realidad y me lleva a una hiperrealidad en detalle”; y es a ese terreno hiperexplicado y lúcido donde la autora conduce al lector de Pánico.

La autora Ana María López. Juan Silva.
Para sobrevivir emocionalmente

Cinco años le tomó a Ana –el personaje– conseguir ayuda profesional, tiempo en que creyó enloquecer y por eso evitó, aislada como en cuarentena, todo contacto social. López explica: “Las crisis de pánico, ansiedad o angustia paralizan por completo a quienes la sufren, les daña la calidad de vida e interfiere negativamente en cada uno de los campos de la vida”.

Las enfermedades mentales “suelen ser vistas como falta de actitud, negativismo y flojera, no como enfermedades”. Cuando empezó a sufrir la suya, como pasa en el cómic, había poca información al respecto, no había acceso a internet e ir a un sicólogo o a un psiquiatra “era mal visto, ni siquiera se consideraba”.

López también hace fanzines, ilustraciones por encargo y ha participado en diversas ferias de diseño. “Todo es como un caldo, una misma sopa en la que estoy sumergida. Los encargos de ilustraciones y el diseño son para tener con qué vivir económicamente, y el resto, los fanzines y creaciones más personales son para sobrevivir emocionalmente”. 

Sobre el campo del cómic —también conocido como arte secuencial, arte compuesto o noveno arte—, dice que Colombia está “atrasado con respecto a otros países, en cuanto a producción de los historietistas y edición por parte de editoriales”. Sin embargo, actualmente hay “una apertura para editar libros a quienes desde hace 10 años están produciendo historietas”. López dice confiar en esa apertura: “Muchos y muchas están descubriendo el mundo de las historietas diferentes a las de superhéroes, y ven allí posibilidades para crear y expresarse”, añade.

Una página de la novela gráfica.
La grieta

Según Mario Cárdenas, colaborador habitual de Revista Blast, enfocada en cómic, López “es una autora con una potencia gráfica que se adapta con rapidez y facilidad para narrar emociones y aflicciones íntimas, sentimientos y pensamientos, que en ocasiones se devoran su vida cotidiana”.  Por su parte, el escritor Antonio García dice que, lejos de un libro oscuro y depresivo, en Pánico “fluyen la música, el humor corrosivo y la ironía frente a la propia tragedia”, y agrega: “Quien abra estas páginas podrá encontrar otra forma, quizá más festiva, de enfrentar la adversidad”.

Dolorosa y feliz, Pánico es también una historia de superación en la que no hay superación, ya que deja claro que la grieta que elimina la frontera entre nuestro adentro y nuestro afuera, puede abrirse en cualquier momento, y la criatura amorfa salir.  

Evento ‘Épico’. Ana María López (1980), también conocida como ‘Cabizbaja’ en redes sociales, tendrá un encuentro a través de Zoom mañana a las 4:00 p.m. en el Club de Lectura enmarcado en la edición 2020 del Festival Épico (Instagram @festivalepico) de la Fundación Círculo Abierto. Requiere inscripción previa.

Facebook
Twitter
Messenger
Whatsapp

Más noticias de:

  • Agenda Cultural
  • Artes Visuales
  • cómics
  • evento
  • festival en barranquilla
  • Libros en Colombia
COVID-19 🔴 3.721 nuevos contagios y 122 fallecidos 🔴 Los nuevos casos se dieron en Bogotá (1286) 🔺 Barranquilla (533) 🔺 Cartagena (328) 🔺 Antioquia (315) 🔺 Atlántico (312) 🔺 Nariño (189) 🔺 Valle (183) 🔺 Sucre (142) 🔺 Cundinamarca (56) 🔺 Santander (48) 🔺 Chocó (35) 🔺 Córdoba (33) 🔺 Cesar (32) 🔺 Bolívar (31) 🔺 Amazonas (29) 🔺 Tolima (28) 🔺 Cauca (23) 🔺 Guajira (22) 🔺 Magdalena (20) 🔺 Santa Marta (19) 🔺 Meta (16) 🔺 Norte de Santander (16) 🔺 Boyacá (13) 🔺 Huila (6) 🔺 Risaralda (3) 🔺 Casanare (2) 🔺 Caquetá (1) 🔺 Putumayo (2) 🔴 X
La sesión ha sido cerrada con exíto
Por favor, complete su información de registro aquí
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web