Últimas noticias

La avioneta se partió en dos partes al caer.
19:16

La aeronave estaba aterrizando en el aeropuerto de...

18:49

Los nuevos cargos tienen que ver con las capturas a finales...

18:43

A Elizenis Muñoz le fue imputado el delito de fuga de...

Esta es la calle con la problemática en el barrio Villa Salamar de Soledad.
18:36

Residentes del sector afirman que  cada vez que llueve...

En el Por Fin hay oscilación de voltaje y en Santo Domingo un transformador tiene fallas.
18:33

Servicio de luz, una preocupación en el Por Fin y Santo...

Rafael Mejía López, presidente de BMC.
18:26

Rafael Mejía López, presidente de la Bolsa Mercantil de...

Así lucen las obras de canalización que se realizan en el arroyo del sector.
18:08

Los vecinos de la calle 39 con carrera 18 del barrio San...

Inauguración de la embajada de Guatemala en Jerusalén.
17:46

Los congresistas, encabezados por Andrea Villagrán,...

Foto institucional entre los asistentes, las directivas académicas, los ponentes internacionales invitados y demás invitados especiales.
17:43

El evento fue organizado por la Facultad de Derechos y...

17:10

Harry pronunció un discurso sobre el trabajo de su padre,...

El titulo es:Deiman Reyes, el barranquillero que sueña con llegar a la NBA

Deiman Reyes, el barranquillero que sueña con llegar a la NBA

El joven de 16 años es uno de los escasos colombianos que viaja a Estados Unidos a jugar baloncesto y a estudiar, completamente becado.

César Bolívar
César Bolívar
Deiman Reyes tiene una estatura de 2,3 metros. César Bolívar

Temas tratados

El joven de 16 años es uno de los escasos colombianos que viaja a Estados Unidos a jugar baloncesto y a estudiar, completamente becado.

Su estatura en un principio fue un problema. En un país en el que los adolescentes tienen un promedio de estatura entre 1,50 y 1,60, no cualquier joven a los 13 años supera el metro con 85 centímetros. En el colegio lo molestaban por su altura y el tamaño de sus zapatos, pero esas condiciones físicas que lo acomplejaban un poco y las facilidades que le brindan para la práctica de baloncesto le significaron una beca en un colegio de Estados Unidos para estudiar y jugar ese deporte. 

Ese es Deiman Dayán Reyes Cassiani, un joven que ya tiene 16 años de edad y 2 metros con 3 centímetros de estatura. El gigante del barrio Valle, donde nació y creció, viajó ayer al país del norte buscando dar sus primeros pasos para llegar al mejor baloncesto del mundo. Inicialmente estará en la escuela Redemption Christian, en el estado de Massachusetts, donde aprenderá inglés y se adaptará al estilo de juego.

“El baloncesto en mi vida empezó hace muy poco, no lo esperaba, pero ha sido una experiencia muy buena. Gracias a Dios me está yendo muy bien y me siento muy orgulloso de ser una promesa en el baloncesto colombiano”, expresó Deiman a EL HERALDO un día antes de su partida. 

“Tengo muchas expectativas de lo que pueda pasar. Espero esforzarme día a día e ir mejorando para poder cumplir mi sueño que es jugar en la NBA”, agregó.

El joven barranquillero se sumergió en el mundo de las cestas hace tres años y a los doce meses de estar entrenando, empezó a asombrar y a mostrar sus cualidades en los diferentes torneos nacionales. Los entrenadores de las ligas de básquet del país le pusieron el ojo. 

En junio del año anterior participó, con 16 años, representando a la Liga del Atlántico, en un torneo nacional sub-17 en Bucaramanga. En este certamen fue elegido como el mejor jugador. Y es que este no fue el único premio para Deiman en ese campeonato. Sin él saberlo, en la tribuna se encontraba Ollie Goulston, un cazatalentos del baloncesto estadounidense, que acumula muchos años de trayectoria en este deporte. 

Goulston se fijó en Reyes e inmediatamente inició el proceso para llevar a la joven promesa al exterior. 

“Me gusta el potencial de Deiman. Tiene buen físico, juega duro y es atlético. Ahora empieza un largo proceso donde deberá ser persistente y tener humildad para lograr su sueño de llegar a la NBA”, señaló el scout.

Muchos sacrificios son los que le ha tocado hacer a Deiman para poder mantener un muy buen nivel de juego. 

“Lo más duro es no poder pasar tanto tiempo con mi familia. Normalmente me levanto muy temprano para llegar puntual al colegio, luego voy a entrenar con mi equipo al parque de la Electrificadora y estoy regresando a mi casa en la noche a hacer las tareas del colegio. Esto hace que no pueda compartir mucho con mi papá, mi mamá y mi hermana”, explicó.

Nelvis Cassiani y Ángelo Reyes, padres de Deiman, no pueden disimular la emoción por todo lo que le está pasando a su hijo. 

 

“Al año de haber empezado, ya estaba jugando torneos nacionales”, Harold Hoyos, entrenador de Los Tiburones.

“Es una gran satisfacción para mí y para toda la familia que nuestro hijo esté pasando por este momento. Estoy seguro que puede dar mucho más y llegará más lejos aún”, afirmó don Ángelo.

Una persona importante para Deiman es Harold Hoyos, quien lo recibió en su equipo Los Tiburones y ha sido su mentor desde que empezó a practicar el baloncesto.

“Aquí a Los Tiburones llegué hace tres años. Aquí empezó mi vida en el baloncesto. Me han acogido muy bien, son personas muy agradables. Ellos son más que todo mi segunda familia. Veo al profesor Harold como mi segundo papá, gracias a él yo soy quien soy ahora mismo”.

El entrenador barranquillero no oculta el orgullo que siente al saber todo lo que va a vivir un joven que ha tenido un gran cambio desde que entró a su club. 

“El era un niño grande que nunca había hecho deporte y eso hacía que tuviese muchos problemas de motricidad gruesa y problemas también de tipo social. Poco a poco lo empezamos a llevar, al año ya estaba jugando torneos y las diferentes ligas nacionales ya lo querían”, dijo Hoyos.

Un aspecto con el que ya no tendrá que lidiar estando en Estados Unidos es el tema de conseguir zapatos, otro ‘deporte’ que requería maratónicas, desgastantes y frustrantes jornadas en los almacenes. Su talla no es muy comercial en la ciudad.

“Calzo 47, conseguir zapatos es una pequeña travesía porque aquí es muy difícil encontrar un zapato de mi talla. Los zapatos de baloncesto me los mandan de Estados Unidos con la ayuda del club, el problema son los zapatos que uso a diario, tengo que buscarlos como sea”, expresó el joven. 

El periodo de adaptación no solo será con el idioma, Deiman deberá acostumbrarse a una cultura diferente a la de Barranquilla. Ahora vivirá dentro de la escuela y tendrá una alimentación un poco diferente a la habitual. También debe afrontar lo que puede resultar un poco más difícil, el estar lejos de su familia y de sus amigos. Todo vale la pena por su gran sueño.

Temas tratados

Noticias más populares

  • EN EL HERALDO
  • EN Deportes
  • EN VÍDEOS
  • EN FOTOS
¡Hola!
¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
sssssss
La sesión ha sido cerrada con exito
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web
En vivo análisis de la jornada electoral
Continuar al sitio
Noticias más leídas del 2017 1