Últimas noticias

Nissan X-Trail,  una de las camionetas todoterreno  presentes en Autofest.
00:28

Desde hoy hasta el domingo se llevará a cabo la feria...

00:05

Expertos aseguran que acompañar a los hijos es la clave...

Pocas personas se ven en las salas de espera.
00:00

El representante de los usuarios informó que hace más de 2...

Pauline Younes secretaria embajada de Francia(i).
00:00

Primera secretaria de la embajada de Francia en Colombia...

Los 65 grumetes de la Escuela Naval de Suboficiales ARC Barranquilla se despiden antes de zarpar.
00:00

El histórico velero zarpó ayer desde el muelle de la Dimar...

David Goffin, principal tenista del equipo belga.
00:00

David Goffin y Lucas Pouille disputarán hoy el primer punto...

La afición tiburona acompañó al equipo hasta el final.
00:00

Los hinchas tiburones aseguran que se puede remontar en...

Plenaria del Senado de la República.
00:00

Algunos senadores del Partido Liberal no votarían el...

De izquierda a derecha: Carlos Rosado, Eduardo Verano, Mauricio Cárdenas y Ricardo Plata.
00:00

Cárdenas se reunió con el gobernador Verano y los...

El presidente Santos se dirige a los asistentes.
00:00

El mandatario afirma que su gobierno ha invertido $90...

Rubén Darío Hernández jugando para la Selección Colombia ante Israel, en el repechaje al Mundial de Italia.
Rubén Darío Hernández jugando para la Selección Colombia ante Israel, en el repechaje al Mundial de Italia.

Entrevista Con el exjugador colombiano

“Chará es lo más parecido a mí en lo futbolístico” Rubén Darío Hernández

El titulo es:“Chará es lo más parecido a mí en lo futbolístico” Rubén Darío Hernández
X

Te leo

Es un servicio exclusivo para usuarios registrados en nuestro portal.Te invitamos a crear una cuenta. Si ya la tienes, por favor inicia sesión para comenzar a usar este servicio.
Iniciar sesión

El exdelantero quindiano, de 52 años, habla de su presente y de todo lo que vivió en su etapa como jugador, donde siempre fue un ‘dolor de cabeza’ para el Junior. Se confiesa un admirador de Yimmi Chará y el actual equipo rojiblanco, dirigido por su amigo, Julio Comesaña.

Rubén Darío Hernández cambió el fútbol por la docencia. El exdelantero quindiano, de 52 años, que alcanzó a anotar 189 goles en el fútbol colombiano, se dedica hoy a dar clases en un colegio y en una universidad del Quindío.

‘Rubencho’ o ‘El muchacho de la carrera alegre’, como también le decían, habló con EL HERALDO de su presente y de su carrera, expresando ese deseo que siempre tuvo de vestir la rojiblanca del Junior y la admiración que siente por el fútbol de Yimmi Chará. “Tiene todas las condiciones y las cualidades que yo tenía”, manifestó.

P. ¿Qué hay de la vida de Rubén Darío Hernández?

R.

Después del retiro me dediqué a estudiar. Soy profesional en licenciatura en educación física y deportes de la Universidad del Quindío. Actualmente estoy cursando la maestría en gerencia y administración deportiva en la Escuela Nacional del Deporte. He realizado varios diplomados, además de otros cursos donde me he actualizado. En estos momentos estoy trabajando en el Gimnasio Inglés, colegio privado del departamento del Quindío, y como catedrático en la Universidad del Quindío.

P. ¿Después del retiro tenía claro lo que quería hacer con su vida?

R.

Siempre me gustó mucho lo que es la parte académica. Mi perfil siempre se encaminó a esto, la enseñanza, la docencia. Tuve la fortuna de poder estudiar y hacer lo que realmente quería después del retiro del fútbol. Estoy feliz con el enfoque que le di a mi vida.

P. ¿Qué es lo que más destaca de su carrera como futbolista?

R.

Yo creo que todo, pero ante todo el profesionalismo que tuve en los clubes que representé y en la Selección. Estoy muy orgulloso de todo lo que hice en el fútbol, disfruté al máximo mi carrera y siento que dejé una huella importante, tanto como futbolista como persona.

P. Acá en Barranquilla cada vez que se pregunta por un delantero que haya amargado mucho al Junior, todos se acuerdan de Rubén Darío Hernández, porque cada vez que jugaba contra el Tiburón le marcaba…

R.

(Risas) Sí, le marqué bastantes goles al Junior… Yo en Barranquilla siempre me sentí fabuloso jugando al fútbol. A pesar de que no jugué en Junior, siempre me identifiqué mucho con el clima, la gente, el estadio y todos los elementos que rodean a la ciudad. Y contra Junior ratifiqué esa condición de goleador. Yo soy de los que digo que cuando uno es goleador, al que esté al frente hay que metérsela, no hay que perdonar nada y con Junior siempre me fue bien.

P. ¿Cuál de todos los goles que le hizo al equipo rojiblanco es el que más recuerda?

R.

Hay un gol que le hice a Junior en Bogotá, con Santa Fe, que recuerdo muchísimo, porque se lo marqué a uno de los mejores Junior que yo haya visto, que fue al que salió campeón con el ‘Pibe’, Valenciano, Pacheco y toda esa banda impresionante que tenían. Yo estaba en la mitad de la cancha, de espalda al arco, la pelota, de un saque, hizo un rebote, yo la paré con el pecho y, sin dejarla caer, me volteé y logré impactarla para vencer a Pazo. ¡Un golazo!

P. ¿Cuál fue el arquero que más venció y el que más dificultad le causó?

R.

El que más dificultad me generó fue Falcioni, le hice muy poquitos, porque era un gran arquero en toda la extensión de la palabra, por su estatura, por su condición física, porque no había por donde hacerle un gol. Y a los que más les marqué, creo que a José María Pazo, René Higuita y ‘Chito’ Torres. Nunca fallaba contra ellos.

P. ¿Por qué hoy no se ven tantos delanteros goleadores como antes, cuando se destacaban jugadores como usted, Valenciano, Aristizábal, Iguarán, J.J. Tréllez o el ‘Pipa’ de Ávila, entre otros?

R.

Uno también se pregunta el porqué. Hoy en día las escuelas de formación cuando tienen un jugador que muestra condiciones lo quieren vender de una, sin dejarlo madurar, porque el fútbol se volvió un negocio. Entonces, no se trabaja de gran manera en la base y el que muestra una condición importante lo venden rapidísimo, volándose etapas del proceso de formación.

P. ¿Cuál es el jugador de la actualidad que se asemeja más a su fútbol?

R.

A mí hoy en día me gusta mucho Yimmi Chará. Aquí en Armenia, en Pereira, en Manizales y toda esta región cafetera, todo el mundo me dice que Chará es lo más parecido a mí en lo futbolístico. Primero por la estatura, que es muy similar, y segundo por la habilidad, la rapidez con el balón, la intuición, lo colectivo y lo contundente que es a la hora de definir, porque no es egoísta. Yimmi tiene todas las condiciones y cualidades que yo tenía.

Junto al ‘Pibe’, Asprilla, ‘Aristi’ y ‘Chicho’, entre otros.
Junto al ‘Pibe’, Asprilla, ‘Aristi’ y ‘Chicho’, entre otros.

P. Usted tenía más gol…

R.

Sí, claro, yo era más goleador. Chará tiene una condición mejor que la mía, porque es más colectivo en la mitad del campo, es un jugador que puede generar la jugada ofensiva desde sus pies, mientras que yo era más contundente de tres cuartos de cancha hacia arriba.

P. ¿Por qué nunca jugó en Junior, si siempre su nombre sonó con fuerza?

R.

Yo no sé, las cosas de la vida. En uno de mis mejores momentos como goleador, recuerdo que Édgar Perea (q.e.p.d.) habló con Fuad Char para que yo fuera al Junior. Teníamos prácticamente todo listo. Yo quería ir, era mi anhelo, estaba muy contento. Incluso facilité mucho las cosas en lo económico por la satisfacción de ir a Junior, porque yo sabía que allá me querían, me iba a sentir muy bien e iba a rendir. Pero algo pasó que la negociación no se pudo realizar y quedamos muy tristes en realidad, porque el sueño de Édgar Perea era que yo jugara algún día en Junior y no se pudo.

P. Pero tuvo un paso fugaz por Unicosta, sobre el final de su carrera…

R.

 Sí, ese paso por Unicosta fue más por el deseo de uno de los directivos del Unicosta y del profe Comesaña, que quiso ayudar a este equipo. Yo ya estaba terminando mi carrera, con el deseo todavía de ir a jugar a Barranquilla. Incluso decanté otras ofertas por estar allá. Desafortunadamente llegué y tuve una lesión que no me permitió jugar, pero estaba en muy buena condición goleadora y física. Entonces, más por respeto a la gente, al profe Comesaña y a mis compañeros, decidí que lo mejor era regresarme a Armenia.

P. ¿Qué opinión tiene de Julio Comesaña, actual técnico del Junior?

R.

Yo trabajé con él en Santa Fe y en ese corto paso por Unicosta. Es un hombre de mucho conocimiento, no solo del jugador colombiano y de nuestra cultura, sino del fútbol en general. En Santa Fe más que un entrenador fue un amigo, un hombre ético, que mostró esa grandeza como persona y ser humano. Por eso quise ir al Unicosta, porque el profe estaba ahí. Guardo los mejores recuerdos de él.

P. ¿Qué recuerda de su paso por la Selección Colombia y de lo que vivió en Barranquilla, en aquel proceso eliminatorio al Mundial de Italia 90?

R.

Guardo los recuerdos más maravillosos en mi mente y en mi corazón, no solo en lo futbolístico, porque la afición en Barranquilla es la que muchas veces hace que se ganen los partidos, no es solo la alta temperatura, es el clima que se vive en cuanto a la pasión, el clima sentimental, el clima alegre y fantástico que rodea a la Selección en Barranquilla. Recuerdo que cuando hice el gol a Paraguay para clasificar al repechaje de Italia 90 se lo dediqué a la afición barranquillera. A pesar de que íbamos perdiendo, a pesar de que jugáramos mal, siempre la afición currambera apoyó. Por eso a nadie se le puede ocurrir sacar a la Selección de Barranquilla, ese es el daño más grande que se le puede hacer al fútbol colombiano.

P. La Selección volvió a su verdadera casa y los resultados saltan a la vista, clasificación a Brasil 2014 y Rusia 2018…

R.

Sí, es que fue un desacierto el haber sacado a la Selección de Barranquilla y se demostró más que nunca, con tantas eliminaciones. Barranquilla ha llevado a Colombia a cinco mundiales, con eso contextualizo todo lo que representa jugar en el ‘Metro’.

P. ¿Qué opinión tiene de la actual Selección Colombia y del técnico José Pékerman?

R.

Yo creo que esta Selección cuenta con una generación maravillosa. Tiene cosas muy positivas. Considero que se dejaron llevar un poco por el confort que cada uno de los integrantes tiene en sus vidas y en su fútbol, y de pronto ahí bajaron un poquito el nivel, pero demostraron que cuando el futbolista colombiano tiene la necesidad de entregar completamente todo el fútbol en la cancha por nuestra camiseta y por nuestra gente, realmente lo hace. Esta Selección ha sido una digna representante de nuestro fútbol. Y el profesor Pékerman ha conseguido los objetivos, con errores y virtudes, pero son más las cosas que resaltar.

 

P. ¿Rubén Darío Hernández tendría cabida en esta Selección?

R.

Yo creo que yo y varios de los que representamos a la Selección en generaciones anteriores tendríamos cabida. Entonces, siendo coherentes con lo que le estoy diciendo, quiero decir que Chará tenía que haber estado en esta Selección desde hace mucho tiempo, porque con el fútbol de Chará, que era muy parecido al mío, se podía potenciar más a este equipo.

P. ¿Cuál es el jugador de la actual Selección que más le gusta?

R.

Falcao es un hombre que transmite esa perseverancia y esas ganas de hacer goles siempre. James es el jugador diferente y Yimmi Chará, a mí, personalmente, me descresta mucho. También me gusta Carlos Sánchez, por lo que aporta a la estructura del equipo, y el arquero David Ospina.

P. ¿Qué significa para un jugador de fútbol jugar un Mundial?

R.

  Es lo más grande, lo que uno aspira a hacer siempre, representar a su país y vibrar con el himno de Colombia escuchándolo en un Mundial. En el fútbol, de ahí para adelante, no hay más nada.

P. ¿Cómo ve a Colombia de cara a este Mundial de Rusia 2018?

R.

Yo a la Selección la veo bien, creo que hay motivos para pensar que va a tener una gran actuación. Lógicamente que les queda el tiempo suficiente para corregir muchas cosas, tanto a nivel táctico, estructural y organizativo. A nivel directivo, tienen una gran experiencia de lo que se debe hacer y lo que no se debe hacer antes y en el Mundial. Colombia debe ser mucho más exigente en cuanto a los partidos amistosos y en cuanto al tiempo y la calidad del trabajo.

P. ¿Cuál es el equipo que más le gusta actualmente en el fútbol colombiano?

R.

Junior y Tolima. El primero apuesta mucho por el espectáculo y ha hecho una gran campaña sin traicionar su estilo, con excelentes jugadores. Y el segundo es un equipo organizado tácticamente, bien orientado por Gamero. Ambos desarrollan y ven el fútbol como a mí me gusta.

P. ¿De cara al futuro sueña con llegar a ser director técnico?

R.

No, yo, por ahora, estoy muy bien, estoy tranquilo y complacido con que todos esos conocimientos, que he adquirido con los estudios y toda la experiencia en el fútbol, los pueda trasladar a otras generaciones.

Noticias más populares

  • EN EL HERALDO
  • EN Deportes
  • EN VÍDEOS
  • EN FOTOS
¡Hola!

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
Regístrate
¿Quieres recibir notificaciones?
Si
No
Continuar al sitio
Regístrate

Recuerda que puedes usar tu cuenta de EL HERALDO en cualquiera de nuestros portales:

Inicia Sesión
La sesión ha sido cerrada con exito
DETECTAMOS QUE TIENES UN BLOQUEADOR DE ANUNCIOS ACTIVADO
La publicidad nos ayuda a generar un contenido de alta calidad
No quiero apoyar el contenido de calidad
X
COMO REPORTAR A WASAPEA
1) Agrega a tu celular el número de Wasapea a EL HERALDO: +57 310 438 3838
2) Envía tus reportes, denuncias y opiniones a través de textos, fotografías y videos. Recuerda grabar y fotografiar los hechos horizontalmente.
3) EL HERALDO se encargará de hacer seguimiento a la información para luego publicarla en nuestros sitio web.
4) Recuerda que puedes enviarnos un video selfie relatándonos la situación.
Ya soy suscriptor web